Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

GEA Westfalia celebró en IFEJA el XI Encuentro de Responsables y Maestros de Almazara

Maestros de almazara aprenden a ahorrar energía en la fábrica, abaratar costes y aportar valor añadido al aceite y a su producción

María José Álvarez13/09/2017

Saber aprovechar los residuos que genera el cultivo del olivar y la producción de aceite puede ser un modo muy eficaz para la almazara de ahorrar costes. Centenares de maestros de almazara lo aprendieron durante el XI Encuentro de Responsables y Maestros de Almazara organizado por Gea Iberia. La jornada se celebró el día 7 de septiembre en la Institución Ferial de Jaén (IFEJA) y fue inaugurada por el presidente de Gea Iberia, Álvaro Martínez; Francisco Reyes, presidente de la Diputación de Jaén; Jerónimo José Pérez, presidente del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de la Junta de Andalucía; y Ana Cobo, delegada del Gobierno andaluz en Jaén

La primera de las mesas redondas de la jornada versó sobre cómo hacer eficaz y eficiente una fábrica de aceite conociendo la legislación medioambiental vigente. Para José Antonio La Cal, profesor de la Universidad de Jaén y socio director de Bioliza, la eficiencia energética “tiene que ir asociada a la gestión integral y a la valorización de sus subproductos”. Dejando claro que “en algunos sentidos la normativa dificulta acciones de sostenibilidad al hacer compleja la tramitación ambiental”, el experto explicó que “eficiencia energética es reducir consumo de energía manteniendo la eficacia, y debe ser considerada como un aspecto de las gestión”.

Para La Cal Herrera, la eficiencia o gestión energética no consiste sólo en reducir costes, sino también en reducir el consumo de energía, lo que tiene connotaciones medioambientales y de sostenibilidad al disminuir las emisiones a la atmósfera y aminorar la huella de carbono. Esto, según su opinión, se vincula al márketing y a la posibilidad de encontrar clientes que lo valoren.

foto

¿Qué hacer para lograr una buena gestión energética en la almazara? A corto plazo, el experto plantea inversiones bajas y con recuperación rápida: optimización de la potencia contratada en las almazaras, cambiar hábitos de consumo y tener un sistema mantenimiento y prevención adecuados y bien protocolarizados que formen parte de la estrategia de la empresa y que no sean medidas aisladas.“Luego hay que hacer inversiones”, indica. Y señala entre ellas el invertir en sistemas eficientes de iluminación. “Hay que considerar ya la climatización: si la campaña sigue adelantándose habrá que invertir en frío para mantener buenas condiciones en todo el proceso productivo”, señala. Para ahorrar en la fábrica, el experto plantea estudiar cómo repercute el consumo energético en los costes de producción. “Hay que incidir en la fase del batido, que es donde se consume más energía. Se estima que el consumo de energía supone el 10% de los costes de producción de aceite, desde su cultivo. Sería muy interesante arañar algo aquí”, propuso.

También apuesta por trabajar la optimización en maquinaria móvil como tractores, picadoras... En cuanto al aprovechamiento de los residuos que se obtienen de la producción de aceite, indica que el del hueso de aceituna se está haciendo mal. ¿Por qué no se comercializa un producto aprovechable directamente? Se podría rentabilizar hasta 120 euros en vez de 60 que se obtienen actualmente”, explica.

En un futuro cercano, con el planteamiento de La Cal, la almazara debe convertirse “en un centro de producción de biocombustibles y energía. Con los restos de poda se pude hacer un producto para competir con el pellet. El hueso ya se está comercializando, pero el pellet tiene más recorrido que el hueso cuando no es mucho mejor combustible. Si el hueso se industrializara podría competir con el pellet, pero incluso logrando un precio más bajo. También se podría hacer con la astilla. Se trata de actividades que además permitirían romper la estacionalidad con la que trabajan actualmente las almazaras, que sólo tienen actividad tres o cuatro meses al año”, añadió. Como conclusión, La Cal insistió en la necesidad de “detectar oportunidades de mejora en la gestión, y tener un enfoque global. Conocer bien los costes, mejorar los hábitos de consumo y valorizar los productos, fundamentalmente los restos de poda, que están cerca de la almazara con toneladas de leña”.

foto
José Antonio La Cal, profesor de la Universidad de Jaén y socio director de Bioliza, explicó como se puede ser eficiente energéticamente en una almazara.

Ahorrar en los pequeños motores de la almazara

Del plano legal habló Juan de Dios Sánchez, de Ingerhindro, quién destacó que “al sector lo afectan unas 450 normas medioambientales”, lo que considera “una barbaridad”. Para él, es necesario “mejorar la eficiencia energética con aprovechamiento del hueso de aceituna y de la biomasa, y también del orujo desengrasado”. Así, explicó el trabajo que han hecho en su empresa sobre los costes de la molturación en energía eléctrica. Tanto directos como indirectos. Expuso un caso concreto de una almazara con más de seis millones de kilos de molturación, en la que el personal es el 35% de los costes, el mantenimiento el 24%, el agua el 1,1%, pero la energía es el 39% del gasto total de molturación. Y dentro de ese 39%, el 95% es el consumo de los motores de la almazara.

Recordó que los motores pequeños tienen muchas posibilidades de mejorar su eficiencia, algo que en los más grandes es menor. “Pero en una almazara hay muchos motores pequeños”, dijo. “La factura eléctrica es la clavada más grande para una almazara”, añadió. Según sus cálculos, un motor de la calificación de eficiencia energética más baja, del tipo IE1 tiene una eficiencia del 84,7%, pero si es IE2 es 87,7% (mejora 65 euros en una campaña si se traduce a euros) y si se llega a la máxima eficiencia posible, un motor del tipo IE4, el ahorro es de 157 euros por campaña. En el caso concreto de la almazara analizada se detectaron en todos los sistemas de molturación 141 motores. “Si yo los cambiara a IE2 el ahorro es de 8.000 euros. Si llego a IE3, en una campaña estaríamos ahorrando 13.000 euros”. Se estima que trabajando en esta línea se pueden conseguir ahorros de entre el 18 y el 42% con motores de alta eficiencia. Tienen menos pérdidas, se calientan menos, tiene costes más pequeños en el mantenimiento. El experto estimó que en muchos casos el cambio no supone una inversión tan elevada, como los motores que se pueden conseguir a 232 euros a precio de mercado sin descuento. “Se amortiza en dos años como mucho, y tienen una vida útil de diez años”, apuntó.

foto

Jose Ramón Segura (Iradu), destacó en su intervención que “el sector ha cambiado de forma radical en unos años”. Pero hace falta seguir modernizando. “Es un hecho que todas las almazaras no han recibido ayudas, y que nos hace falta dinero para la modernización. La eficiencia es una forma de conseguir recursos”, dijo. Segura dirigió su mirada a lo que ocurre con industrias nuevas que se están montando en otros países, donde están creciendo mucho partiendo “de nuestra experiencia”. Sin embargo, las almazaras que ya llevan muchos años en funcionamiento no pueden aplicar las innovaciones partiendo de cero, sino de su situación actual. “Ahí la innovación es difícil. No podemos desmontar la fábrica y hacerla nueva, pero si invertir todos los años un poco”, apuntó.

Señaló retos concretos a los que están enfrentando las almazaras. “Este año tenemos unas temperaturas altísimas, en algunos puntos nos comentan que tienen dificultades con el abastecimiento de agua... Ya hay bodegas con climatización. Vamos a cogenerar, hay muchas fábricas con capacidad, la competencia en otros países ya lo está haciendo. Ahora el precio está alto, pero cuando esté bajo será más importante para vender mejor nuestro producto, y también será importante vender la forma en lo que lo hacemos. Empecemos por la bodega. Las fábricas están informatizadas y tenemos muchos datos, esos imputs son importantes para tomar decisiones y mejorar las almazaras”, explicó. En este proceso destacó el papel de los maestros de almazara. “Los maestros tienen que decir lo que quieren para adaptar las fábricas a un nivel superior. Pero hay que analizar el agua, la energía... Adaptarnos a lo que están haciendo otros y revisar los costes gracias a los datos que nos están aportando las tecnologías con las que ya estamos trabajando, y que nos aportan mucho valor”, concluyó.

Ángel García, de Envero Ingenieros, dio algunos consejos prácticos básicos para comenzar a trabajar en las almazaras en tema de la eficiencia energética. Explicó el importante gasto que supone el consumo de energía eléctrica en los motores de la almazara y explicó las ayudas existentes para las reformas de eficiencia energética en la empresa. Se centró también en el problema de los vertidos. “Hace años hubo empresas que adaptaron equipos de otros sectores y que no han funcionado en las almazaras. Hoy se usan como quita multas pero no son efectivos”, dijo. García recordó que “hay balsas no sólo de evaporación sino también de almacenamiento, lo que mejora la capacidad. Pero estamos dejando que se evapore un recurso que es escaso”. “Animo a todos las cooperativas a trabajar los vertidos (…) La depuración sería una revolución”, añadió.

También abogó por la planta de compostaje. “Es cerrar el ciclo, lo mejor que se puede hacer. Tiene problemas de permisos y gestión, es cierto. Pero el compostaje es positivo también”, añadió tras llamar la atención de los maestros de almazara en la necesidad de ser muy cuidadosos en la sustitución. “Hay una burocracia severa y estricta. Para cualquier modificación. La experiencia es que primero se coloca la maquinaria y luego se legaliza, cuando primero hay que hacer consulta a Medio Ambiente. Si no se hace se puede considerar como infracciones graves, con sanciones desde 240.000 euros hasta más de 2 millones. Hay que hacer la consulta. La mayoría de almazaras tiene asesoría, hay que consultarle”, apuntó.

foto

Tras una mesa más que interesante, continuó el resto de la jornada con diferentes ponencias en uno de los actos anuales a los que GEA Iberia “pone más cariño”, tal y explicó el presidente de la entidad, Álvaro Martínez. Martínez destacó que el del aceite es un sector en crecimiento, con 57 países productos y más de 170 países consumidores. “El aceite de oliva es un producto global, cada año rompe fronteras y donde la producción, supera los 2,8 millones de toneladas desde hace varios años”. Insistió también en que la campaña genera 4.500 millones de euros en España, lidera en la producción de un bien que el año pasado su producción un 18%.

Para Martínez, sin embargo, hay frentes abiertos en el sector, como son la falta de lluvias, que pone el secano al límite de o la amenaza de la Xylella. Además, insistió en el peligro que supone para las inversiones y la apuesta por la calidad el no diferenciar en precio en aceites de mayor calidad. GEA, con una facturación de 4.500 millones de euros y 17.000 empleados, 500 en península IBÉRICA y 50 en Jaén es, según Martínez, “una industria que se esfuerza por conocer las necesidades del sector y adaptar a ellas su tecnología”. De ahí la celebración de este tipo de eventos y la apuesta por seguir innovando, como en el centro de Úbeda (Jaén), un “centro de excelencia mundial centralizado el conocimiento y exportación de proyectos de fabricación de almazaras”.

La evolución del sector aceitero, desde el prisma de Borges

Otra de las ponencias interesantes de la jornada fue la de Joan Puig, Procurement Manager OilsDivision de Borges, que analizó la evolución del sector aceitero. “En España se ha hecho una inversión brutal, en 20 años ha cambiado todo a mejor. Los otros países lo están haciendo muy bien también. Vivimos ahora en una nube, contamos las maravillas del aceite de oliva, pero si no generamos valor nos estancamos y en este mundo competitivo el que se estanca está muerto”, indicó.

Puig describió el aceite como un “producto noble, con gran tradición, saludable, con sabor inigualable” e hizo hincapié en que, en el mundo aceitero, “quien más ha evolucionado es España, su liderazgo es indiscutible”. Se refirió a que la variabilidad de las cosechas ha dificultado la estabilidad de los precios. “Hace unos años había desánimo por bajos precios, se hablaba de abandonar el cultivo, se cuestionaba la viabilidad y la rentabilidad. Hubo precios injustificadamente bajos, pero luego el mercado se disparó y se volvió volátil. Con dientes de sierra que hacen difícil la labor comercial”, apuntó, para destacar el hecho de que el aceite virgen extra y el lampante estén “pegados en precio” históricamente. “Antes se hablaba de 10 pesetas, ahora hay más diferencia”, señaló. “Hay además una mejora cualitativa en todo el proceso, brutal. Mejora que hay que reconocer”, añadió.

“El liderazgo español es cuantitativo y cualitativo, inunda el mundo de mensajes sobre las bondades del aceite, está mejorando posiciones en muchísimos países, abriendo mercados”, dijo, para continuar: “Pero no es tan fácil. Hay que trabajar, picar piedra. Y también hay que estudiar qué no hemos hecho bien. Hemos perdido años vendiendo aceites a granel. También ha habido poca promoción, y la calidad se ha empezado a cuidar hace poco. Durante muchos años, siendo los principales productores, no ejercíamos de líderes y otros sí lo hacían.

foto
Joan Puig, Procurement Manager OilsDivision de Borges, que analizó la evolución del sector aceitero.

Insistió en que, pese a que cada vez hay más producción de virgen extra, hay techo para mejorar en las calidades. “La comercialización no debe preocuparnos mucho si lo hacemos bien. Pero hay que aportar más valor al negocio. La sostenibilidad es positiva, y hay que hablar bien de todo el aceite de oliva, de los distintos tipos de aceite de oliva. Hay que encariñar al consumidor. Con obsesión por tener la mayor calidad posible”, indicó. Se refirió al panel test como algo “indispensable para dar el aceite que realmente queremos dar”. Pero, a su juicio, “hoy el panel test crea inseguridad jurídica en las empresas como método subjetivo. Hay que solucionarlo con alternativas. Es el único producto del mundo sometido a criterios subjetivos”, indicó.

Insistió también en la necesidad de ajustar el momento de la valoración de los catadores al tiempo de la comercialización, para no dar al consumidor un producto de una categoría que ya no se corresponde a la etiqueta. “Yo también tuve 18 años una vez”. Bromeó. “El aceite pierde con el tiempo, la única manera de luchar contra eso es hacerlo todo escrupulosamente bien” y expuso el riesgo de defraudar al consumidor si lo que percibe es inferior a lo que le habíamos anunciado. “Lo podemos confundir si hablamos negativamente de una parte de los aceites de oliva. Estamos confundiendo si hablamos despectivamente de algún tipo de aceite. También corremos el riego de banalizar el producto si solo queremos vender barato. El producto con el que trabajamos lo tiene todo. ¿Cómo vamos a permitir que se venda barato?”

Sobre la ‘Transformación digital de la actividad agrícola’ hablaron Evaristo Nogales, responsable de marketing y estrategia digital en Sngular; Javier Pérez Caro, consultor de Managment, profesor, speaker y mentor de #startup y Javier Gámez García, director de la OTRI de la Universidad de Jaén. Además, GEA presentó a los asistentes su programa GEA Finance, para ayudar a las cooperativas y almazaras a obtener financiación destinada a mejorar las instalaciones de sus fábricas.

El broche final lo puso el ex entrenador del Real Madrid y de la Selección Española de Baloncesto, Javier Imbroda, quien habló a los asistentes de cómo gestionar una empresa con tensión, poco tiempo y objetivos muy claros haciendo símiles entre un equipo deportivo y el trabajo cooperativo en una almazara.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con las condiciones de uso.

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

The Silver Olive Tree - Cotización del aceiteAEMODA - Asociación española de maestros y operarios de almazara

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS