Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
Novedad

Maderfibra ensamblable

Horticom News04/03/2005

4 de marzo de 2005

MDF presentó en Fruti Logística 2005 su nuevo desarrollo de envases fabricados en base a maderfibra, que no necesitan ningún tipo de cola o elementos de metal para montarlos. Con propiedades de impresión similares a las del cartón, MDF desarrolló un sistema formado por máquina de ensamblar + envases, que permite la fabricación de recipientes en una gama de tamaños muy variados.


MDF presentó en Fruti Logística 2005 su nuevo desarrollo de envases fabricados en base a maderfibra, que no necesitan ningún tipo de cola o elementos de metal para montarlos. Con propiedades de impresión similares a las del cartón, MDF desarrolló un sistema formado por máquina de ensamblar + envases, que permite la fabricación de estos recipientes en una gama de tamaños desde el tipo tarrina hasta los de transporte como 60 x 40, sin utilizar ningún elemento tercero para sujetar las láminas.

Las láminas que forman el envase pueden transportarse a distancias considerables, ensamblándose en el punto de utilización. Con ello se evita el tener que "transportar aire" y amplía considerablemente la distancia a la que resulta factible económicamente el transporte de estos envases.

Una labor previa al desarrollo del sistema ha consistido en la estandarización y homologación de las características técnicas de la maderfibra. Este es un conglomerado de virutas de madera de tamaño muy pequeño, unidas por presión.

Se utiliza en múltiples sectores -por nombrar uno de ellos solamente, común a todos nosotros, como base para los salpicaderos de los coches- . Cada sector requiere sus propias especificaciones y la labor inicial de MDF fue crear los estándares apropiados para un producto a usarse en envases de frutas y hortalizas, que además de resistencias de peso, debía ser capaz de resistir, tanto en cuanto a sus propiedades mecánicas como a la impresión, el almacenamiento en cámara.

En línea con las tendencias actuales en envases de otros materiales, al mismo tiempo que el nuevo envase se propone el uso de la tapa como elemento de decoración. Por el propio proceso de fabricación, es posible realizar todo tipo de "dibujos" en el envase, utilizando los espacios de ventilación como elemento decorativo. La resistencia del material permite que los fondos sean perforados, con lo que la ventilación se facilita.