Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

* Presentados los Libros Blancos de las TIC en el Sector Agroalimentario

Redacción oviespana.com02/05/2011

La Consejería de Fomento de la Junta de Castilla y León yla fundación Fundetec han presentado en Valladolid el conjunto de los cinco ‘Libros Blancos de las TIC en el Sector Agroalimentario’, que realiza un análisis de la situación de las empresas en relación con las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) según las características propias de cada subsector, y ofrece casos de éxito y recomendaciones para que éste mejore.El objetivo de esta serie de cinco libros (uno genérico y, cuatro más, sobre los subsectores vitivinícola, cárnico, lácteo y panadero-repostero) es convertirse en manuales de referencia TIC para el sector a nivel nacional. Entre las principales conclusiones, se extrae que las tecnologías ayudan a las empresas a optimizar las actividades de valor del proceso productivo, mejorando así la competitividad y el empleo eficiente de recursos.La presentación ha tenido lugar en el marco del ‘I Taller Nacional de Tecnologías aplicadas al Sector Agroalimentario’; organizado por las entidades ya mencionadas y promovido por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio en el marco del Plan Avanza 2, ha contado con la colaboración del Centro Experimental del Conocimiento (CEXC) y la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB).Durante la inauguración, la directora general de Telecomunicaciones de la Junta de Castilla y León, Carolina Blasco, ha afirmado que “El mundo empresarial ha de estar preparado para afrontar nuevos retos con fórmulas imaginativas y, en este contexto, las TIC son el instrumento para transformar las ideas en proyectos. Hoy en día deben verse las TIC, más que nunca, como una inversión, no como un gasto”.Por su parte, el director general de Fundetec, Alfonso Arbaiza, ha insistido en la importancia de que todos los agentes implicados lleven a cabo una labor de sensibilización para dar a conocer entre las pymes y los autónomos las ventajas que pueden obtener mediante la implantación de las TIC, ya que sin ellas estarán perdiendo serias oportunidades de negocio. No obstante, ha subrayado que “las empresas deben asumir la importancia de adoptar las TIC como única vía para que España alcance un grado de tecnificación equiparable al que presentan otros países de nuestro entorno”.

Diagnóstico tecnológico
La industria agroalimentaria lidera el sector manufacturero en España, con un resultado de ventas de 84.600 millones de euros (el 14% del de ventas de la industria) y el 8% del PIB español, y genera más de 400.000 empleos, según datos de FIAB. Otra característica relevante del sector es su elevada atomización: se encuentra constituido principalmente por pequeñas y medianas empresas, de las cuales un 78% corresponde a microempresas que emplean a menos de 10 trabajadores.
La elaboración del Libro Blanco se ha basado en 700 encuestas realizadas a empresas (en su inmensa mayoría pymes y trabajadores autónomos) de todo el territorio nacional distribuidas por subsectores: 195 del cárnico, 115 del vitivinícola, 195 del lácteo y otros tantos del panadero-repostero.
De este diagnóstico tecnológico se desprende que las características estructurales y de diversificación de las industrias agroalimentarias, las necesidades de control y calidad de los productos y las nuevas formas de consumo demandan una importante tecnificación del sector. Las TIC son herramientas clave para mejorar la productividad, impulsar la competitividad y ayudar a las empresas agroalimentarias a posicionarse en el mercado.
Desde hace unos años, la industria agroalimentaria está embarcada en un proceso de tecnificación e implantación progresiva de herramientas TIC. Esta tendencia se está potenciando y extendiendo a todos los agentes y eslabones del proceso productivo para favorecer la gestión integral -desde la materia prima hasta la comercialización del producto- mediante sistemas de comercio electrónico, pasando por el control industrial y la gestión empresarial.
Así, 9 de cada 10 empresas del sector agroalimentario disponen de infraestructura tecnológica básica (PC, escáner, etc.) y cuentan con acceso a Internet. En este sentido, destacan las industrias cárnicas, donde prácticamente la totalidad de las empresas españolas (98%) dispone de infraestructura, frente al 79% de las empresas del sector panadero-repostero.
Las soluciones en movilidad se han convertido en una necesidad para muchas empresas del sector. El 43% de las empresas agroalimentarias de los cuatro subsectores analizados cuenta con dispositivos móviles avanzados. En este aspecto, la industria vitivinícola supera al resto, con un 49 % de las empresas que utiliza este tipo de dispositivos, siendo las industrias lácteas las que menos los utilizan.
Análisis TIC por subsectores
A nivel nacional en todos los subsectores, destaca el uso de Internet para la búsqueda de información (92%), aunque están muy extendidos otros usos, como el correo electrónico (93%), la realización de operaciones bancarias (73%), gestiones con las administraciones (63%) y las relaciones con clientes y proveedores (73%). Entre las soluciones menos utilizadas, están el marketing electrónico (20%), búsqueda y selección de personal (14%), e-Learning (31%), análisis de mercados (17%) o promoción en redes sociales (17%).
El 58% de la industria agroalimentaria dispone de página web propia. El subsector vitivinícola es el que más tiene implantada esta herramienta (87%), y el que menos, el panadero-repostero (40%). En cuanto a la factura electrónica, 6 de cada 10 empresas del sector agroalimentario tienen implantada esta solución; el que más la utiliza es el subsector panadero-repostero (82%), ocupando la última posición el subsector vitivinícola (38%).
Por subsectores, las empresas cárnicas ocupan el primer lugar en la implantación de infraestructura básica y acceso a Internet. Sin embargo, cubiertas estas necesidades, las vitivinícolas son las que tienen implantadas más soluciones TIC de valor añadido, principalmente para la comercialización, marketing y ayuda a la exportación y conocimiento de sus productos.
El subsector panadero-repostero es el que menos usa las TIC. La falta de relevo generacional y el carácter local de las empresas son dos importantes barreras para la inversión en tecnología por parte de las pequeñas empresas y autónomos (caracterización empresarial dominante). Sin embargo, consideran fundamental el uso de tecnologías sencillas y de bajo coste directamente relacionadas con la gestión empresarial (son las empresas donde más implantadas están), como es la factura electrónica.
Recomendaciones y ayudas
También se recoge en este manual un análisis de las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades para la industria agroalimentaria. Tomando la situación de punto de partida en base a estas variables, aporta una serie de conclusiones o recomendaciones para minimizar las debilidades y amenazas e impulsar las fortalezas y oportunidades.
Las principales recomendaciones serían: diseñar líneas de trabajo comunes entre las empresas y los proveedores tecnológicos que den lugar soluciones TIC adaptadas a las necesidades reales de cada subsector analizado; facilitar soluciones tecnológicas totalmente escalables, sin necesidad de realizar grandes inversiones iniciales o de mantenimiento para su desarrollo; e incentivar acciones conjuntas de difusión por parte de la Administración nacional y regional, junto con los centros de I+D+i y las diferentes Figuras de Calidad, para dar a conocer al sector las nuevas oportunidades de negocio y gestión que ofrecen las TIC.
Otras secciones de interés del Libro Blanco son la de ayudas para pymes y autónomos, que recoge varias líneas de ayudas existentes para la adopción de las TIC dirigidas a empresas existentes de Castilla y León y otras cuatro de ámbito estatal, y la de páginas web y bibliografía, que incluye direcciones web sobre distintos aspectos o áreas de interés para el sector.

ENLACES DESTACADOS

Ovino

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

Las CC AA opinan sobre la nueva PAC (II): Cataluña

Teresa Jordà, Consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación: "Un punto clave de la PAC son los derechos históricos, en los que pienso que debería haber un amplio consenso para eliminarlos"

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS