Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Emagazines
Seguridad y Vigilancia
Tribuna de opinión

Infraestructuras críticas: una especialización en seguridad que requiere de corresponsabilidad

Jesús de la Mora, director de Consultoría en Securitas Seguridad España

31/10/2019
La protección de las infraestructuras críticas (IC) en nuestro país sigue avanzado e incorporando nuevos sectores, que a su vez suman nuevos actores que intervienen y participan en asegurar aún más los servicios y suministros esenciales que recibe la sociedad.

Las IC requieren de un alto nivel de protección basado en la especialización. El objetivo final por parte de todos los actores es hacer frente, evitar o minimizar las consecuencias de posibles actos intencionados de sabotaje, terrorismo, delincuencia organizada o ciberdelincuencia, entre otros. Este camino de especialización está permitiendo avanzar en el ámbito de la protección, especialmente, en lo que afecta a los operadores críticos.

foto
Jesús de la Mora, director de Consultoría en Securitas Seguridad España.

Entre todos los actores destaca el papel de las compañías de seguridad. Un panorama en el que sin duda hay mucho que mejorar. En especial, las guerras de precios provocan el deterioro de las condiciones laborales y salariales de los trabajadores, así como de los servicios, lo que sin duda afecta a los receptores de los mismos.

En los últimos años hemos asistido a la quiebra y desaparición de algunos de los principales actores del sector. Acontecimientos dramáticos que han tenido una repercusión muy negativa tanto para los trabajadores como para los servicios afectados.

Siendo conscientes de lo anterior, hay que resaltar algunos cambios positivos que se están produciendo y que aportan sensatez y soluciones en algunos aspectos. Es el caso de las mejoras introducidas en la nueva Ley de Contratos en cuanto a la valoración de aspectos cualitativos, o los requerimientos introducidos por la Ley de Seguridad Privada.

Y es que, la contratación de los servicios no sólo afecta a los clientes sino también en la mayoría de los casos a los ciudadanos, como receptores de los servicios de seguridad privada. Esto es especialmente relevante en el caso de las IC y por ello, el proveedor de servicios deber ser un socio estratégico que ayude, entre otros aspectos, al cumplimiento del PSO y PPEs.

foto

Las IC requieren de un alto nivel de protección basado en la especialización.

¿Qué debe esperar un usuario de un prestador de servicios de seguridad? Para responder a esta pregunta pueden identificarse muchos criterios si bien hay algunos que son básicos:

  • Que disponga de las actividades y áreas principales que puede demandar la seguridad de una IC: servicios de vigilancia (presencial, itinerante y de respuesta), tecnología, SOC, consultoría, formación, etc. con estructuras propias en cada una de las actividades. El proveedor debe aportar conocimiento y soluciones de security, safety y emergencies, entre otros.
  • Implantación nacional con áreas de gestión, equipos multidisciplinares, experiencia y conocimiento que proporcionen un grado de madurez y especialización por segmentos y sectores, así como una implantación local en la ubicación de la IC con la estructura necesaria en cuanto a gestores, ingenieros, vigilantes, técnicos, mandos intermedios, etc.
  • Estructuras dedicadas en la gestión de la IC que permitan el soporte y seguimiento junto con un interlocutor con peso en la toma de decisiones para armonizar la gestión de los servicios, y con profesionales que tengan capacidad analítica para el manejo de datos e indicadores, elaboración de análisis de los riesgos, desarrollo de la organización de seguridad, procedimientos y manuales operativos, etc.
  • Área de formación con profesores dedicados y acciones formativas específicas en todas las materias para garantizar el grado de especialización que requieren las IC en función de su actividad. La formación continua es prioritaria dado que nos encontramos con escenarios cambiantes en relación con los riesgos, la tecnología o los tipos de protección.
  • Experiencia demostrada en la gestión de seguridad en Infraestructuras Críticas que aporte un nivel de madurez del proveedor de servicios en cuanto a profesionales, soluciones o tecnología.
foto

El objetivo final por parte de todos los actores es hacer frente, evitar o minimizar las consecuencias de posibles actos intencionados de sabotaje, terrorismo, delincuencia organizada o ciberdelincuencia, entre otros.

  • Estabilidad sociolaboral, valorando el cumplimiento del convenio colectivo estatal, también demostrando la estabilidad y calidad del empleo, plan de igualdad, ética empresarial o compromiso social, entre otros aspectos.
  • Herramientas de gestión en local/web que permitan la digitalización y análisis de todos los procesos operativos, con dispositivos y soluciones de movilidad que permitan disponer de información en tiempo real y donde interactúen todas las partes afectadas.
  • Certificaciones de calidad como la ISO 9001, ISO 14001, OHSAS18001, ISO 27001, que permitan una normalización de la gestión y supervisión de las operaciones y servicios.
  • Departamentos de consultoría con recursos propios que permitan no solo la elaboración del PSO o los PPEs sino también de cualquier tipo de documento técnico relacionado con los diferentes tipos de protección.
  • Implantación de planes de respuesta ante incidentes para hacer frente a posibles contingencias, así como experiencia en la elaboración e implantación de medidas sobre seguridad de la información.
  • Herramientas analíticas que permitan proporcionar inteligencia asociada al análisis de los datos provenientes de aplicaciones, servicios y fuentes abiertas, de manera que el Director de Seguridad disponga de la información relevante.

La protección de la IC requiere además de una mejora continua, por lo que también es necesario valorar los aspectos que el proveedor pueda aportar durante la vida del contrato, particularmente en cuanto a innovación y desarrollo, para afrontar los retos y los riesgos cambiantes a los que se enfrentan este tipo de instalaciones, como por ejemplo:

  • Soluciones predictivas y sistemas de alerta temprana, por ejemplo con la utilización de equipos de radar, con detección y apoyados en cámaras que aporten más fiabilidad en la protección perimetral, también en el control de los activos principales y su movimiento en interiores, creando zonas seguras, con sistemas no invasivos de reconocimiento facial o implantando herramientas de seguridad colaborativa, etc. que aporten información predictiva para llevar a cabo actuaciones de supervisión.
  • Soluciones enfocadas al chequeo y supervisión con un concepto basado en que no hay una protección si no hay una detección, incorporando nuevos mecanismos de supervisión o detección y neutralización de RPAS, introduciendo sensorización en el equipamiento de seguridad, servicios remotos, Track & Trace o soluciones de localización indoor/outdoor.

En definitiva, las IC requieren de una corresponsabilidad que vaya más allá de la mera prestación de servicios entre proveedor y cliente. La empresa de seguridad debe considerarse como un socio estratégico en la protección de las Infraestructuras Críticas y en la mejora continua de los servicios.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

TOP PRODUCTS

SIMEC

Control de acceso y gestión

SIMEC

ENLACES DESTACADOS

Smart Doors - IFEMA - Feria de Madrid

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

Durmiendo con el enemigo

La lista de infiltrados internos potencialmente peligrosos está encabezada por los usuarios y administradores de TI con privilegios

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS