Posicionamos su web SEO / SEM
Basf fabrica una espuma capaz de aislar adecuadamente los depósitos de agua caliente

La protección de los depósitos de agua

Ricard Arís09/03/2011

09 de marzo de 2011

La durabilidad de nuestros equipos es un aspecto fundamental para ahorrarnos reparaciones innecesarias. En el caso de las calderas sucede lo mismo, ya que siempre es un inconveniente tener que repararla para disponer de agua caliente o calefacción, tanto en nuestro hogar como en el lugar de trabajo. Por esta razón, Basf ha diseñado tipo de espuma que es capaz de aislar las calderas y depósitos de agua caliente.  

En la actualidad, los depósitos de agua caliente pueden aprovechar el potencial de ahorro energético que ofrece la espuma Basotect de Basf. La espuma de resina melamínica cada vez se utiliza más frecuentemente como aislamiento externo para depósitos fabricados en acero inoxidable, con capacidades de hasta 500 litros de agua. Uno de los factores clave de esta aplicación es la baja conductividad térmica de la espuma, que es inferior a 0,035 W/(m*K), y el aislamiento térmico que aporta..

De este modo, se pueden reducir las pérdidas de energía en la producción de agua caliente de proceso. Otra de las ventajas de este material de Basf, con respecto a los materiales de aislamiento tradicionales, es su resistencia a temperaturas de hasta 240 °C y su capacidad ignífuga (en Alemania: B1 de acuerdo con la norma DIN 4102).

foto
La espuma Basotect reduce los efectos de chimenea y las pérdidas de energía en las calderas.

El ligero material Basotect se corta en cuñas y se reviste con una camisa de poliestireno. Así, se producen envolventes flexibles de aislamiento con todos los detalles de conexión necesarios. Con esta tecnología, los paneles de aislamiento se apoyan completamente en la pared del depósito de agua, reduciendo tanto los típicos efectos de chimenea de los aislamientos tradicionales de semi-envolvente, como las pérdidas de energía.

Como el espesor de los paneles de espuma flexible puede variar entre 50 y 115 mm, el material ofrece una libertad de diseño considerable y permite su instalación en diversos depósitos de agua. Además, permite la opción del montaje subsiguiente. Por otro lado, Basotect ayuda a facilitar el procesamiento y la instalación: es flexible, sin fibras y se puede cortar con precisión dimensional para adaptarse a la forma del depósito.

La espuma Basotect de Basf permite una mejor conservación de las calderas

Gracias a esta combinación de propiedades, Basotect ofrece ventajas considerables, especialmente cuando los depósitos de agua caliente forman parte de un sistema térmico solar. Como la espuma es también adecuada para el aislamiento de los colectores solares que se colocan en el tejado y las tuberías de transferencia de calor, puede aumentar considerablemente la eficiencia de los sistemas térmicos solares.

Una espuma versátil

Basotect es una espuma de resina melamínica de célula abierta, que reúne una gama única de propiedades. Gracias a su material de base, esta espuma es ignífuga, abrasiva y resistente a las altas temperaturas, y mantiene sus propiedades en un amplio rango de temperaturas.

Su estructura de espuma de célula abierta le confiere su peso ligero (9 g/l), su capacidad de amortiguación del sonido y su flexibilidad, que se mantiene incluso a bajas temperaturas, así como su capacidad de aislamiento térmico. Al contrario que las espumas tradicionales, la diferente combinación de propiedades que presenta Basotect, permite que se utilice como solución en múltiples aplicaciones de ahorro energético y ofrece ventajas desde su procesamiento a su utilización final.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosVI Seminario Internacional - Biopolímeros y Composites Sostenibles - 1-2 Marzo 2017 ValenciaAndaltec

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS