Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
En palabras de su director, la feria superó las expectativas de los propios expositores

El sector de la madera aprueba el planteamiento de Fimma-Maderalia

Esther Güell18/01/2010

18 de enero de 2010

Celebrada en un momento incierto económica y empresarialmente hablando, la última edición de Fimma-Maderalia se propuso marcar un antes y un después en cuanto a estilo de ferias. Ahora se llevan, en palabras de Miguel Bixquert, las ‘ferias de valor añadido’, ferias donde tienen más importancia las actividades paralelas “porque estamos convencidos que el visitante viene más buscando información que producto”. Toda una hoja de ruta de la que esperamos tomen nota las demás ferias y eventos varios.
foto
El balance tanto de visitantes como expositores fue más positivo de lo esperado inicialmente, un dato alentador para este mercado.

Con esta filosofía, Fimma-Maderalia celebró en noviembre de 2009 un encuentro donde las demostraciones, la fábrica de ventanas, el área de nuevos materiales, la zona de contract, etc. fueron un halo de aire fresco para el sector. Y éste se lo agradeció con un balance más que positivo, un resultado del que pueden sentirse orgullosos sus organizadores sin olvidar que, pese a las buenas sensaciones recogidas entre los expositores al final, lo que cuenta, son los resultados.

foto
Miguel Bixquert, director de Fimma-Maderalia, en la entrevista que concedió a Interempresas TV durante la feria.
Tal como apuntaba Miguel Bixquert, director de ambos certámenes, en la entrevista realizada por Interempresas TV durante la feria, “el modelo de feria tradicional, con un pasillo, un expositor y un visitante cargado de papeles se ha acabado. Ahora el producto ya no es el protagonista de la feria y cada vez más asistiremos a un tipo de feria donde el protagonista es el visitante y la información y donde, durante los días de feria, pasen muchas cosas. Creo que la obligación de las ferias es lograr sorprender a los visitantes”.

Bixquert nos explicó también que “tras hablar con nuestros expositores, podemos decir que se han superado las más optimistas de las previsiones. Ha habido una gran afluencia de clientes, especialmente de cliente nacional, que es el que nos preocupaba y nos ha sorprendido —el cliente extranjero dábamos por supuesto que iba a venir gracias al gran esfuerzo promocional que realizamos— lo que nos permite decir que el sector madera-mueble, a pesar de todo, todavía va a dar batalla”.

Asimismo, apuntaba a la exportación como uno de los flotadores para este sector puesto que, y pese a la buena acogida de la feria, al mercado español le queda todavía un camino angosto que recorrer para recuperar, si es posible, la situación de hace unos años. “El mercado nacional está como está, España entró tarde en la crisis y parece que también saldremos tarde de ella. Sin embargo, la exportación es una de las mejores salidas que puede tener la industria española y, de hecho, me consta que durante los días de feria se realizaron grandes negocios, sobre todo con los países del norte de África, donde se está haciendo una importante inversión en contract en la industria hotelera. Sudamérica es un mercado natural para todo lo que son bienes de equipo y durante la feria constatamos que la exportación es una de las salidas que va a tener la industria española”.

Un respiro para el sector

Los participantes en la Feria Internacional de Maquinaria y Herramientas para la Madera (Fimma) y en la Feria Internacional de Proveedores para el Sector Madera-Mueble (Maderalia) coincidían en señalar el impacto positivo registrado en estas dos muestras. Y hacían especial hincapié en la afluencia de público profesional y su calidad como visitante. “Quizás menos que otros años pero más interesado de verdad. Quien viene este año es porque realmente tiene un proyecto, no para curiosear” —afirmaban algunos.

Por lo que respecta a la presencia extranjera, José Miguel Jiménez, gerente de Tamalsa y representante de AEIM en el Comité Organizador de Maderalia, explicaba que “lo más impactante ha sido el buen ambiente comercial. Hemos detectado un gran número de visitas no esperadas sobre en lo que al capítulo de exportaciones se refiere; fundamentalmente compradores de América del Sur y Norte de África”.

Y es que el planteamiento de Fimma-Maderalia como feria ‘fácil, cómoda y económica’ se ha visto recompensado. En este sentido, la oferta de un paquete integral de servicios tuvo una buena acogida entre las firmas expositoras. En palabras de Alejandro Egurbide, responsable de marketing de Obe Hettich, “con el nuevo sistema de stand predecorado-llave en mano que nos han facilitado los organizadores de la muestra se nos ha simplificado el montaje. Aplaudimos esta iniciativa y confiamos en que se le dé continuidad de cara a las próximas ediciones”. En la misma línea se expresaba el representante de Homag, que apoyaba la iniciativa de un modelo de feria más fácil y económica pero también reivindicaba la imagen propia de cada una de las firmas participantes. Según Rasetti, “el paquete integral ha sido muy buena idea pero no debe olvidarse la individualidad de cada stand, el sello identificador de cada marca”.

En cuanto a las asignaturas pendientes y temas que deberían mejorar desde la organización para la próxima convocatoria, destaca la necesidad de reforzar la atención personalizada al expositor e incrementar la comunicación con los participantes.

Deberes para 2011: reforzar la atención personalizada al expositor e incrementar la comunicación con los participantes

Confemadera presenta sus ‘Guías de la Construcción con Madera’

Ante un foro de 26 periodistas, Confemadera aprovechó el foro que le proporcionaba Fimma-Maderalia para presentar la segunda edición de las ‘Guías de la Construcción con Madera’, manuales que sitúan a España al mismo nivel técnico de los países más avanzados de Europa en la materia, y otorgan a la industria una seguridad normativa, en sintonía con el CTE (Código Técnico de la Edificación). Las guías, desarrolladas por el proyecto ‘Construir con Madera’, en colaboración con el Instituto de Ciencias de la Construcción Eduardo Torroja, está integrada por 6 capítulos, tres de los cuales ya han sido editados. Tal como señalaba Juan Ignacio Fernández-Golfín, director del proyecto ‘Construir con Madera’, “el CTE supuso una revolución normativa en la construcción y decidimos fundamentar en documentos técnicos cómo se debe de construir correctamente con madera. Hoy presentamos la segunda edición de tres publicaciones sobre el uso de la madera y productos derivados en la edificación, y anunciamos que muy pronto estarán disponibles en micro CD”.

“Ni una sola empresa, ni una única asociación pueden afrontar solos la promoción de la madera en España —afirmó Pilar Calvo, presidenta del proyecto ‘Vivir con Madera’, durante la presentación—. En este sentido, apuntó que “con el esfuerzo de numerosas instituciones, empresarios y técnicos hoy podemos ofrecer a prescriptores y consumidores información con base científica sobre las prestaciones de la madera respecto a la salud, el medio ambiente, la cultura y la industria”.

Buenas noticias para un sector que ha visto cómo se perdía un 20% del empleo (sobre los 86.500 puestos de trabajo) durante la crisis, lo que, en palabras de Francisco de Paula Pons, secretario general de Confemadera, da una idea de la “urgencia que hay para remodelar el sector” y sentaba las bases sobre las que debía apoyarse: la exportación, abrir nuevos mercados, la formación y cualificación y llevar a cabo una importante reestructuración de las empresas, con medidas estructuras a medio plazo”. Pons se expresaba en favor del profesional cualificado ante los problemas del sector y apostaba por las pymes y los sectores manufactureros.

Todo con un fin: los nuevos manuales técnicos presentados permiten sentar las bases para lograr un objetivo: que la madera sea pronto un material líder en la construcción en España.

foto
Francisco de Paula Pons, secretario general de Confemadera, en un momento de la conferencia de Confemadera donde calificó de urgente “remodelación del sector”.

La madera, un producto ecológico

El encuentro de Confemadera sirvió también para poner sobre la mesa un aspecto obvio pero a menudo olvidado de este material: es ecológico. Absorbe CO2 y, además, en su elaboración se producen muchas menos emisiones y requiere menos gasto de energía que para otros materiales. Además, los organizadores afirmaron rotundos que “es más barato construir con madera, un mensaje que está penetrando cada vez más entre los profesionales de la construcción”. Por ello han podido elaborar ya 3 de los 6 capítulos del libro blanco de la madera, cuyo uno de los objetivos es plantear cómo aplicar el CTE en la construcción con madera.

El futuro de las empresas del sector pasa por la diferenciación

Casi trescientas personas llenaron el salón de actos de Feria Valencia durante la celebración de la conferencia ‘Claves y retos de futuro en la arquitectura y el interiorismo’, convocada por la firma fabricante de barnices Ilva Polimeri. Industrias Químicas IVM —Ilva— propuso en Maderalia diferentes ideas de futuro para los industriales de la madera y mueble en un encuentro donde tomaron la palabra Joan Lao y Luis de Garrido, referencia en los campos del interiorismo y la arquitectura, respectivamente, junto a Alfredo Sandoval, consejero delegado y director general de Ilva, que abrió el acto y transmitió a los profesionales del sector de la madera y el mueble un mensaje claro: “es fundamental y urge establecer una estrategia de diferenciación”.

Consciente de la complicada coyuntura que atraviesa el mercado español del mueble y la carpintería, Ilva basa en cuatro ideas el futuro de las empresas del sector: diseño sustentable, personalización, rehabilitación e innovación. “Ser uno más ya no garantiza el futuro —afirmaba Sandoval— no hay más que una salida y se trata de combinar estos cuatro conceptos”.

A juicio del gerente de Ilva, ante la situación actual caben tres posicionamientos: no hacer nada, esperar a que amaine la tormenta o ver todo esto como una oportunidad. En este punto, Ilva propone innovar y poner en práctica una estrategia de diferenciación, “no diferenciarnos nos limita a competir por precio, no nos ayuda a crecer; diferenciarse supone contar con una ventaja competitiva, crear valor añadido, y obliga a la competencia a imitarnos”.

Y como respuesta al planteamiento de Ilva, el interiorista Joan Lao ofreció una charla en la que habló del diseño como herramienta de trabajo para crear y explicar cómo un producto puede y debe tener entrada en el mercado actual. “Diseñar es pensar las cosas antes de hacerlas, todos queremos vender más, pero esto requiere un serio proceso de trabajo que emerge de la comunión entre diseño y empresa, entre la creatividad y la industria”.

Por su parte, desde el punto de vista de la arquitectura, Luis de Garrido cerró la conferencia compartiendo con el público sus ideas de futuro para afrontar el mercado de la restauración, segmento capital para el futuro de las empresas dedicadas a la carpintería industrializada de madera. De Garrido ha ido madurando en los últimos años un concepto innovador en arquitectura, que denomina ‘Naturalezas artificiales’: un sistema ecológico artificial (que incorpora el universo de edificios, artefactos y materiales fabricados por el hombre) que tiene sus propias reglas, y que es paralelo al sistema ecológico natural. Cabe destacar que su arquitectura comporta un alto nivel sostenible, cumpliendo al máximo los requerimientos de optimización de recursos, disminución del consumo energético, de los residuos y emisiones, aumento de la calidad de vida y disminución del mantenimiento y coste.

foto
Joan Lao y Luis de Garrido, dos ponentes de excepción en la conferencia de Ilva Polimeri, expusieron su punto de vista sobre el futuro de la arquitectura y el interiorismo. 

Vollmer, homenajeada por sus 100 años de trayectoria

La firma alemana Vollmer recibió durante la celebración de la feria, de manos del presidente de Fimma, Jordi Teixidó, una insignia conmemorativa con motivo de la celebración de su centenario. Desde que arrancara en 1909 su actividad, el grupo empresarial se ha posicionado hoy en día como líder en la fabricación de máquinas especiales y sistemas para el acondicionamiento de herramientas.

foto
De izq. a dcha.: Miguel Bixquert, director de Fimma-Maderalia; Jordi Teixidó, presidente de Fimma; Martin Kaiser, jefe de ventas del grupo Vollmer; y Joan Valls responsable comercial en España de la firma.
Satisfacción en el comité organizador de Fimma-Maderalia por los resultados de la pasada edición

Los comités organizadores de las ferias Fimma y Maderalia, reunidos recientemente para analizar los resultados de la pasada edición, celebrada en el mes de noviembre en Feria Valencia, manifestaron su satisfacción por los buenos resultados obtenidos y por el magnífico sabor de boca que ambos certámenes dejaron a expositores y visitantes.

A pesar de la coyuntura económica desfavorable que todavía campea en la industria de la madera y el mueble, Fimma-Maderalia se erigió, una vez más, como referencia de este sector en España.

Las principales empresas del panorama internacional de la maquinaria y de los materiales y productos afines a la elaboración de la madera exhibieron sus novedades en Valencia. Y los profesionales del sector también respondieron a la cita, haciéndonos recordar los mejores días de Fimma-Maderalia en los años de crecimiento económico.

“El cimiento de este éxito ha sido la conciencia que ha tomado la Feria de la complicada situación que atraviesan todas las empresas en la actualidad —afirma Francisco Perelló, presidente de Maderalia—, las ayudas aprobadas por el comité organizador han servido para que exponer en el certamen haya resultado más fácil y económico”.

“El gran salto cualitativo dado en esta ocasión por la feria ha estado en la presencia en los stands de visitantes con poder de decisión en la compra, así como en la notable presencia internacional en los pabellones, todos los días —considera Jordi Teixidó, presidente de Fimma—, podemos estar seguros de que hemos hecho bien las cosas, porque en Fimma-Maderalia este año ha destacado la calidad del visitante”.

“Estamos en el buen camino al proponer a nuestro cliente una feria con alto valor añadido –concluye Miguel Bixquert, Director de ambos certámenes-, tanto cuantitativa como cualitativamente, Fimma y Maderalia han propuesto a expositor y visitante numerosas y oportunas alternativas de presentar y conocer productos, tendencias y conocimiento en torno a la materia prima que nos une a todos, la madera.”

Fuente: Fimma-Maderalia.

Empresas o entidades relacionadas

FIMMA / Maderalia - Feria de Valencia