Opinión Info Opinión

Antes de precipitarnos en el futuro, primero debemos asegurarnos de que nuestros talleres funcionan de lo más eficientemente posible con lo que ya tenemos

La hiperbolización de la IA y la industria 4.0 en España

David Sánchez Wells25/09/2023
Hablar de Inteligencia Artificial (IA) e Industria 4.0 es casi inevitable en los círculos industriales de hoy. Estas tecnologías se presentan como las soluciones mágicas para resolver problemas complejos de productividad, eficiencia y rentabilidad. Pero, con el debido respeto, ¿no estaremos poniendo el arado delante de los bueyes?
Imagen

Consideremos un taller de fabricación del sector aeroespacial en España. Aquí, la precisión es fundamental y el margen de error es casi nulo. Implementar IA o tecnologías de Industria 4.0 podría parecer atractivo a primera vista. Sin embargo, como paso inicial sería fundamental entender si nuestros talleres ya están optimizados para desempeñarse al máximo de sus capacidades actuales.

El taller es como un reloj suizo. Si las piezas más básicas del reloj, como las agujas o los engranajes, no funcionan adecuadamente, no tiene sentido añadir funcionalidades adicionales como un cronómetro de alta precisión. En términos del taller, si los procesos básicos tienen ineficiencias, la introducción de IA sólo agregará una capa adicional de complejidad, y probablemente costes, sin necesariamente aumentar la rentabilidad.

Un dilema similar se enfrenta cuando hablamos específicamente sobre costes. Invertir en IA y tecnologías avanzadas suele requerir una inversión inicial significativa. Aquí entramos en el terreno de las compensaciones: si realizamos una inversión alta ahora, ¿cuánto tiempo llevará para que el retorno de la inversión justifique el gasto? Por otro lado, mejorando la eficiencia del taller con los recursos y las tecnologías existentes, podríamos lograr ganancias más inmediatas en productividad y rentabilidad.

En mi opinión, es fundamental cuestionar el bombo publicitario que rodea a la IA y la Industria 4.0. Antes de precipitarnos en el futuro, primero debemos asegurarnos de que nuestros talleres estén funcionando de una manera lo más eficientemente posible con lo que ya tenemos. Este enfoque más fundamentado puede no tener el atractivo del ‘futuro brillante’ que nos prometen las tecnologías emergentes, pero podría ser el más sensato para las necesidades inmediatas de la industria aeroespacial en España.

Imagen

Los desafíos de abordar la productividad y rentabilidad actuales

Si bien es cierto que ciertas tecnologías ofrecen beneficios potenciales de gran alcance, la falta de enfoque en la productividad y rentabilidad actuales no deja de ser evidente en muchas pymes españolas. No son pocos los gerentes que se maravillan con las promesas de una productividad extenuante gracias a la implementación de complejísimos sistemas con inteligencia artificial embebida. Sin embargo, hablamos de algo que está a años luz, y al alcance de muy pocos.

Una analogía útil sería pensar en el taller como un equipo de fútbol. No importa cuán talentoso sea un nuevo jugador si el equipo ya existente no tiene una estrategia sólida o habilidades básicas. La incorporación de un ‘súper estrella’ tecnológico podría incluso agravar las debilidades estructurales del equipo en lugar de fortalecerlo.

Al enfrentar estos desafíos, hay que tener en cuenta varios factores. Uno de ellos es el capital humano. A menudo, las personas que trabajan en talleres industriales tienen años de experiencia y conocimientos acumulados que son difíciles de replicar con tecnologías emergentes. Ignorar esta base de conocimiento es un error que puede costar caro en términos de eficiencia y moral del equipo. Por otro lado, no maximizar el uso de estos conocimientos y habilidades es también una oportunidad perdida en términos de rentabilidad.

Otro factor crítico es la cultura organizacional, y es que los cambios tecnológicos, especialmente los drásticos, pueden ser perturbadores. Y en una industria como la aeroespacial, donde la seguridad es primordial y las tradiciones son sólidas, cualquier alteración en las rutinas existentes debe manejarse con extrema cautela. No es solo una cuestión de invertir en nueva tecnología, sino también de adaptar toda una cultura empresarial para que esta tecnología pueda ser implementada de manera efectiva y segura.

En resumen, si el objetivo es maximizar la productividad y la rentabilidad en el presente, la solución no es necesariamente saltar directamente a las tecnologías del mañana. A menudo, hay mejoras más simples y menos costosas que se pueden realizar ahora para lograr esos mismos objetivos. Además, estas mejoras proporcionan una base sólida sobre la cual las tecnologías más avanzadas puedan ser posteriormente implementadas de manera más efectiva.

Imagen

Equilibrando la innovación y la realidad operativa

Al explorar la adopción de tecnologías emergentes, un aspecto crítico que a menudo se pasa por alto es cómo equilibrar la innovación con la realidad operativa actual de un taller. Este equilibrio es especialmente clave en el sector aeroespacial, donde el margen de error es prácticamente inexistente y la seguridad es una prioridad. Entonces, ¿cómo podemos mantener este equilibrio? No se trata solo de adoptar lo más nuevo y lo mejor, sino de hacerlo de manera que complemente y potencie las operaciones existentes.

Uno de los principales desafíos aquí es la interoperabilidad. Las nuevas tecnologías deben poder integrarse de manera efectiva con los sistemas existentes. Esto puede implicar consideraciones sobre compatibilidad de software, adaptabilidad de hardware e incluso la formación necesaria para el personal. A esto se suma la complejidad de la gestión de datos, especialmente en una era donde los datos se consideran tan valiosos como el petróleo.

Un segundo desafío es la escalabilidad. Una solución que funciona a pequeña escala puede no ser efectiva o incluso viable a gran escala. Esto es especialmente relevante para los talleres aeroespaciales en España, donde la producción puede variar considerablemente en tamaño y complejidad. Por lo tanto, cualquier adopción de tecnología debe tener en cuenta no solo las necesidades inmediatas, sino también cómo se adaptará a futuros requisitos operativos y de mercado.

Finalmente, está el desafío de la regulación. La industria aeroespacial es una de las más reguladas, y con razón, dada su importancia para la seguridad pública. Cualquier nueva tecnología debe cumplir con una variedad de normativas, tanto nacionales como internacionales. Esto no solo implica una inversión adicional en cumplimiento, sino también un tiempo de implementación que puede retrasar los beneficios esperados.

Por lo tanto, antes de embarcarse en la implementación de tecnologías emergentes, es crucial tener un plan claro que equilibre la promesa de la innovación con la realidad de las operaciones existentes. Y este equilibrio solo se puede lograr mediante una evaluación cuidadosa de las múltiples variables en juego.

Hacia un enfoque más integrado y sostenible

El último punto que vale la pena abordar es cómo podemos desarrollar un enfoque más integrado y sostenible hacia la productividad y la rentabilidad de los talleres. Hasta ahora, hemos establecido que el salto a tecnologías emergentes como la IA y la Industria 4.0 no debe hacerse a expensas de la eficiencia actual del taller. La complejidad (y tu deber) residirá en averiguar cómo conciliar estas dos consideraciones en cada caso concreto.

Uno de los enfoques podría ser una adopción gradual de nuevas tecnologías, que se alinee con metas a corto, medio y largo plazo. Este enfoque ‘paso a paso’ permite que la empresa evalúe los beneficios de cada cambio y ajuste su estrategia en consecuencia. Además, un modelo de implementación por etapas podría minimizar las interrupciones y maximizar la adaptabilidad.

El riesgo asociado con la adopción de nuevas tecnologías también debe mitigarse con una planificación cuidadosa. Esto podría incluir desde pruebas piloto y análisis de riesgos hasta auditorías de seguridad y revisiones reglamentarias. Recordemos que, en la industria aeroespacial, un fallo menor puede tener consecuencias catastróficas.

Es capital considerar también las implicaciones medioambientales de cualquier cambio tecnológico. En una era de cambio climático y creciente conciencia ecológica, los talleres aeroespaciales en España, como en el resto del mundo, están cada vez más sujetos a escrutinio en cuanto a su sostenibilidad. Por lo tanto, cualquier adopción de tecnología debe evaluarse no solo en términos de rentabilidad, sino también de impacto ambiental.

En resumen, el mejor camino a seguir para mejorar la productividad y la rentabilidad de los talleres no es necesariamente elegir entre el presente y el futuro, sino más bien encontrar una forma de integrar ambos en una estrategia cohesiva y sostenible. Este enfoque equilibrado permitiría a las empresas adaptarse a las demandas cambiantes del mercado y la tecnología, al tiempo que se maximiza la eficiencia de sus operaciones existentes.

Comentarios al artículo/noticia

#1 - José Coronadoy
04/10/2023 9:08:29
de acuerdo con que las soluciones a implantar deben tener un retorno real y no psicológico, pero hablar de las tecnologías de digitalización como tecnología emergentes y dudar de su contribución a la productividad creo que suena raro en 2023. Mi punto de vista es otro, todas las empresas y muy en especial las pymes han de estar atentos a las tecnologías que modifican el tablero de juego. Alguna de las tecnologías que se introducen en el mimo saco en este artículo lo están haciendo.

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.

Suscríbase a nuestra Newsletter - Ver ejemplo

Contraseña

Marcar todos

Autorizo el envío de newsletters y avisos informativos personalizados de interempresas.net

Autorizo el envío de comunicaciones de terceros vía interempresas.net

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Protección de Datos

Responsable: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Suscripción a nuestra(s) newsletter(s). Gestión de cuenta de usuario. Envío de emails relacionados con la misma o relativos a intereses similares o asociados.Conservación: mientras dure la relación con Ud., o mientras sea necesario para llevar a cabo las finalidades especificadasCesión: Los datos pueden cederse a otras empresas del grupo por motivos de gestión interna.Derechos: Acceso, rectificación, oposición, supresión, portabilidad, limitación del tratatamiento y decisiones automatizadas: contacte con nuestro DPD. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar reclamación ante la AEPD. Más información: Política de Protección de Datos

REVISTAS

TOP PRODUCTS

NEWSLETTERS

  • Newsletter Aeronáutica

    14/05/2024

  • Newsletter Aeronáutica

    30/04/2024

ÚLTIMAS NOTICIAS

EMPRESAS DESTACADAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS