Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Cargadoras compactas Liebherr L 506 C y L 508 C

Máximo rendimiento en un tamaño compacto

Redacción Interempresas07/03/2013
Con las nuevas cargadoras compactas, L 506 C y L 508 C, Liebherr presenta un concepto de máquina totalmente nuevo. Ambos modelos combinan una gran potencia con la máxima seguridad posible, conservando una gran flexibilidad de uso. Están diseñadas con una altura de menos de 2.500 mm, lo que convierte a la L 508 C, con 49 kW / 67 PS de potencia, en la única cargadora compacta articulada del mercado con una altura tan pequeña en esta clase de potencia.

Con su gran flexibilidad, las nuevas cargadoras compactas abren un gran número de posibilidades de aplicación adicionales, por ejemplo para empresas en la construcción de carreteras, la construcción de canales o la agricultura y silvicultura, así como para comunidades y municipios. El cambio frecuente de operador y lugar de empleo, como es habitual en las aplicaciones de este tipo, no presenta problema alguno.

Las nuevas cargadoras compactas Liebherr completan la gama de productos existente de las cargadoras estéreo y las máquinas de medio y gran tamaño.

foto

Visibilidad panorámica óptima y manejo fácil

La cómoda cabina, con una proporción de acristalamiento extraordinariamente alta, permite al operador de la cargadora compacta ver el equipo de trabajo sin ningún impedimento. La disposición óptima del retrovisor interior y los retrovisores laterales proporcionan una visibilidad libre de obstáculos alrededor de toda la máquina. Los brazos de elevación cónicos favorecen aún más la vista panorámica y el operador puede reaccionar con rapidez a todos los sucesos que se produzcan en la zona cercana a la máquina. De este modo se garantiza la máxima protección posible para las personas, el equipo y la carga.

Los elementos de mando de la cabina, dispuestos ergonómicamente en el sentido de un trabajo intuitivo, pueden ser ajustados individualmente por el operador y permiten un trabajo productivo y poco fatigoso. El manejo fácil favorece la productividad y seguridad de la cargadora compacta. Gracias a ello, el operador puede trabajar concentrado y prestar toda su atención a la zona de trabajo y maniobras.

El reparto de peso permite lograr una productividad óptima

Gracias a la pequeña altura de las cargadoras compactas, el centro de gravedad de las mismas se desplaza automáticamente hacia abajo. De ello resulta una gran carga de vuelco con la máxima estabilidad posible − incluso en terrenos escabrosos. La armonizada relación entre el peso operativo y la carga de vuelco es un punto a favor de la productividad de la máquina. Gracias al cilindro de elevación dispuesto en el centro de los brazos de elevación cónicos se logra además condiciones de fuerza óptimas.

La exacta guía en paralelo del equipo de trabajo permite trabajar con una gran rapidez y precisión: La carga se posiciona y se levanta con seguridad – sin necesidad de un seguimiento manual y sin pérdida de carga. Si se emplea una horquilla puede alcanzarse una carga útil de más de dos toneladas.

foto

Gran movilidad - rápida disponibilidad de aplicación

Gracias a su pequeña altura de gálibo, la cargadora compacta Liebherr llega a su destino incluso si el camino que ha de recorrer para ello presenta limitaciones de espacio, como por ejemplo túneles y pasos subterráneos. También es posible transportarla sin problemas con un camión basculante o en un contenedor High Cube. Si la cargadora compacta se entrega con un vehículo de transporte convencional, la altura máxima alcanzada es inferior a cuatro metros. La movilidad se ve favorecida adicionalmente por la ejecución ligera, ya que, por regla general, el peso de la máquina es inferior a la limitación de peso operativo prescrita.

De fábrica están disponibles un gran número de opciones de instalación, que equipan la cargadora compacta para los más diversos campos de aplicación. El sencillo mecanismo de cambio rápido permite cambiar rápidamente y sin esfuerzo los equipos instalables.

Equipamiento de alto rendimiento, mantenimiento sencillo

La cargadora compacta L 506 C pesa 5.180 kilogramos y alcanza una carga de vuelco de 3.450 kg. La máquina está equipada con un cazo estándar de 0,8 m3 y se acciona con un motor Diesel de 45 kW / 61 CV de potencia.

Con un peso operativo de 5.600 kilogramos, la cargadora compacta L 508 C alcanza una carga de vuelco de 3.850 kg. La máquina está equipada con un cazo estándar de 1,0 m3 y se acciona con un motor Diesel de 49 kW / 67 CV.

El fácil acceso a todos los puntos de mantenimiento y radiadores es un aporte más a la productividad de las nuevas cargadoras compactas Liebherr.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

SMOPYC - Feria de ZaragozaMunicipalia - Fira de LleidaCITOP

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

Entrevista a Joan Bono, gerente de Amareper

“Abarcar toda la perforación es difícil pero desde Amareper trabajamos en la mejora y en la formación continua para intentar llegar a todos los ámbitos posibles”

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS