Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Distribución hortofrutícola

La cooperativa y el centro tecnológico colaboran en el desarrollo de nuevas iniciativas para impulsar el cultivo y el consumo del tubérculo

Udapa y Neiker, referentes en innovación en el sector de la patata de consumo

Alejandro de Vega25/06/2020

La cooperativa alavesa Udapa lleva a cabo en estos momentos un estudio agronómico y de aceptación comercial de la nueva patata Beltza, una variedad de color púrpura creada por el Instituto Vasco de Investigación y Desarrollo Agrario Neiker. Este centro mantiene abierta otra línea de trabajo cuyo fin es obtener nuevas variedades de patata resistentes al estrés hídrico, en paralelo al inminente registro de una variedad apta para lavado que pueda sustituir a la clásica Monalisa.

foto

Campo de patata de la variedad Beltza sembrado por Udapa en la provincia de Álava.

La colaboración entre la cooperativa alavesa Udapa y el centro tecnológico Neiker del País Vasco, puede ser un referente en lo que a investigación aplicada al cultivo de patata en España se refiere. La cooperativa, especializada en la producción y comercialización de patatas con calidad diferenciada, probará en campo la respuesta de esta nueva variedad gracias a los 600 kg de semilla suministrados por Neiker con el objetivo de efectuar una valoración agronómica.

El acuerdo entre ambas partes se ha materializado tras la firma del convenio suscrito por Leire Barañano, directora general de Neiker, y Alfonso Sáenz de Cámara, director general de Udapa. Éste último ha confirmado a la revista Tierras Agricultura que el proyecto tiene además la finalidad de "hablar en positivo de la patata y revertir la imagen que tiene actualmente en el mercado, a través de un nuevo producto con propiedades tan beneficiosas para la salud", en referencia a su alto contenido en antioxidantes que puede ser hasta 20 veces superior a una variedad convencional.

Sáenz de Cámara ha revelado que el ensayo se va a desarrollar en una pequeña parcela de 0,3 hectáreas y que "si la prueba sale bien vamos a impulsar el cultivo de esta patata a pequeña escala. Esperamos ajustar la oferta a la demanda lo máximo posible". En este sentido, el responsable de Udapa cree que el precio en origen de esta patata tan exclusiva "tiene que tener un plus de precio que estimamos en un 20 ó 30% por encima de una variedad habitual".

Esta nueva patata de color púrpura es fruto del trabajo desarrollado por Neiker para obtener un catálogo de al menos 3 variedades de color -rosa, bicolor y oscura-, principalmente destinadas al mercado de transformación en patatas chip, según ha constatado el doctor José Ignacio Ruiz de Galarreta, responsable de la Mejora Genética en patata en Neiker.

Patatas con valor añadido y una nueva 'Monalisa'

Neiker registró la nueva variedad de color púrpura, bautizada con el nombre en euskera de Beltza (negro en castellano), en el Registro Europeo de Variedades Protegidas en 2019. Ruiz de Galarreta señala que se trata de un proceso de dos años y "en principio no debería haber ningún problema para que esta variedad esté registrada a final del año 2021".  

La patata Beltza atesora un alto contenido en compuestos antioxidantes, "lo que aporta beneficios para la salud. Además tiene calidad suficiente para el sector de la restauración por sus peculiaridades de la coloración de pulpa así como para su uso en IV gama alimentaria (envasada al vacío) y V gama alimentaria (producto listo para comer)", afima el investigador de Neiker.

En cuanto a las características agronómicas de Beltza, Ruiz de Galarreta apunta que se clasifica dentro de las variedades semitardías, "algo más temprana que una Agria", y que no requiere de un manejo agronómico diferenciado. Entre sus virtudes en campo destaca por ser una variedad "muy vigorosa" cuya potencial productivo puede situarse en torno a las 40 t/ha y ofreciendo unos calibres de tubérculo mediano-grande. 

Sobre el desarrollo de la variedad que podría ser una alternativa a la clásica Monalisa, desde Neiker se asegura que tienen un clon que ya estaría probando Udapa. "A ellos les interesa tener una buena variedad de lavado y este clon se enfoca a reducir la irregularidad en la nascencia e incluso mejorar un poco la productividad, pero sobre todo el interés ha surgido por un aspecto de disponibilidad local de semilla". Este clon podría enviarse a registro ya este mismo año y estar disponible a escala comercial en 2022.

A esta línea de trabajo se une la que se desarrolla en Neiker con variedades de patata resistentes al estrés hídrico, un avance que entra ahora en su fase decisiva y podría revolucionar el cultivo en los próximos años. 

foto

Patata variedad Beltza con su distintiva carne de color púrpura.

Arranca el proyecto de la variedad Princesa Amandine

La patata Beltza no es el primer proyecto de estas características para Udapa. El director de esta cooperativa es el presidente de una iniciativa para fomentar el cultivo y comercialización de la variedad de patata francesa Princesa Amandine en España y Portugal, compuesta por las empresas Ibérica de Patatas (Madrid), Zamorano (Barcelona), Udapa (País Vasco) y la portuguesa Campotec.

Está previsto que en 2020 se cultiven más de 55 hectáreas en España y Portugal, repartidas entre las regiones de Andalucía (Sevilla), Castilla y León, Murcia (Cartagena) y Silveira Torres Vedras en Portugal. “Se trata de un ejemplo de colaboración entre empresas que en realidad somos competencia en el mercado”, ha enfatizado el responsable de Udapa.

Princesa Amandine es una variedad de carne firme cuyo consumo es de momento poco habitual en España, pero que goza de un gran prestigio en Francia donde anualmente se comercializan unas 40.000 toneladas, prácticamente la misma cantidad que todas las variedades producidas con sello ecológico en el país vecino.

En nuestro país, Sáenz de Cámara estima que este año habrá disponibles en el mercado español unas 2.500 toneladas para cubrir la demanda entre los meses de junio y septiembre.

En cuanto a la primera campaña de comercialización de esta patata, su responsable matiza que "no ha comenzado como esperábamos por la indicencia del COVID-19 en el mercado, pero la respuesta de la gran distribución está siendo positiva". Asimismo ha recordado que se trata de “una patata de sabor, cremosa y diferente que esperamos tenga una buena aceptación y contribuya a impulsar el consumo” de este producto en general.

La campaña de patata avanza hacia la zona norte de España

"Es un año convulso para el sector de la patata en España". Así resume Alfonso Sáenz de Cámara la situación de la campaña a escasas fechas de que arranque la cosecha en la mitad norte del país. Al descenso en las ventas provocado por la pandemia tras el cierre del canal Horeca durante varios meses, se une ahora la caída esperada en el turismo que amenaza seriamente el consumo de este tubérculo en los meses de verano.

Por si no fuera poco, a partir de octubre, los operadores europeos ya no podrán utilizar el producto CIPC como antigerminante en la conservación de patata debido a su prohibición para este uso. Una circunstancia que puede agravar el exceso de producto almacenado que se prevé de cara al otoño, junto con un posible adelanto en la entrada de patata francesa al mercado español.

El máximo responsable de la cooperativa alavesa cree que "con la campaña que se ha vivido en la zona sur de España no podemos ser muy optimistas". No obstante señala que el escalonamiento en las siembras de Castilla y León por las intensas lluvias de primavera puede ser un "punto a favor" para evitar el colapso del mercado, al menos durante el mes de julio y principios de agosto.

En la zona de Sevilla, según ha reportado la Junta de Andalucía esta semana, "continúa la cosecha de la patata temprana, retrasada este año en buena medida por la incidencia de las lluvias, lo cual ha concentrado las fechas de recolección de las diferentes variedades en el tramo final de la campaña y está causando una progresiva bajada en los precios semanales del producto".

Empresas o entidades relacionadas

Udapa, S.C.