Durante un acto que clausura el centenario del Instituto de la Ingeniería (IIE)

El Rey invita a los ingenieros a seguir avanzando en la modernización de España

Instituto de la Ingeniería de España01/06/2006
S.M. El Rey de España, Juan Carlos I, presidió el pasado mes de marzo el Acto de Clausura del centenario del Instituto de la Ingeniería. Estuvo acompañado por la Ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, por el presidente del Instituto de la Ingeniería de España, Luis Giménez-Cassina y por el presidente de la Real Academia de Ingeniería, Enrique Alarcón Álvarez.
foto
El presidente del Instituto de la Ingeniería de España, Luis Giménez-Cassina, entregó al Rey la Medalla de Oro del Centenario del Instituto de la Ingeniería de España.
En su discurso, el Rey afirmó que “España es una nación moderna y dinámica, cuyo futuro económico y social depende cada día en mayor medida del mejor aprovechamiento que ofrecen la investigación científica, las nuevas tecnologías y la creciente cooperación internacional.” El Rey constató “con especial satisfacción los grandes esfuerzos que la ingeniería española está haciendo en su apuesta por las nuevas energías, las cuestiones medioambientales, la prevención y solución de los incendios forestales y la búsqueda de instrumentos que aseguren nuestro desarrollo sostenible.”

Finalizado el acto, el presidente del Instituto de la Ingeniería de España, Luis Giménez-Cassina, entregó al Rey la Medalla de Oro del Centenario del Instituto de la Ingeniería de España.

Cooperación internacional

La cooperación internacional fue uno de los aspectos en los que más incidió el Rey; “hemos de fomentar la cooperación internacional a escala estatal y empresarial, en la búsqueda permanente de la excelencia en la investigación. Es obvio que debemos reforzar la inversión en I+D+i y potenciar todas las carreras universitarias aquí representadas. Resulta asimismo imprescindible innovar en las llamadas tecnologías estratégicas aplicadas. (…) Debemos redoblar nuestro esfuerzo para el logro del más alto nivel de investigación tecnológico a nivel europeo; una cuestión que habéis abordado en el Congreso de vuestro Centenario.”

El presidente del Instituto de la Ingeniería de España, Luis Giménez-Cassina, pidió un mayor compromiso del Estado con la investigación y la ciencia; “nos proponemos hacer una llamada de atención a la necesidad de aumentar el esfuerzo económico y tecnológico en innovación y desarrollo en España y, además, en toda Europa, si no queremos que aumente el escalón con EE.UU y el riesgo cierto de ser sobrepasados por países hoy en vías de desarrollo como China y la India”. No olvidó uno de los mayores logros de la ingeniería española, la participación en la aventura del espacio “el ingeniero Pedro Duque, famoso por su aventura espacial, nos ha recordado la necesidad de orientar la ingeniería hacia el imprescindible trabajo interdisciplinar en equipo y a la resolución de problemas teóricos mediante la aplicación de las más avanzadas tecnologías disponibles.”

A continuación se procedió al sellado de la Cápsula del Tiempo, por S. M. El Rey, en los jardines del Instituto de la Ingeniería de España. La Cápsula del Tiempo es una escultura de un metro cúbico que quedará depositada en los jardines del Instituto de la Ingeniería de España durante los próximos 100 años. En su interior alberga lo más relevante de la ingeniería y la sociedad actual, aportado por las más representativas instituciones políticas, económicas y tecnológicas de la ingeniería. Estas aportaciones servirán para dejar constancia de la situación del Instituto tras sus primeros cien años de vida, así como del nivel tecnológico alcanzado actualmente por la sociedad española.

La Cápsula del Tiempo, obra del arquitecto Juan Catarineu de la Aldea, ha sido construida de tal forma que resista el paso del tiempo e impida el deterioro de los elementos depositados en su interior.

foto

Los actos del centenario

La solemne inauguración de los actos del centenario tuvo lugar el día 10 de marzo de 2005 con una conferencia magistral sobre ingeniería avanzada de alta eficiencia, del astronauta e ingeniero español, Pedro Duque. Como parte central de los actos del centenario se celebró un Congreso -los días 5, 6 y 7 de octubre de 2005- dedicado a la Soberanía Tecnológica de Europa, en el que se llegó a la conclusión de que esta soberanía es un factor de influencia y de independencia de los Estados. La ingeniería, para lograr este objetivo, demandó más inversión en I+D+i. Asimismo, se llegó a la conclusión de que es necesario innovar en tecnologías estratégicas aplicadas a la defensa, los transportes avanzados, la energía, la conversión tecnológica, la construcción, el cambio climático y la seguridad en la Sociedad de la Información. Se hizo especial referencia a la necesidad de no simplificar o abaratar las carreras de ingeniería, pues se cercenaría la formación de los futuros ingenieros españoles, lo que afectaría a medio y largo plazo a las empresas y a la sociedad española.
La ingeniería española está en la actualidad a la cabeza del mundo
Este ha sido el cuarto congreso celebrado por la ingeniería española en los cien años de vida del Instituto. Con él, se ha pretendido contribuir a cumplir los objetivos establecidos en la cumbre europea de Lisboa de 2000. Participaron en él más de 700 expertos de las distintas ramas de la Ingeniería. Se celebraron ocho grandes debates sobre temas como tecnología e industria aerospacial; sociedad de la información y del conocimiento; sociedad de la información y medios; tecnología de seguridad y defensa; transportes avanzados; sociedad tecnológica, riesgos y sostenibilidad; panorama energético de Europa; y nanotecnología, biotecnología, infotecnología y cognotecnología.
El Rey selló la “Cápsula del Tiempo”, una muestra de la tecnología actual, que no se abrirá hasta 2105

Los grandes logros

La ingeniería española está en la actualidad a la cabeza del mundo. En España se ha construido el dique semi-flotante más grande del mundo, que se halla instalado en el Puerto de Hércules de la Codomine, en Mónaco. Sus dimensiones y diseño innovador lo convierten en un proyecto único en la actualidad.

También se ha trabajado desde España en el Puente-Túnel de Oresud, que conecta Suecia y Dinamarca, con un puente de 8 kilómetros de longitud y un túnel subacuático. Ha sido empresa española quien ha podido crear materiales resistentes a las bajísimas temperaturas del agua. También la ingeniería española es responsable de la ampliación del aeropuerto de Barajas, que lo dota de una capacidad de recepción de 70 millones de pasajeros al año.

En la defensa del entorno natural, cabe destacar la reforestación del monte Abantos, en San Lorenzo de El Escorial y el cierre y recuperación del territorio del vertedero de Valdemingómez. Éxitos destacados, asimismo, son la construcción de la fragata Álvaro de Bazán, que reúne el conocimiento en casi todas sus áreas y la construcción del buque LNG Íñigo Tapias.

Una empresa española ha recibido el Premio Internacional de la Ingeniería Civil por el trabajo de recuperación del fuel del Prestige. El premio fue concedido por la innovación que supuso trabajar a 4.000 metros de profundidad en unas condiciones de frío y presión extremadamente duras.

Empresas o entidades relacionadas

Instituto de Ingeniería de España

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Smagua 2017Exposólidos

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS