Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
Un fútbol es “más rápido, dinámico y atlético”, gracias a los polímeros

Los plásticos ganan la Eurocopa 2012, con permiso de España

PlasticsEurope02/07/2012

2 de julio de 2012

Los plásticos desempeñaron un papel fundamental en la recién clausurada Eurocopa de Fútbol 2012, celebrada en Polonia y Ucrania. El fútbol moderno es cada vez es más rápido, dinámico y atlético, en gran medida gracias al uso de materiales plásticos. Así lo afirma y explica en este reportaje PlasticsEurope, organización global de asociaciones nacionales y europeas de la industria de los plásticos.
foto
Estadio Nacional de Varsovia

Las propiedades específicas de los balones modernos permiten mantener un control constante sobre ellos en cualquier condición climática; las camisetas repelen el agua y el sudor, lo que garantiza una gran comodidad para los jugadores; y la ligereza y elasticidad de las botas de fútbol ofrecen al mismo tiempo una estabilidad perfecta para los pies, lo cual permite a los jugadores dominar totalmente el balón, y al oponente.

Igual que en el balón, las camisetas y las botas, los plásticos también dominaron el resto del campo de fútbol durante la Eurocopa 2012. Elementos como la red de la portería o las tarjetas y silbato del árbitro están fabricados de plástico. A su vez, las espinilleras de polímero protegen al futbolista de las lesiones. Los jugadores de hoy en día incluso pueden verse en el terreno de juego después de lesiones graves como una rotura de nariz protegidos con una máscara facial, hecha también de plástico.

foto

El balón

El balón de la Eurocopa Tango 12 es un producto de alta tecnología. Está formado por varias capas de plástico que se superponen y entre las cuales se aplica una espuma de poliuretano elástica y flexible en frío formada por microcélulas del mismo tamaño, muy elásticas y llenas de gas. Estas microcélulas garantizan que el balón tenga una buena capacidad de aceleración al ser chutado y que su trayectoria sea larga. El revestimiento polimérico de la superficie ofrece un buen agarre en cualquier condición climática y garantiza que el balón se mantenga en buenas condiciones después de numerosos partidos.

El primer balón hecho completamente de plástico se utilizó en el Mundial de México de 1986. Por aquel entonces, estaba compuesto por 32 tiras cosidas entre sí. Era mucho más redondo que sus predecesores, pero seguía sin serlo completamente. El creciente interés del gran público y del marketing comercial de Eurocopas y Mundiales de Fútbol ha provocado un incremento en la demanda de los balones de ambas competiciones. Mientras tanto, los fabricantes han ido introduciendo nuevos avances tecnológicos al balón antes de que se celebre un torneo importante. El Tango 12 es una combinación perfecta entre el balón del Mundial Jabulani y el Torfabrik, de la Bundesliga alemana. Ahora está compuesto por sólo ocho tiras acopladas y selladas térmicamente, y ha logrado una redondez casi perfecta. Como resultado de la nueva tecnología de pegado, el Tango 12 dispone de una superficie sin costuras y una resistencia extrema a la abrasión. Esto hace que calcular su trayectoria en el aire sea más sencillo. Además, el balón apenas absorbe agua en caso de lluvia, de manera que no se vuelve más pesado durante el partido y hace que su patrón de vuelo sea más constante.

foto

La camiseta también respira

La velocidad y la dinámica son factores decisivos para conseguir el éxito futbolístico. Esa es la razón por la que la equipación de los jugadores debe ser ligera, cómoda y tener una aerodinámica óptima. Gracias a los plásticos innovadores, las camisetas de fútbol actuales satisfacen las exigencias de los deportistas. Las camisetas de hoy en día sólo pesan 150 gramos cada una. Al mismo tiempo, son resistentes a los desgarros y se ajustan al cuerpo, de forma que también son resistentes a los tirones y agarrones del contrario.

Los jerséis de algodón se sustituyeron por las camisetas de poliéster a mediados de los setenta. Las camisetas de fibra sintética son más fáciles de lavar y no se empapan en sudor. La estructura de fibras refinadas y las zonas de transpiración situadas anatómicamente conducen el calor corporal hacia fuera y mejoran la circulación del aire. Los tejidos siguen siendo transpirables a lo largo de todo el partido. La camiseta es cómoda de llevar y evita que el jugador sienta frío.

Chutar con plástico

La utilización de materiales plásticos en las botas de los jugadores permite que con un pase el balón llegue exactamente al compañero de equipo adecuado y que al chutar a portería alcance la velocidad deseada. Los avances personalizados en el plástico permiten que las botas sean ligeras, resistentes y flexibles, con el objetivo de satisfacer al máximo las necesidades de los futbolistas. En los años cincuenta, las botas de fútbol eran similares a las botas de trabajo: voluminosas, marrones, de cuero y con tacos. Sin embargo, el “milagro de Berna” fue posible gracias a una revolución: el equipo que ganó el Mundial llevaba botas con tacos intercambiables por primera vez, por lo que estaban mejor equipados contra la lluvia del día de la final. Las botas de fútbol actuales son un calzado complejo y funcional hecho en un 70% de plástico. Mientras que las botas de fútbol originales pesaban más de 500 gramos, hoy en día su peso ronda los 200 gramos y no son propensas a las grietas y las roturas, y por tanto muy resistentes al desgaste. Su forma y material garantiza que los jugadores con experiencia puedan lograr un juego de mayor precisión.

Los pies de los jugadores se mantienen secos incluso bajo la lluvia. Las botas repelen el agua pero siguen siendo transpirables. Las suelas ya no están hechas de cuero de vaca que se empapa y se vuelve pesado, sino que están hechas de plástico moldeado por inyección recubierto directamente por espuma en la parte superior. Los tacos también están fabricados de un plástico especial. Reducen el peso, se ajustan a las condiciones del terreno de juego y mantienen su forma en cualquier condición climática. Gracias a los últimos avances, los materiales sintéticos que repelen la humedad permitirán fabricar botas de fútbol más ligeras y mejorarán aun más la transmisión de la potencia y precisión del chute sobre el balón.

foto

Empresas o entidades relacionadas

Plastics Europe Ibérica

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

VI Seminario Internacional - Biopolímeros y Composites Sostenibles - 1-2 Marzo 2017 ValenciaAndaltecExposólidos

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS