Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Protección Laboral

Liderar en PRL: un reto constante

Redacción Protección Laboral18/10/2016
Liderar equipos y procesos no es una tarea fácil. No sólo se trata de distribuir adecuadamente el trabajo o ser carismático. Ser líder implica dar ejemplo, ser capaz de anteponer el bien del grupo al de uno mismo e incluso enseñar a terceros a ser buenos líderes. Hoy nos centraremos en el liderazgo en bienestar laboral y salud ocupacional. A partir del estudio “Leadership and occupational safety and health: An expert analysis” conducido por la European Agency for Safety and Health at Work (EU-OSHA), se extrajeron unas interesantes conclusiones tituladas “Liderazgo de Calidad en Salud y Riesgos Laborales”. Aquí van algunos consejos dirigidos a los líderes.

  • Los líderes deben tomar en serio su responsabilidad en materia de seguridad y salud. Debe encargarse personalmente de asegurar la seguridad y la salud de los empleados. Un buen líder no debería desentenderse y dejarlo en manos ajenas.
  • Los líderes deben predicar con el ejemplo. Deberán respaldar su liderazgo adoptando las medidas de salud y seguridad ellos mismos. Son los primeros responsables en demostrar que la prevención es importante.
  • Los líderes deben trabajar para crear una cultura de seguridad. Ésta deberá irse incorporando a la actividad diaria del lugar de trabajo “sin prisa pero sin pausa”.
  • Los líderes deben asegurar el compromiso de mandos intermedios y de la alta dirección. El compromiso directivo y la responsabilidad pueden reforzarse con la asignación de responsabilidades específicas de seguridad y salud a los directores individuales.
  • Los líderes deben garantizar una participación ostensible de la alta dirección. Fomentando las visitas e inspecciones y utilizándolas para abordar con el personal las preocupaciones sobre salud y seguridad.
  • Los líderes deben garantizar que las políticas se apliquen de forma coherente. Los trabajadores deben poder ver un compromiso continuo por su parte.
  • Los líderes deben proporcionar recursos suficientes para la SST. Tanto en términos económicos como de tiempo. Los costes a largo plazo de una política de prevención débil pueden ser mucho mayores.
  • Los líderes deberían aprender de las buenas prácticas de terceros. El estudio que hemos enlazado al principio, por ejemplo, contiene buenos casos de liderazgo eficiente.
  • Los líderes deben poner en práctica medidas que sean apropiadas a las circunstancias específicas. Para ello deben tener siempre en cuenta las implicaciones de seguridad y salud de la introducción de nuevos procesos, nuevas formas de trabajar o trabajar con nuevas personas o grupos.
  • Los líderes deben asegurarse de que las evaluaciones periódicas de riesgos se llevan a cabo. En caso necesario, se impartirá formación sobre la puesta en práctica de evaluaciones.
  • Los líderes deben propiciar la participación del trabajador. Los trabajadores a menudo tienen la visión más clara de los riesgos que enfrentan y son susceptibles de poder sugerir soluciones simples y rentables.
  • Los líderes deben garantizar una comunicación abierta continua sobre la SST. Además de ocuparse de la comunicación vertical de las políticas de seguridad y salud, cambios y mejoras, también debe incluir la comunicación ascendente desde los trabajadores a la dirección, y un diálogo entre todas las partes de la empresa.
  • Los líderes deben promover la colaboración. Trabajadores y administración trabajarán conjuntamente con cierta regularidad.
  • Los líderes deben facilitar la formación adecuada dotando a las personas en todos los niveles con los conocimientos y habilidades que necesitan para llevar a cabo sus responsabilidades de seguridad y salud.
  • Los líderes deben asegurar el acceso a la experiencia y habilidades que la compañía exige aplicando métodos de aseguramiento de la calidad para garantizar que todos los que desempeñan puestos de responsabilidad están bien capacitados.
  • Los líderes deben efectuar un monitorizado, análisis y revisión con regularidad, comparando el rendimiento de las prácticas pasadas y actuales.
  • Los líderes deben incentivar, reconocer y premiar los comportamientos seguros. Por ejemplo, elogiando el trabajo bien hecho en las comunicaciones corporativas.

liderar-en-prl-un-reto-constante

Cuando el liderazgo es débil


La falta de un buen liderazgo en materias de salud puede llevar a la desmotivación de los trabajadores y al estrés que afectará al clima laboral. Estos son los errores más comunes, que reflejan cuándo el liderazgo va en una dirección inadecuada.

- Autoritarismo de los mandos intermedios o superiores. El estilo de dirección es determinante, pudiendo detectarse sus errores mediante encuestas de clima laboral.

- Déficit o errores de comunicación. Los empleados necesitan conocer explícitamente sus funciones, autonomía (si la tienen), a quién pueden recurrir cuando surge un problema y a quién dar las explicaciones, llegado el caso.

- Falta de reconocimiento. El trabajador necesita verse valorado, sentir la empresa como un equipo al que pertenece y le necesita (compensación o retribución emocional).

Suscríbase a nuestra Newsletter - Ver ejemplo

Contraseña

Marcar todos

Autorizo el envío de newsletters y avisos informativos personalizados de interempresas.net

Autorizo el envío de comunicaciones de terceros vía interempresas.net

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Protección de Datos

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Asociación Española de Fabricantes de Fachadas Ligeras y Ventanas

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS