La principal ventaja de la nueva generación de materiales es que sus materias primas no proceden del petróleo

Gaiker-IK4 desarrolla materiales plásticos procedentes de fuentes renovables

25/02/2009
El Centro Tecnológico Gaiker-IK4 ha desarrollado eco-composites o materiales composites a partir de materias primas procedentes de fuentes naturales renovables. Este desarrollo supone un gran avance en el campo de los materiales composites, fundamentalmente porque su aplicación en diferentes sectores industriales podría eliminar en un futuro próximo las incertidumbres que genera la dependencia de materias primas procedentes del petróleo.

Como resultado de esta línea de investigación que Gaiker-IK4 tiene actualmente en marcha, el Centro Tecnológico de Zamudio ya ha logrado desarrollar eco-composites de procedencia 100% natural con prestaciones muy similares, y en algunos casos superiores a las de los composites tradicionales.

La previsión es, de hecho, que a medio plazo esta nueva generación de eco-materiales pueda aplicarse en multitud de campos como el sector auxiliar de construcción (paneles y vigas), el sector automoción, el sector de la madera (aglomerados y laminados de madera) o el de construcción (laminas de aislamiento acústico y térmico, fachadas ligeras), entre otros.

Asimismo, con objeto de desarrollar eco-composites, provenientes al 100% de fuentes renovables, en la actualidad desde Gaiker-IK4 se está abordando también la sustitución de los refuerzos habitualmente empleados en la fabricación de composites (vidrio, carbono, aramida…), por refuerzos procedentes de fuentes renovables; es decir, por fibra natural de origen vegetal (lino, kenaf, bagazo, yute, yutecarpet, sisal, sisal carpet y cáñamo).

Resinas y refuerzos de origen natural

Al igual que en la fabricación de composites tradicionales, el desarrollo de eco-composites requiere el empleo de resinas y cargas o fibras, en este caso, procedentes de fuentes renovables. En lo que respecta a las resinas para el desarrollo de Eco-composites éstas pueden ser tanto de naturaleza termoplástica (alterables con los cambios de temperatura) como de naturaleza termoestable (infusibles e insolubles). Debido a las necesidades y a las posibilidades del mercado, se considera que las resinas de naturaleza termoplástica más interesantes y asequibles son aquellas derivadas del ácido poliláctico (PLA), y que las de naturaleza termoestable (las denominadas “resinas furánicas”) son aquellas derivadas del alcohol furfurílico.

El poliácido láctico (PLA) se puede procesar como cualquier material termoplástico (inyección, extrusión, termoconformado…), y se suministra en forma de granza

El poliácido láctico (PLA) se desarrolla a partir de recursos vegetales sostenibles como el maíz, y se biodegrada en agua y en dióxido de carbono, por lo que se trata de un material ecológico y respetuoso con el medio ambiente, de propiedades similares al polipropileno. Se puede procesar como cualquier material termoplástico (inyección, extrusión, termoconformado…), y se suministra en forma de granza. Por su parte, las resinas furánicas, basadas en alcohol furfurílico, son las resinas naturales de naturaleza termoestable más importantes en cuanto a uso y volumen a nivel industrial. Este alcohol se obtiene a partir del furfural que puede extraerse de cáscaras de avena, semillas de algodón, mazorcas de maíz o por hidrólisis del bagazo. Pueden procesarse igual que el resto de resinas de naturaleza termoestable dependientes del petróleo (RTM, Infusión, SMC/BMC, Filament winding…), ya que se pueden emplear diferentes sistemas catalíticos en función de la temperatura de transformación necesaria.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosAndaltec

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS