Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Los nuevos retos y oportunidades exigen innovación, uso de la tecnología y aumento del consumo en el hogar

Tendencias, retos y oportunidades para nuevos tiempos

Mabel Gil

Grupo de Calidad y Seguridad de Alimentos Vegetales. Dep. de Ciencia y Tecnología de los Alimentos (CEBAS-CSIC)

11/06/2020
Es necesario anticiparse a los nuevos tiempos que presentan nuevos retos y también nuevas oportunidades para seguir respondiendo a la demanda del consumidor ofreciendo productos y servicios para fidelizarlo. El sector hasta ahora ha respondido de forma activa invirtiendo grandes recursos económicos y humanos, contando con personal especializado para la optimización de procesos y el desarrollo de nuevos productos. Sin embargo, los intereses y las preocupaciones del consumidor han cambiado al cambiar su estilo de vida. Para seguir desarrollando nuevos productos para este nuevo mercado, el sector debe considerar algunas claves que pueden ayudar a impulsar el negocio como es el asegurar el suministro y prever la demanda, trasmitir transparencia y seguridad, salud y bienestar. Por todo ello se presentan nuevas oportunidades como es el replanteamiento y aceptación del envasado, mayor apoyo a la producción y comercio local, seguir reduciendo las pérdidas postcosecha principalmente a nivel del consumidor y un nuevo mercado online que potenciar con ayuda de la digitalización. Ahora más que nunca es necesaria la colaboración de todos los miembros de la cadena para asegurar el suministro de productos seguros de calidad desde la producción, al procesado, la comercialización y distribución hasta que el producto llegue finalmente al consumidor.

Tendencias

En Europa, del total de nuevos productos lanzados al mercado, más del 40% elaborados con frutas y hortalizas. Entre las razones de esta gran presencia se incluyen sus principales señas de identidad: comodidad, conveniencia y ser naturales. En España, según el informe de Alimarket de 2018, el volumen comercializado teniendo en cuenta sólo los principales procesadores, fue de 105.513 t, lo que supuso un crecimiento del 11-13% (Alimarket, 2018a). En Retail las ventas fueron aumentando y pasado de la marca de distribución a la marca del fabricante con mayor presencia en los puntos de venta donde se presentaban productos con gran valor añadido y de calidad. En el canal Horeca la demanda de estos productos también aumentó al crecer la demanda del sector de los servicios de comidas ya que se evitaba la manipulación y trasformación difícil y costosa. Hasta ahora, las tendencias de los procesadores de IV y V Gama era dar respuesta a la gran demanda invirtiendo grandes recursos económicos y humanos con personal especializado, intentando adelantarse a las exigencias del consumidor. Cada vez son más las empresas que cuentan con personal formado de I+D en sus equipos capaces de llevar a cabo sus propios proyectos desarrollando e innovando en la salida al mercado de nuevos productos, siempre contando con el respaldo y el asesoramiento de grupos de investigación especializados.

foto
Foto 1: La fruta pelada y cortada no logra crecer en retail a pesar de los grandes esfuerzos realizados.

De todos los nuevos desarrollos en este sector, la fruta pelada y cortada no logra crecer a pesar de los grandes esfuerzos realizados, ya que las condiciones de frío requeridas (<4 °C) no se mantienen en la gran distribución, dirigiéndose la producción hacia al canal HORECA para dar servicio a hoteles, restaurantes y catering (Foto 1).

En cambio, la sección de IV Gama y de refrigerados hortícolas en los supermercados e hipermercados ha aumentado considerablemente y cada vez se destina más espacio y recursos debido a que es una excelente herramienta de diferenciación y soluciona las necesidades del consumidor actual, que busca comodidad, nutrición y frescura. La comida ha pasado a ser el mayor creador de identidad, ya que la gente expresa, transmite y comparte lo que come constantemente, por eso la mejor estrategia de marketing es seguir las tendencias y ser relevantes para el consumidor (Foto 2).

foto
Foto 2: La mejor estrategia de marketing es seguir las tendencias.

El factor clave mundial de la demanda en la categoría de frutas y hortalizas ha sido y sigue siendo lo natural, ya que los consumidores se inclinan cada vez más hacia productos menos procesados que perciben como saludables y seguros con etiquetado limpio (sin aditivos). Las tendencias en el consumo han estado sostenidas en 5 pilares: 1. Alimentos saludables, 2. Alimentos 'on-the-go'/ tentempiés/ snacks, 3. Alimentos sostenibles, 4. Alimentos de calidad Premium y 5. Alimentos cómodos/conveniente/listos para consumir.

Alimentos saludables: Se ha fortalecido la tendencia hacia menús equilibrados nutricionalmente, alimentos 100% naturales que directamente asociamos con productos que ayudan a nuestra salud y bienestar, enriquecidos con los tan mediáticos ‘súper-alimentos’ que naturalmente tienen un plus en nutrición y por supuesto, alimentos respaldados por evidencias científicas como son aquellos dirigidos al cuidado de la salud digestiva (prebióticos y probióticos).

Alimentos 'on-the-go' también llamados 'food for now/ tentempiés/ snacks': son los alimentos accesibles para consumir fuera de casa en cualquier lugar y en cualquier momento. Cada vez son más los procesadores que han sabido innovar desarrollando sus propias recetas y elaborando sus preparaciones en nuevas instalaciones necesitando gran mano de obra para dar respuesta a la demanda de los consumidores con agendas más frenéticas, necesitando nutrición 'on-the-go' ya que no pueden estar adaptándolas en torno a las comidas (Foto 3). Son muchas las cadenas y tiendas minoristas que disponen de estos productos para consumirlos a cualquier hora. La principal desventaja desde el punto de vista del procesador es la corta vida útil (2-3 días) por lo que necesitan una excelente distribución y gran rotación.

foto
Foto 3: Innovación en productos on-the-go.

Alimentos sostenibles: La tendencia hacia productos respetuosos sostenibles con el medio ambiente, con las personas y con la cadena de valor, sin olvidar su viabilidad económica, ha sido apoyada por los productores y procesadores que han sabido responder a este gran desafío. La industria alimentaria ha realizado un gran esfuerzo comenzando en el campo con la revolución tecnológica del sector agrícola, y finalizando con la innovación en fabrica. Algunos ejemplos han sido la robótica y automatización de sus sistemas de producción como los invernaderos de última generación con producción inteligente siendo más precisos y rentables para producciones de gran valor. En el mercado, estas las materias primas son las que demandan los procesadores para el desarrollo de nuevos productos elaborados listos para consumir. Esta gran apuesta empresarial por la tecnología como pieza clave de la sostenibilidad se está empleando para optimizar el consumo de agua, fomentar la agricultura limpia no contaminante, reducir el uso de fertilizantes, así como para la toma de decisiones inteligentes y acertadas a la hora del manejo y recolección de los cultivos.

Alimentos de calidad Premium: La tendencia a productos con mayor número de referencias que permitan identificar y diferenciar la marca por su calidad suprema, ha supuesto un cambio de mentalidad a unos operadores cada vez más proactivos con innovaciones en selección de materias primas y uso de tecnologías para dar soluciones a esta demanda. La selección varietal basada en rendimiento, tamaño del fruto y apariencia visual, tuvo consecuencias negativas contribuyendo en gran medida a aumentar las pérdidas poscosecha. Una de las estrategias para conseguir productos de calidad premium es proporcionar frutas y hortalizas con mejor sabor, ya que a mejor sabor mayor demanda por parte de los consumidores. En el caso de las frutas, se deben reemplazar los cultivares con sabor inferior por cultivares con un mejor sabor entre los que ya existen y/o seleccionar nuevos con un sabor superior. Adel Kader, fisiólogo y tecnólogo poscosecha de la Universidad de California en Davis, señalaba que la vida poscosecha basada en el sabor es generalmente más corta que la basada en la apariencia visual. Otra estrategia incluye el uso de genotipos con una vida poscosecha más larga basada en la textura. La selección de cultivares con mejor sabor y textura ha sido el objetivo principal de la mejora genética mediante el uso de programas de biotecnología y mejora vegetal. Como ejemplo, los programas de mejora de lechuga para la selección de aquellas variedades rizadas de gran volumen, que no presenten oxidaciones, ni sabores ni olores desagradables, y que sean fáciles de procesar (brotes jóvenes) porque no necesiten ser cortados y por tanto menor respuesta al corte y al deterioro.

Alimentos cómodos/conveniente/listos para consumir: La tendencia a estos alimentos surge de una cultura centrada en trasmitir ideas, experiencias además de resultar un atractivo visual, con formas y colores más creativos. Están envasados en envases trasparentes individuales listos para llevar, con descriptores de sabores y texturas que ayudan a imaginar lo que está comprando para aumentar su aceptación. Algunos ejemplos de estos productos de mayor valor añadido son los derivados vegetales de bajo contenido en carbohidratos que ha supuesto un importante argumento en ventas. Así, se señalan algunas características como sabores sorprendentes para “seducir a un consumidor cada vez más exigente”, para disponerlos en máquinas de vending (Foto 4).

foto

Foto 4: Máquina de vending para seducir a un consumidor cada vez más exigente.

Retos

La pandemia de Covid-19 ha sido el mayor precursor de cambio que se ha visto en mucho tiempo. A nivel mundial, la vida tal y como la conocíamos ha cambiad. Como resultado, la actitud de los consumidores sobre qué comemos y cómo comemos y bebemos ha cambiado. Es importante analizar los retos que se plantean al cambiar los intereses, preocupaciones y el estilo de vida de los consumidores para poder conocer las nuevas oportunidades que puede ofrecer el sector hortofrutícola.

Miedo y ansiedad

El consumidor ha visto cómo un problema de salud puede sacudir al mundo entero. Por eso ha pasado a tomar consciencia de la importancia que tiene el estado del bienestar y le aterra la idea de enfermar. De este modo, la transparencia de procesos y productos, y la calidad y seguridad alimentaria, se convertirán en clave para el consumidor. A corto plazo, este deseo de sentirnos protegidos, ha cambiado la prioridad de los consumidores hacia algunos temas como el del packaging donde el buscar alternativas sostenibles lo considerábamos prioritario, pero ahora la prioridad será buscar soluciones higiénicas con la ayuda del envasado.

Según las últimas encuestas de consumo en Europa, el 49% de los consumidores europeos estarían dispuestos a pagar un precio más elevado por los alimentos con garantías de alta calidad, siendo este porcentaje más alto en países asiáticos como el 61% en China. Los consumidores han visto en primera persona la importancia de tener un buen estado de salud, algo que podemos conseguir con la comida diaria haciendo que sea nuestra ‘medicina’, y han pasado a desear productos naturales que les aporten beneficios nutricionales. Se necesita proporcionar seguridad al consumidor, tal y como se ha transmitido con el aislamiento social al que nos hemos visto obligados. Cuando se reanuden las actividades, se buscará la sensación de sentirnos ‘como en casa’. También se han visto problemas de desabastecimiento de alimentos básicos en los supermercados y como respuesta a esto han resurgido los congelados y las conservas, dónde hay oportunidad de innovar y ofrecer novedades al consumidor. Como consecuencia de la crisis sanitaria, existe una gran incertidumbre financiera.

Digitalización

Nuestro día a día se ha visto de pronto y sin planearlo ‘tech-celerado’: la manera de trabajar de manera eficiente, de relacionarnos con familia y amigos, de comprar… ha supuesto la necesidad de probar métodos y herramientas nuevas que quizás se queden para siempre. Desde el punto de vista de retos, es necesario fidelizar a estos consumidores y conservarlos para el futuro, ofreciendo beneficios claros, ya que tendremos menos barreras a la hora de probar nuevas herramientas y métodos tecnológicos. Ha sido necesaria una gran innovación en los servicios de entrega híper-ágiles, reduciendo los embalajes innecesarios y con mayor experiencia de entrega. Han sido necesarias mayores soluciones tecnológicas y cambios de rumbo para grandes eventos internacionales que antes suponían una alta huella de carbono y que se ha demostrado que se puede conseguir un efecto similar vía online.

Aislamiento emocional

El aislamiento estricto sumado a la incertidumbre, el miedo y la ansiedad, ha desencadenado en muchos casos un estado de salud mental negativa, por lo que el bienestar emocional es ahora una prioridad y el desarrollo de nuevos productos que persigan este objetivo algo necesario. La población mundial se ha volcado con una misma causa, sintiéndonos todos parte de algo más grande: la lucha contra la pandemia, sacando el lado más solidario y colaborativo, tanto a nivel personal como colectivo y empresarial. Este aislamiento, ha supuesto también un tiempo para conectar con la familia y el hogar de una manera mucho más estrecha, de dedicar tiempo de calidad en casa, apreciando el aprender nuevas recetas y utilizarlas como medio de autoexpresión, de confort y de comunidad. Los consumidores buscarán marcas que les ayuden a expandir los horizontes de la cocina en casa, empezando por el cultivo de sus propios vegetales, de aplicaciones que les faciliten el cocinado y los kits de ingredientes listos para crear su propio plato como el nuevo 'sábado noche'.

Oportunidades

La pandemia de COVID-19 ha afectado significativamente a todas las empresas siendo necesario un cambio en las tendencias innovadoras dedicadas al desarrollo de soluciones para los desafíos actuales. Para ello, el sector está respondiendo proactivamente de manera estratégica y operativa a los desafíos a corto plazo, y también mirando hacia el futuro económico y social estudiando las perspectivas que el impacto económico puede causar. Son muchos los organismos que se están movilizando en esta crisis como por ejemplo la iniciativa de innovación alimentaria líder en Europa 'EIT Food' que trabaja para hacer que el sistema alimentario sea más sostenible, saludable y confiable. En este sentido la EIT Food ha lanzado una iniciativa de respuesta a la Crisis COVID-19 como parte de los esfuerzos colectivos de la UE para ayudar a las empresas a adaptarse y prosperar en el mundo posterior al COVID e impulsar la creación e implementación de la innovación que tanto necesita el sector agroalimentario para responder a esta crisis.

El sector dedicado a la producción de alimentos refrigerados hortofrutícolas en IV y V gama es un sector proactivo, con una gran perspectiva de crecimiento, con la necesidad de adaptarse a las nuevas circunstancias. Para seguir desarrollando nuevos productos para nuevos mercados, algunas claves que pueden ayudar a impulsar el negocio son:

  • Asegurar el suministro y prever la demanda. Ha sido muy difícil asegurar el suministro en toda la cadena debido a la gran demanda de algunos productos en concreto, y en determinados días. Las empresas deberán aprender a canalizar la demanda en pico de sierra para corregirlos y asegurar la calidad del producto en todo momento.
  • El transmitir transparencia y seguridad. Se deberá ser más transparente, y honesto con los consumidores comunicando la historia que hay detrás del producto, cómo se ha producido y dónde se ha procesado, además de que los consejos de salud sean respaldados científicamente.
  • La salud y el bienestar seguirán siendo más importantes que nunca, proporcionando productos naturales y de fuentes vegetales. Se deberá dar más apoyo a la salud mental, brindando confort y relajación a través de la comida para conectar con el bienestar del consumidor.
  • Es necesario que las empresas jueguen un papel relevante en estos tiempos difíciles, conociendo las necesidades y deseos de los consumidores, comunicándose a través de sus productos para que conozcan que les ayudan y apoyan en estas circunstancias. Cuando se está con ellos en estas situaciones importantes, es para siempre.
  • Se tendrá en cuenta el placer de cocinar en casa, comunicando la importancia de la comida sana, deliciosa e innovadora dando consejos sobre recetas para elaborar nuevos productos.
  • Comunicación digital donde se recogerán momentos “Instagram” necesarios para comunicar experiencias a través de canales digitales.
  • Se tendrán consideraciones creativas asegurándose de ser sensible con lo que está sucediendo ofreciendo a los clientes una voz en sus lanzamientos creativos y apoyo a los necesitados.

Por todo ello se presentan distintas oportunidades para dar respuesta a las nuevas tendencias:

Oportunidades para el envasado

La demanda de envases plásticos aumentará debido a que el envase proporciona una serie de requisitos relacionados con la inocuidad, mejora en la conservación y presentación necesaria fundamentalmente en los alimentos de conveniencia como los de IV y V Gama. El mercado está respondiendo con envases sostenibles que cumplan con la función insustituible que tiene el envase. En particular, la crisis actual tiene un alto impacto en los aspectos de seguridad alimentaria con implicaciones significativas para el envase. Son muchos los consumidores que han replanteado su preferencia por el consumo 'sin embalaje' (Food Safety Magazine, 2020). Los envases vuelven a ser muy demandados, y los consumidores han apreciado el papel crucial que desempeñan en el mantenimiento de la seguridad e integridad de los productos (Sykes, 2020). Se buscan más que nunca las características esenciales del envase, incluida la función de protección (contra la contaminación y el daño), la forma práctica y funcional de comprar, la visibilidad del producto que permite la comunicación del producto con el consumidor y la preservación de la vida útil del producto. Estas características deben ser compatibles con el uso eficiente de materiales sostenibles. En los supermercados, antes del brote, los consumidores querían elegir las mejores frutas y verduras. Como resultado de la crisis, todos los productos frescos se han envasado como un requisito de seguridad alimentaria, y esto ha reducido las pérdidas de producto al final del día en los supermercados. Mientras tanto, las ventas han aumentado y las pérdidas también han disminuido significativamente en los hogares porque el consumidor ha hecho un mejor uso de los productos adquiridos.

Las innovaciones más relevantes que el sector llevará a cabo en el envasado estarán dirigidas a reducir y eliminar envases innecesarios y a desarrollar y emplear nuevos materiales de envases biodegradables una vez optimizado su diseño para cada producto. En este sentido, las empresas reducirán los materiales de envasado tanto como sea posible, utilizando películas de menor espesor, eliminando accesorios como los cubiertos, utilizando tamaños más pequeños, empleando mono-polímeros que se puedan reciclar, y películas ya recicladas, con el fin de reducir la eliminación de residuos, pero al mismo tiempo asegurando la calidad del producto. Una de las áreas críticas es el promover el uso de materiales de envasado biodegradables y compostables. Existe un enorme interés en el sector hortofrutícola por cambiar a nuevos materiales capaces de mantener una economía eficiente del uso de recursos, reduciendo los desechos al medio ambiente de forma que estos envases puedan eliminarse en los contenedores de orgánico y una vez tratados emplearlos como materiales compostados. Como consecuencia, los envases para productos frescos y en IV Gama deben ser rediseñados y redefinidos a lo largo de la cadena de suministro seleccionando el formato / envase correcto que permita el transporte y la conservación óptima manteniendo la calidad y la seguridad de producto.

Oportunidades para la producción local

En 2019, según el Observatorio Cetelem Consumo Europa, el 94% de los europeos encuestados creía que la fabricación en su país (local) era una garantía. Esto se ha agravado con la crisis del COVID y un gran porcentaje de españoles prefiere los productos locales como garantía de seguridad y forma de defender la economía del país. Son muchas las regiones que están apoyando el consumo local y de proximidad. Esto ha incrementado el sentido de pertenencia y de colaboración, con un mayor apoyo al comercio y a la producción local. Tanto la producción como el comercio local deben coexistir con las grandes cadenas comerciales y de comercio online (OCU, 2020). Esto será cada vez más frecuente a nivel global gracias a los avances en los métodos de producción o tecno-agricultura con las llamadas hortofactorias, en inglés “vertical farming” o “plant factories”, que van ganando terreno con cultivos hidropónicos recirculantes, sin suelo para ahorrar agua y aumentar la producción y reducir el impacto de la agricultura en el medioambiente. Se han implantado poco a poco para productos de alto valor añadido donde se puede mantener una mayor asepsia con la selección de cultivares seleccionados en función de una serie de características como un mayor contenido nutricional, mayor resistencia a enfermedades y menos pardeamiento.

Oportunidades para reducir las pérdidas postcosecha

Aproximadamente un tercio de todos los alimentos producidos para el consumo humano en el mundo se pierden o desperdician a lo largo de toda la cadena con el consiguiente problema ambiental y coste económico. En general, en los países de bajos ingresos, las mayores pérdidas ocurren principalmente al comienzo de la cadena de suministro durante las etapas de producción y distribución. Por el contrario, en los países industrializados, las principales pérdidas se producen a nivel del consumidor. Hoy en día el lema “es más sostenible reducir las pérdidas poscosecha que aumentar la producción” debe ser una prioridad. Se está prestando una gran atención por parte de las organizaciones e instituciones internacionales, hacia los sistemas poscosecha que desempeñan el objetivo relevante de reducir las pérdidas de productos hortofruticolas. En Europa, el programa Horizonte 2020, así como otras iniciativas mundiales (FAO, 2020; WWF, 2020), ha financiado actividades de investigación para reducir las pérdidas de productos perecederos de manera efectiva. Estas iniciativas se centran en prevenir los residuos hortofrutícolas a lo largo de la cadena agroalimentaria, desde la producción primaria hasta los hogares de los consumidores. Dentro de las soluciones innovadoras, son necesarias las iniciativas para integrar las soluciones tecnológicas, sociales, organizativas, e institucionales. Para ello, es clave las colaboraciones entre los miembros de toda la cadena, desde los sectores de la producción agrícola, incluidas las asociaciones de agricultores, la industria agroalimentaria, pequeñas y grandes empresas, los mayoristas y minoristas, los servicios de distribución, los consumidores y los responsables institucionales. El primer paso para reducir las pérdidas poscosecha es calcular el valor real para conocer una vez conocido el tamaño identificar las causas que las ocasionan, y así como colaborar de manera efectiva para prevenirlas (WRAP, 2020). Existen oportunidades y desafíos a través de enfoques innovadores para traducir el conocimiento científico en soluciones sostenibles que ayuden a reducir las pérdidas de frutas y hortalizas. Algunas de las estrategias incluyen la mejora genética mediante la selección de cultivares con mejor sabor y textura con una vida útil más larga después de la cosecha. El uso de sensores para monitorizar y controlar la madurez óptima para la cosecha y el control de calidad, así como la aplicación de las recomendaciones y requisitos de conservación, son algunas de las herramientas con las que se cuenta hoy día.

foto

Oportunidades para el comercio online

El comercio online de frutas y hortalizas ha superado ya las reticencias del consumidor, según el artículo de Alimarket sobre 'El ecommerce de frutas y hortalizas quiere superar las reticencias del consumidor' (Alimarket, 2018b). En él se describe que el canal online de alimentación tenía un crecimiento moderado en gran consumo, en los primeros meses de 2018 de un 1,2%, mientras que el de frescos mantuvo su participación en el 0,7%. Esto ponía de manifiesto que los españoles preferíamos acudir a comprar. Sin embargo, el crecimiento de las ventas online durante la crisis sanitaria ha hecho que se consolidara en el mercado y se espera vender cada año más y mejor aportando más confianza al cliente, demostrándole que la calidad del producto que recibirá en casa es la misma que cuando va al supermercado. Una de las principales razones de la escasa penetración del comercio online de alimentación es que el producto debe llegar en perfectas condiciones.

Para el comercio online de los productos frescos, es fundamental la elección correcta de los servicios logísticos. Siempre y cuando se cuente con la mejora en los canales de distribución y trazabilidad manteniendo las condiciones óptimas para cada producto principalmente de temperatura, humedad relativa y concentraciones de O2, CO2 y C2H2. De esta forma, se podrá asegurar la calidad del producto y la satisfacción del consumidor. Para ello, se deben lograr mejoras continuas en los vehículos de transporte, el enfriando los productos antes de cargarlos, y el mantenimiento de la temperatura durante todo el transporte. El registro de datos de temperatura del vehículo y de los productos se puede transmitir por satélite a un centro de control para monitorizar en todo momento los diferentes parámetros. Se debe evitar la vibración con una mejor suspensión para reducir el daño por rozamiento y exudados y el ablandamiento del producto. Uno de los mayores desafíos a los que se enfrentan las empresas de transporte es cómo integrar el envasado en atmósfera modificada desde el campo. La empresa StePac (www.stepac.com) ha podido desarrollar una tecnología de envasado para atmósfera modificada / humedad modificada (MA / MH) integrando la sostenibilidad en el transporte. Esta tecnología elimina la necesidad de hielo y cartones de cera no reciclables al tiempo que mejora la seguridad alimentaria. Para ayudar a resolver la eliminación prematura de productos frescos, el sistema FreshIndex (https://tsenso.com/en/freshindex-instead-of-bestbefore/) proporciona una solución en la nube para la gestión de la temperatura y la frescura a lo largo de la cadena de suministro de alimentos. Esta tecnología ofrece una mayor transparencia a lo largo de la cadena y una mejor predicción, lo que reduce las pérdidas de producto. El sistema puede determinar la vida útil dinámica (DHD) en tiempo real y, por lo tanto, indica la frescura real y la vida útil real de los alimentos perecederos en función de las condiciones reales de almacenamiento y enfriamiento. Para ello, muchos supermercados envían al domicilio del cliente camiones con tres temperaturas (ambiente, refrigerado y congelado).

Oportunidades para nuevos productos

Las empresas han sabido adaptar su producción pasando de abastecer a las cadenas de colectividad y 'foodservice', al retail o suministro minorista. Las empresas deben estar preparadas para adaptarse de forma rápida a las necesidades del cliente. En este sentido, seguirá habiendo un aumento en la demanda de los clientes minoristas de productos frescos ya envasados. Se deberá estudiar si hay formatos del canal HORECA que los fabricantes puedan derivar al canal retail (Pedrosa, 2020). Sin embargo, pese al crecimiento en el consumo en tiendas de minoristas, las compañías del sector deberán compensar el descenso siendo más competitivos, aumentando los productos diferenciadores saludables. Las empresas tendrán que prever cómo actuar en situaciones semejantes y anticiparse, innovando y ofreciendo nuevos desarrollos. Algunos de estos productos serán los kits preparados para que el consumidor siga disfrutando al preparar su comida, con un creciente interés aprendiendo a cocinar nuevos platos y un deseo de tomar mayor control de su experiencia. Seguirán desarrollándose nuevos productos con tecnologías no térmicas innovadoras como propuestas de productos naturales, frescos y seguros (Foto 5). En todos estos desarrollos se tendrán en cuenta que el consumidor podrá tener dificultades económicas, por lo que será importante dar respuesta a la demanda del cliente con nuevos productos sin olvidar el precio ni el beneficio para la empresa.

foto
Foto 5: Nuevas propuestas de productos naturales, frescos y seguros.

Conclusiones

Los nuevos retos y oportunidades exigen: 1) Ser innovador, tanto en producto como en servicios, 2) Hacer uso de la tecnología ya que el aislamiento y distanciamiento social ha hecho necesaria la búsqueda de soluciones tecnológicas y 3) Aumento del consumo en el hogar valorando lo que cocinamos nosotros, dedicando más tiempo a ello y sintiéndonos más seguros en casa.

Referencias bibliográficas

ALIMARKET. 2018a. La IV Gama afianza su presencia en el gran consumo. Pilar López. https://www.alimarket.es/alimentacion/noticia/285029/la-iv-gama-afianza-su-presencia-en-el-gran-consumo

ALIMARKET. 2018b. El ecommerce de frutas y hortalizas quiere superar las reticencias del consumidor. Mercedes Martínez. https://www.alimarket.es/alimentacion/noticia/285600/el-ecommerce-de-frutas-y-hortalizas-quiere-superar-las-reticencias-del-consumidor

ARAL. 2020. ¿Cuáles son los retos a los que se enfrenta el canal Horeca ante la Covid-19? https://www.revistaaral.com/proveedores-food-service/cuales-son-retos-se-enfrenta-canal-horeca-covid-19_15140811_102.html

FAO. 2020. SAVE FOOD: Global Initiative on Food Loss and Waste Reduction. Available at: http://www.fao.org/save-food/en/. (Accessed April, 2020).

Food Safety Magazine. 2020. Survey Results: Impact of coronavirus on food processing and food safety. Available at: https://www.foodsafetymagazine.com/enewsletter/food-safety-magazine-survey-results-impact-of-coronavirus-on-food-processing-and-food-safety/ (Accessed April, 2020).

OCU. 2020. Es momento de apostar por el consumo local. https://www.ocu.org/consumo-familia/consumo-colaborativo/noticias/consumo-local-coronavirus

Pedrosa, R. 2020. El reto del Gran Consumo ante el COVID-19. Gerente del Área de Estrategia Comercial y Marketing de AECOC. https://www.aecoc.es/articulos/c84-el-reto-del-gran-consumo-ante-el-covid-19/

Sykes, T. 2020. Packaging and Covid-19. Available at: https://packagingeurope.com/packaging-and-covid-19/. (Accessed in April, 2020).

WRAP, 2020. Food Waste Reduction Roadmap Grower guidance for measuring in-field food surplus and waste. March 2020. Available at: https://www.wrap.org.uk/roadmap-grower-guidance. (Accessed April, 2020).

WWF, 2020. Food Waste, Initiatives. Available at: https://www.worldwildlife.org/initiatives/food-waste. (Accessed April, 2020).

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.

ENLACES DESTACADOS

Sant Miquel - Eurofruit (Fira de Lleida): 24 al 27 /09 / 2020

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS