Posicionamos su web SEO / SEM
Avance mediante el conocimiento

La inversión en formación e investigación asegura el bienestar

Bayer MaterialScience29/10/2007
La humanidad se encuentra hoy en día en una transición desde la sociedad industrial a la sociedad de la información. Sin embargo, estos cambios estructurales no significan el fin de la producción industrial ni sus formas de producción, sino un cambio en el valor de los factores individuales de la producción. La información y el conocimiento se fortalecen en cuanto a significado frente a otros factores como el capital, las materias primas o el suelo.

Las claves para la competitividad en el futuro descansan en los recursos no materiales como talento, patentes, marcas, redes y derechos de autor.

Recursos de conocimiento

Este desarrollo ya se ve reflejado en el mercado de capitales. Si bien es cierto que hace dos décadas, el valor de las empresas en la bolsa estaba representado, fundamentalmente por el valor de sus activos, hoy en día, las quinientas empresas globales más grandes están valoradas unas tres veces más que el valor de sus activos. Por eso, actualmente la batalla no se centra en la lucha por los últimos recursos del subsuelo disponibles, sino que se libra por la captación de “cabezas”. La creciente necesidad de personal altamente cualificado y el constante aumento de su movilidad harán, en los próximos años, mucho más fuerte la competencia internacional por la captación de estudiantes y científicos de relevo. El talento que abandona un país debido a una escasa cultura científica, donde prácticamente nada es descubierto o fomentado, representa una amarga pérdida económica para el país. La seguridad de la capacidad de competencia de las economías europeas depende, no en poca medida, del entorno cultural, económico y ecológico que sea creado para la mejor cualificación de las personas.

El capital humano como determinante económica

El conocimiento perseverantemente transformado en innovaciones es en nuestro tiempo el recurso más precioso e inagotable. Un buen grado de instrucción acompañado de una constante actualización y el constante perfeccionamiento de los conocimientos y capacidades adquiridas son indispensables hoy en día para fomentar el crecimiento económico y la capacidad de generación de empleo. Un estudio de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), recientemente publicado, “Una Mirada a la Educación: Indicadores de la OCDE para 2006”, muestra que Europa tiene que mejorar mucho en lo referente a la educación, ya que, junto con los Estados Unidos de América, se ha quedado, cada vez más, a la zaga de los países de Asia Oriental en cuanto al rendimiento de su sistema escolar. Por ejemplo, actualmente en Corea, el 97% de las personas entre 25 y 34 años ha terminado la segunda etapa de la educación secundaria, el porcentaje más alto entre los países de la OCDE. En el caso de Corea, el éxito escolar depende solamente del rendimiento, sin que el entorno socioeconómico tenga ninguna influencia. Igualmente es digno de atención el hecho de que el sistema educativo en Asia Oriental ha alcanzado tan alto nivel, sin que el número de alumnos rezagados sea significativo. También la India nos ha mostrado en los últimos años, con qué dinámica puede un país en desarrollo, abierto hacia a la tecnología, conectarse a los países más desarrollados del mundo. El esfuerzo para el entrenamiento de especialistas altamente cualificados ha contribuido de manera determinante a este desarrollo positivo. Países como India y Corea han mostrado cómo pueden ser afrontados los retos en cuanto a calidad, eficiencia e igualdad de oportunidades.

De los datos del estudio de la OCDE resultan indicaciones, estadísticamente fundamentadas, sobre la necesidad de acometer urgentemente reformas indispensables en muchos sistemas educativos en Europa, que no se ajustan a las nuevas tecnologías y al cada vez más rápido desarrollo de los mercados laborales.

Ofensiva educativa en la Unión Europea

La EU apoya tan necesario proceso mediante programas a gran escala en el área educativa. Objetivo del programa “Aprendizaje de por Vida 2007 – 2013” , dotado de siete mil millones de euros, es fomentar la movilidad de estudiantes e instructores de todos los niveles educativos, así como la colaboración entre las diferentes instituciones educativas1. Éste unifica, bajo un mismo techo, los hasta ahora existentes programas Sokrates y Leonardo Da Vinci y los adecúa a las nuevas exigencias con acento en la educación básica y media, superior, formación profesional y para adultos. Con este programa de acción, la Comisión Europea instituyó por primera vez, en el campo del aprendizaje de por vida, un amplio instrumento para la promoción de la formación general y profesional que cubre la oferta de formación para todos los grupos de edades, desde la niñez hasta la tercera edad.

Las empresas colaboran en el campo de la formación

El compromiso con la formación crece no sólo en el medio político. Cada vez más empresas reconocen que la capacidad de trabajo de los empleados es el factor más importante para el crecimiento sostenido. Con los rápidos avances en el campo tecnológico, las cualificaciones existentes tienen que ser actualizadas o hay que adquirir nuevas. Ya que el conjunto de los conocimientos se duplica cada cinco años y no puede ser adquirido eternamente, éste resulta efímero.

La inclinación y motivación al aprendizaje surge ya durante la niñez y la juventud2. Esto significa, que cuanto antes se fomente, mucho mejor. Sobre este principio se orienta también la empresa Bayer MaterialScience (BMS). Como uno de los líderes mundiales en la fabricación de plásticos, BMS mantiene, en varias localidades, sitios de experimentación para niños y jóvenes de todos los niveles estudiantiles. Jóvenes entre los 15 y los 25 años obtienen una visión muy realista del trabajo y la investigación cotidiana de una empresa química, en el próximamente a inaugurar Baylab Plastics, en Leverkusen, Alemania. Aquí, estudiantes de todos los niveles experimentan directamente cómo surge un producto terminado, partiendo de sus propias ideas. Divididos en equipos de diseño, investigación, técnico y de comunicación, los cuales asumen diferentes tareas, llevan a cabo las actividades cotidianas del proceso de desarrollo y producción de los plásticos. Muchos se maravillan de lo que se les pone en manos y confía. Y es que el Baylab Plastics dispone de la más moderna tecnología, como, por ejemplo, una máquina Krauss Maffei de fundido por inyección. A través de los favorables comentarios de participantes y visitantes, que han probado directamente el Baylab Plastics, BMS ve realizado su deseo de entusiasmar a los jóvenes por la ciencia y la tecnología. Ante la realidad de los cambios demográficos, para las empresas resulta extremadamente importante eliminar el escepticismo y el miedo hacia las ciencias naturales, ya que en el futuro, la fuerza laboral especializada será escasa. Bayer MaterialScience, como empresa orientada a la investigación, depende de un desempeño sobresaliente e innovador en las ciencias. De allí que sea de su propio interés captar jóvenes con buena formación para la empresa. Por esta razón, el fabricante de plásticos fue patrocinante de la 39ª Olimpiada Química 2007 en Moscú y, colabora estrechamente con universidades de muchos países.

En la feria Khimia en Moscú, la empresa patrocina un Centro Estudiantil propio, instalado para acercarse a los dirigentes empresariales del futuro. Y también en la feria de plásticos más grande del mundo, la K 2007, BMS estará presente en el forum de estudiantes, a fin de, mediante acciones participativas y experimentos, despertar la fascinación por la tecnología.

En resumen

foto
Estudiantes prueban sus productos en la máquina de fundido por inyección, con la ayuda del instructor en el Baylab Plastics

La capacidad para desarrollar recursos intelectuales en la actual sociedad de la información y el conocimiento es una responsabilidad estratégica clave. Medidas políticas de fomento de la educación no son suficientes por si solas, para afrontar el reto del necesario desarrollo sostenido, así como los cambios demográficos.

Las empresas orientadas al futuro han reconocido las señales del tiempo y, por eso, apoyan una serie de ideas e iniciativas para poner las ciencias al alcance de los jóvenes. Sólo así, puede el conocimiento convertirse en un valor permanente, para la empresa, el trabajador y la sociedad en general.

foto
Los recursos de conocimiento aseguran la capacidad futura de las empresas y la sociedad

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Smagua 2017Exposólidos

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS