Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Equipamiento para centros educativos

“Sentido y sensibilidad son la garantía de una educación de calidad”

Fundación SM lanza la Cátedra Marchesi

Redacción Interempresas27/01/2017
Innovar no es estar a la última moda o tendencia educativa; una escuela innovadora es un proyecto colectivo integral comprometido con la mejora de la calidad y la equidad educativa para la que se realiza un trabajo participativo y reflexionado de todo su claustro, en aras de conseguir alumnos más competentes y que sepan gestionar sus emociones y relaciones afectivas.
foto
Según Álvaro Marchesi, catedrático de Psicología evolutiva y de la educación, para conseguir esta transformación en el modelo de aprendizaje que demandan la sociedad y la escuela actuales es fundamental llevar a cabo una reflexión previa para diseñar una estrategia pedagógica en la que la innovación ha de ser un medio, no un fin en sí mismo. Con ella se pretende conseguir avances significativos en la personalización del aprendizaje, en el nuevo modelo alumnocéntrico en el que la clave es aprender a gestionar la singularidad de cada uno para conseguir el máximo potencial de todos.

“A nuestros profesores se les bombardea con recetas mágicas, recursos, pautas pedagógicas muchas veces no contrastadas o no ligadas a una evaluación o a un resultado concreto”. Por ello, para Marchesi, entre tanta confusión y tanta urgencia de cambio hay que destacar que “de entre todas las competencias a desarrollar hay dos olvidadas que resumen la importante tarea de nuestros docentes: la del sentido de la educación, y la de la sensibilidad ante las emociones y dificultades de los otros”.

En este sentido, las metodologías activas parten de esas dos premisas para que el profesor pueda llevarlas a cabo de forma eficaz y exitosa. Estas metodologías son una herramienta comprobada de gran utilidad para atender y desarrollar la individualidad antes mencionada de cada alumno, para que nadie se quede atrás en el aula, porque, como apunta el también ex secretario general de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), “estas metodologías atraen la atención y la motivación por el aprendizaje de los alumnos, puesto que el interés moviliza los esquemas cognitivos y construyen nuevos conocimientos”, y añade que “estos nuevos modelos favorecen las conexiones entre las dimensiones cognitivas, sociales y emocionales implicadas en el proceso de aprendizaje".

En definitiva, nuevos tiempos requieren de nuevos modelos educativos y nuestros profesores demandan una formación práctica, consistente y eficaz para poder integrar las nuevas metodologías y herramientas de una forma pautada, medida y natural, no impuesta ni forzada. Para integrar esta nueva estrategia educativa, los docentes necesitan del apoyo de todos los agentes sociales, no solo de las instituciones para empoderarles en su trascendente labor de formar a los ciudadanos del mañana.

Nace la Cátedra de formación en la práctica dirigida por Álvaro Marchesi

Con este objetivo, la Fundación SM, respaldada por su larga trayectoria en capacitación y acompañamiento a los docentes, ha diseñado la Cátedra de formación en la práctica dirigida por Álvaro Marchesi.

Esta iniciativa forma parte de Soluciones Educativas SM que ofrece servicios de carácter estratégico para acompañar a la escuela en su transformación hacia nuevos modelos, con propuestas innovadoras y factibles.

La Cátedra Marchesi viene avalada por la Universidad Complutense de Madrid y la Universidad Pontificia de Salamanca, y se ha diseñado bajo el asesoramiento de expertos de primer nivel como son César Coll, Juan José Vergara, Elena Martín, Gregorio Casado, Víctor Rodríguez, y Miguel Ángel Dieste.

El objetivo de esta Cátedra/Aula consiste en favorecer la mejora de la enseñanza a través de una práctica guiada y reflexionada al servicio de los fines educativos, como son desarrollar competencias, mejorar el bienestar emocional, educar en valores y asegurar la equidad educativa. Asimismo se pretende ayudar de forma práctica y personalizada a cada profesor a poner en marcha metodologías activas en su aula de trabajo.

Estos programas formativos van dirigidos a aquellas escuelas y docentes que quieren innovar con sentido, que hacen un ejercicio real de compromiso con la mejora de la calidad del aprendizaje y cuyo objetivo final es formar alumnos competentes y con óptimo desarrollo afectivo y emocional.

El programa se inicia en marzo de 2017 con cinco cursos ligados a las metodologías activas de gran interés por su impacto directo en la transformación educativa que requieren los centros. La duración es de 75 horas cada uno y siguen una metodología de formación on-line y centrada en la práctica del aula (el 50% del tiempo se desarrolla en el aula del profesor inscrito).