Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Equipamiento para centros educativos
La tecnología presente en todo el proceso de aprendizaje

Colegio Alameda de Osuna, un proyecto educativo basado en la filosofía STEM

Cristina Mínguez26/09/2018

En una apuesta clara por integrar la tecnología con el aprendizaje, los alumnos del Centro Educativo Alameda de Osuna de Madrid disponen de dispositivos digitales desde los dos años, prestando especial atención a la incorporación curricular de tareas de programación, robótica, aplicaciones móviles e impresión 3D. Hablamos con el director de Educación Primaria y los profesores responsables del área tecnológica de cada etapa educativa para conocer en detalle cómo es el empleo que se hace de las TIC en las aulas de este innovador colegio.

El Colegio Alameda de Osuna es una entidad privada, que imparte todos los niveles educativos desde 2 años hasta 2º de Bachillerato. Su visión es la de ser referente de excelencia educativa a través de la innovación pedagógica constante, para conseguir alumnos tecnológicamente competentes.

Alameda High Tech Performance es el proyecto de integración de las Tecnologías de la Información y Comunicación en el Colegio, que contempla el uso de los dispositivos personales, herramientas y contenidos digitales por parte de cada alumno.

Como nos comenta César Prieto, director de Educación Primaria del centro, este proyecto tecnológico comienza en 2006 con un cambio de paradigma en el método educativo, buscando una educación más participativa por parte del alumno, recurriendo a la tecnología para desarrollarlo.

“En ese momento empezamos a introducir las pizarras digitales interactivas y en un par de años todas las aulas ya contaban con una propia. Asimismo, se realizó un proceso de formación del profesorado, a través de coordinadores TIC”.

Este cambio supuso abandonar las aulas de informática – que ya llevaban 10 años en el colegio- e introducir la informática dentro de cada clase, trabajando con ella dentro de cada asignatura, y así estuvieron funcionando durante los siguientes 5 años, cuando se da un paso más allá. “Empezamos a dejar el uso de las pizarras digitales en los cursos superiores y a introducir dispositivos ‘one to one’, comenzando en sexto de Primaria, que empezaron a trabajar con laptops ese modelo uno a uno; luego pasó a 5º y 4º de Primaria, con iPads, dispositivos que a la vez introdujimos en Infantil desde los 2 años”.

El modelo estuvo cubierto en el año 2011: desde 2 años a 3º de Primaria con carros de iPad, y a partir de 4º, hasta 4º de Secundaria, con uno para cada uno. En Bachillerato era optativo si el niño quería llevar un dispositivo propio a clase.

foto

Todas las aulas del centro están dotadas de la infraestructura tecnológica adecuada el mundo real.

En la actualidad, “a partir de 4º empiezan a utilizar Chromebooks para trabajar desde la nube y en ambientes más colaborativos; y en 2º de Secundaria van a poder utilizar el portátil que ellos quieran; con la idea de que los chavales sepan cómo manejarse con los diferentes sistemas”, comenta César Prieto.

Asimismo, hace cuatro años se introdujeron robots desde Infantil, etapa donde empiezan a utilizarlos como recurso educativo, integrado dentro de las diferentes materias, hasta 3º de Primaria. A partir de 4º de se imparte la asignatura de Tecnología, Robótica, Programación e Impresión 3D, más enfocado a la ‘Competencia Digital’.

“Un error que veíamos que se cometía habitualmente es que al niño se la daba un dispositivo y no se le enseñaba el uso. En la asignatura de Tecnología, bajo el concepto de ‘Competencia Digital’ se enseña desde cosas básicas, como escribir un correo electrónico, a cómo hacer una presentación, trabajando también mucho la expresión oral y la prevención sobre los riesgos de las redes sociales. Eso lo hacemos con un taller de 10 horas impartido por la Policía Nacional, que incluye un carné de ciberexperto tras aprobar un examen final”.

Centro muy enfocado al STEM, Science, Technology, Engineering and Mathematics (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), una vez que tienen estas primeras nociones digitales, éstas se siguen trabajando y ampliando el resto de años. Además, con robótica ya como una herramienta en la parte de ciencias. “Si por ejemplo se está estudiando la energía, se va a trabajar a partir de simulaciones digitales, o van a imprimir piezas en 3D para hacer una maqueta de una casa sostenible”.

Otro ejemplo real en este sentido es el estudio de los movimientos sísmicos, con robots construidos con Lego Wedo que simula los movimientos de la tierra, para ver cuál sería la construcción más acorde para soportarlos.

En secundaria “vamos un paso más allá con Arduino, a la construcción con otro tipo de entornos, con la idea de que cuando terminen aquí tengan un nivel básico de ingeniería y sobre todo el pensamiento secuencial, con ese enfoque STEM. Además de la parte tecnológica-científica, “nuestros alumnos desarrollan también una parte de creatividad muy amplia, con clases de teatro, música e incluso ajedrez, para fomentar el pensamiento lógico”, desarrolla César Prieto.

Robótica desde los tres años

Laura Rivas, coordinadora Educación Infantil y María Martín, coordinadora TIC Educación Infantil, nos comentan cómo es el empleo de las TIC en esta etapa, en la que los niños desde los dos años ya aprenden un funcionamiento básico del iPad: Encendido, apagado, uso de la cámara y algunas aplicaciones, con seguimiento por parte del profesor.

Como nos explican, la robótica, cada vez más, se considera una herramienta esencial para aprender aspectos fundamentales para el desarrollo integral del niño, además de muy motivador para el aprendizaje. Con 3 años se inician en esta materia, tanto con iPads como con Beebots (robots abeja). “Con la robótica se trabajan varias materias como Realidad Aumentada (RA) y Códigos QR, y ya en cuarto curso empezamos con aplicaciones para colorear; ya es más aprendizaje de los conceptos que queremos reforzar. La robótica se utiliza para iniciarles en el pensamiento matemático, fonética inglesa, psicomotricidad…”.

En quinto la parte de robótica se aumenta. Los niños ya pueden crear juegos en código QR y de RA en parejas, fomentamos mucho el aprendizaje cooperativo, juegos de sumas, restas, escritura con el iPad, etc.

foto

En los cursos superiores de Primaria la robótica se trabaja con Lego Wedo y Lego Mindstorms.

Un proyecto STEM

Sergio Sánchez, profesor de Robótica y Tecnología de Educación Primaria incide en el objetivo del colegio de integrar la tecnología en el aula. “Si el primer paso ha sido poner la asignatura de Tecnología a partir de 4º de Primaria, “el año que viene queremos implantarla en el resto de esta etapa. Estamos pensando en actividades con Lego, que para ellos es muy amigable y trabajar con diferentes dispositivos y sistemas operativos, porque pensamos que el alumno tiene que conocer distintas herramientas y entornos”, advierte Sergio Sánchez.

En 5º y 6º, cursos donde más enfocado está el empleo de las nuevas tecnologías, tiene dos puntos principales: la programación, que trabajan con Hora del Código y Scratch, y la robótica, con Lego Wedo y Lego Mindstorms.

Una tercera pata sería la de ‘Competencia Digital’ y los entornos digitales. Los chicos a partir de 4º, trabajan en una plataforma digital -Google Classroom-. Se trata de una herramienta que estructura cada una de las partes de la enseñanza, permite un seguimiento del trabajo, y una comunicación efectiva y colaborativa entre estudiantes y profesores sin necesidad de hacer uso del papel.

“Estas tres líneas son las que nosotros vamos valorando en la etapa, de manera diagnostica, para detectar talento o dificultades, de una manera personalizada, en relación a esa ‘competencia digital’ que queremos que alcancen los alumnos”, explica profesor de Robótica y Tecnología de Educación Primaria. Todo ello con el fin de educar. “La tecnología es una realidad, pero también nos preocupa mucho las horas de consumo de pantalla. El colegio no manda deberes digitales para casa; la pantalla se consume en el centro, pero intentamos que no sea en todas las horas, que haya momentos en que los alumnos descansen y entiendan que tienen que hacerlo. También hablamos de responsabilidad. Hay que tener cuidado de los dispositivos”.

Parte de esa responsabilidad incluye un curso de ciudadanía digital de Google, que los chicos deben aprobar antes de empezar a trabajar en este entorno. Pero más allá de la tecnología y del uso de dispositivos como tabletas u ordenadores portátiles, el proyecto tecnológico del Colegio Alameda ha ido avanzando hacia una filosofía STEM, y en el centro se tienen en cuenta otros ‘contenidos’ como pueden ser materiales, circuitos eléctricos, o sensores, que se emplean en las aulas con un enfoque eminentemente práctico.

foto

AHTP es un proyecto de integración de las TIC en el aula, donde se presta especial atención a la incorporación en la práctica didáctica de tareas de programación, robótica e impresión 3D.

El alumno como creador de contenido

En la atapa de Secundaria, Jorge Escalante, Coordinador TIC de Secundaria y Bachillerato, y profesor Robótica y Tecnología, comenta igualmente como la filosofía no es tanto utilizar herramientas tecnológicas, sino que el chico mejore sus competencias digitales, en un desarrollo mas trasversal de la tecnología y que sea un recurso más sea la asignatura que se está trabajando, ya sea plástica o educación física. En ésta última, por ejemplo, “si se trata de la clase de natación, los alumnos se graban en vídeo para poder ver el grado de consecución de estas competencias que está desarrollando, y puede ver cómo mejorarlo. En este caso es una herramienta de autoevaluación y es importante porque en muchas áreas es el alumno el creador de su propio contenido, y no solo un receptor”, comenta Escalante.

Las herramientas tecnológicas también les permiten crear diversidad, haciendo turnos en clase en función de las distintas velocidades de aprendizaje que pueda haber, a la vez que ofrece la posibilidad de realizar proyectos trasversales, que abarquen varias asignaturas.

“Intentamos estructurar desde pequeñitos, hasta arriba del todo, buscando cuál es la herramienta más adecuada, según la edad. En Secundaria empezamos a trabajar con BQ Arduino, que nos sirve pasar de la programación por bloques a una programación por código más avanzada, para que los chicos tengan la mayor formación posible”. Como nos explica Jorge Escalante, la idea es que tengan una buena base porque el pensamiento computacional les ayuda a desarrollar muchas competencias, en la búsqueda de errores o resolución de problemas. “Vamos intercalando proyectos un poco más guiados, con otros donde hay una mayor utilización de herramientas, para que los chicos puedan mayor rienda suelta a su creatividad”.

Un proyecto potente, más allá de modas

El proyecto Alameda High Tech Performance busca la tecnología que mejor se adapte al aprendizaje de los alumnos, “pero no podemos basar la educación en la novedad que sale cada año. El diseño lo marca el centro, en realidad los niños, porque les preguntamos que les ha parecido las cosas que les planteamos y en función de ese feeback y viendo las novedades que hay en el mercado, si vemos algo que puede mejorar lo que tenemos lo valoramos”, comenta César Prieto, quien añade, “Buscamos que lo que utilicen les sea útil. Nuestra idea es ser nosotros los generadores de moda; en vez de sumarnos a lo último que sale, es un modelo de colaboración con universidades y empresas para probar y testear productos”.

Y es que el Colegio Alameda ha sido pionero en diferentes ocasiones en la introducción de nuevas tecnologías en el ámbito educativo: fue uno de los primeros centros en España en introducir Google Suite, así como Mindcraft, cuyo empleo ahora se ha popularizado. En el caso de Body planet (camiseta para ver el interior del cuerpo humano en tres dimensiones con tecnología de realidad aumentada) participó en la parte de testeo, siendo el primer centro en utilizarla. “Nuestra idea es generar tendencia, estando en contacto con la universidad. Somos de los centros que nos llaman para pilotar proyectos porque tenemos gente que está formada para ir más allá del simple dispositivo. Todos los profesores están en contacto con la tecnología y pueden proponer, porque aquí toda la comunidad participa. Y esto no se queda aquí: todo el proyecto tiene las TIC de fondo. De hecho, se está dejando de trabajar con libros tradicionales, salvo en algunas asignaturas en Primaria”, resume para terminar el director de Educación Primaria del colegio.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

ENLACES DESTACADOS

Interdidac - Aula (Semana de La Educación) Ifema Feria de Madrid 5 - 7 marzo

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS