Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
La compañía ofrecerá descuentos en gasolina y diésel a clientes que contraten luz y gas

Repsol finaliza la compra de los activos de Viesgo y su comercializadora

Redacción Interempresas05/11/2018

Repsol incorporó el 2 de noviembre los negocios no regulados de generación de electricidad de bajas emisiones de Viesgo y su comercializadora, para convertirse así, “en un actor relevante del mercado eléctrico español”.

Tras recibir todas las autorizaciones regulatorias necesarias, Repsol ha completado la operación con la firma del acuerdo definitivo, que fija el precio de la transacción en 733 millones de euros. Una vez asumida la gestión de estos activos, Repsol refuerza su posición como operador multienergía, con una capacidad total instalada de 2.950 MW (2.350 MW procedentes de esta operación, más 600 MW de sus actuales plantas de cogeneración), informaron fuentes de la compañía.

Asimismo, la compañía aumenta significativamente su presencia en el sector minorista de electricidad y gas en España, con una cuota de mercado superior al 2% y más de 750.000 clientes. Tras la culminación de esta operación, Repsol “da un paso fundamental en el cumplimiento de su hoja de ruta para la transición energética, que incluye como objetivo alcanzar en el año 2025 una cuota de mercado minorista de electricidad y gas superior al 5% y 2,5 millones de clientes”.El negocio de electricidad y gas se desarrollará a través de su nueva filial, Repsol Electricidad y Gas, que ofrecerá en toda España “una oferta atractiva, soluciones digitales de vanguardia y ventajas exclusivas para los clientes, como descuentos en la red de estaciones de servicio Repsol”. Además, la electricidad comercializada por la compañía, a través de la marca Repsol, estará certificada como 100% de bajas emisiones.

foto
De izquierda a derecha, el director ejecutivo de Macquarie Infrastructure and Real Assets, Juan Caño; el consejero delegado de Repsol, Josu Jon Imaz; el presidente y consejero delegado de Viesgo, Miguel Antoñanzas; la directora general de Downstream de Repsol, Maria Victoria Zingoni y el vicepresidente ejecutivo de Wren House Infrastructure, Piotr Sochocki.

La compañía ha designado presidenta de Repsol Electricidad y Gas a María Victoria Zingoni, que simultaneará el cargo con el de directora general de Downstream de Repsol. El consejero delegado de la nueva filial será Francisco Vázquez, que hasta ahora ejercía como director ejecutivo de Refino de Repsol. Repsol Electricidad y Gas tendrá su sede social en Santander y empleará a más de 400 personas cualificadas y con experiencia en el sector, en su gran mayoría procedentes de Viesgo.

La nueva compañía, “que nace con ambiciosos planes de crecimiento, cuenta con los activos operados y no regulados adquiridos de Viesgo, entre los que se encuentran instalaciones modernas y eficientes de generación hidráulica y ciclos combinados de gas”.

De hecho, Repsol Electricidad y Gas dispone de centrales hidroeléctricas con una capacidad instalada de 700 MW, situadas en el norte de España y con gran potencial de crecimiento orgánico. También de dos centrales de ciclo combinado de gas, en Algeciras (Cádiz), construida en 2011, y Escatrón (Zaragoza), construida en 2008, con una capacidad conjunta de 1.650 MW. A esto se suman las actuales plantas de cogeneración situadas en los principales centros industriales del grupo, enumeran fuentes de la compañía presidida por Antonio Brufau.

Repsol Electricidad y Gas se incorpora como operador al sector “con una visión industrial a largo plazo y con voluntad de invertir y generar nuevas oportunidades”. El inicio de su actividad refuerza la competencia en el sector en España, lo que beneficiará al conjunto de los consumidores. En la actualidad sus clientes se reparten por toda la geografía española, principalmente en Cantabria, Galicia, Andalucía, Asturias, Castilla y León y Comunidad de Madrid. “La compañía aprovechará sus distintos canales de venta, como sus más de 3.400 estaciones de servicio en España, para trasladar su oferta, así como la fortaleza y el reconocimiento de la marca Repsol”.

foto
Tras recibir todas las autorizaciones regulatorias necesarias, Repsol ha completado la operación con la firma del acuerdo definitivo, que fija el precio de la transacción en 733 millones de euros.

Impulsando la transición energética

Con la incorporación de estos activos, Repsol “avanza en la consecución de los ambiciosos objetivos que la compañía se ha marcado en el desarrollo de un negocio operado de bajas emisiones en el sector eléctrico”.

Las inversiones en este ámbito, entre las que se incluyen los 733 millones de euros destinados a esta operación, serán de 2.500 millones de euros entre 2018 y 2020, con el objetivo de alcanzar 2,5 millones de clientes minoristas de electricidad y gas en España a 2025, con una cuota de mercado superior al 5% y una capacidad de generación baja en emisiones de alrededor de 4.500 MW.

En este terreno, Repsol ha adquirido recientemente el proyecto fotovoltaico Valdesolar, de 264 MW, planificado en el municipio de Valdecaballeros (Badajoz) y que está en fase de tramitación administrativa. Con esta incorporación, Repsol alcanzará más del 70% de su objetivo estratégico de capacidad de generación baja en emisiones.

Además, el pasado 19 de octubre, Repsol anunció su participación en la construcción de uno de los mayores parques eólicos flotantes del mundo, en la costa de Portugal, a 20 kilómetros de Viana do Castelo, y que dispondrá de una capacidad instalada de 25 MW.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.