Posicionamos su web SEO / SEM
El primer paso a considerar por parte de las empresas es obtener el Certificado OEA

Optimizar stocks en tiempos de crisis

Fernando Terán Anciano, director del Departamento Aduanas ABQ25/06/2012

25 de junio de 2012

En una coyuntura económica desfavorable como la actual muchas empresas, cuya actividad implica la importación y exportación de productos, se plantean la reducción de costes como forma de mejorar su competitividad. Uno de los factores que se suele manejar a la hora de conseguir resultados favorables en este sentido es la optimización del stock de mercancía disponible, es decir, racionalizar el stock de una compañía y continuar ofertando un buen servicio.

No perder oportunidades de negocio y mantener el posicionamiento en el mercado depende en gran parte de una buena planificación y además es posible aprovechar figuras legales que permiten a las empresas mantener su stock, reduciendo los avales por pago de IVA a la importación hasta en un 50% gracias al Certificado OEA. La utilización de regímenes aduaneros como el Depósito Aduanero Privado, el Depósito Distinto del Aduanero o el Procedimiento Simplificado de Domiciliación, también son figuras que permiten ahorros considerables en la gestión de los stocks, posibilitando el almacenaje por tiempo indefinido de mercancías importadas en régimen suspensivo. De este modo el arancel o IVA de importación no se liquidará a la Hacienda Pública hasta el momento de la salida de las mercancías de dichos recintos.

foto
Fernando Terán Anciano.

El primer paso a considerar por parte de las empresas es obtener el Certificado OEA (Operador Económico Autorizado), marca de calidad que reconoce a las empresas como socios preferentes de la Administración Aduanera y que da acceso a una serie de beneficios como: la prioridad en controles aduaneros, menor número de controles físicos y documentales, elección del lugar de inspección o notificación previa sobre reconocimiento físico, con lo que conseguimos una mayor agilidad a la hora de gestionar las mercancías. El OEA puede ser solicitado por cualquier persona física o jurídica implicada en la cadena logística internacional (fabricantes, exportadores, importadores, transportistas) que operen en zonas económicas no pertenecientes a la UE.

Para obtener el certificado es necesario contar con una correcta situación financiera y llevar a cabo un proceso de adaptación de los procedimientos empresariales revisando sistemas de gestión, seguridad e informática entre otros. Por ello es recomendable que este camino sea recorrido de la mano de una empresa de consultoría especializada. A su vez estar certificado como Operador Económico Autorizado implica una serie de ventajas colaterales ya que es el pasaporte para acceder a simplificaciones aduaneras tales como el Procedimiento Simplificado de Domiciliación, el Despacho Centralizado Nacional o el Archivo EDI escaneado entre otras.

foto
ABQ.

El Depósito Aduanero Privado - Tipo D, que incluye el Procedimiento Simplificado de Domiciliación es otra de las figuras a considerar y para la que es imprescindible estar certificado como OEA. Contando con estos dos pilares se simplifican las operaciones aduaneras al permitir despachar por unidades y hacer una declaración recapitulativa a final de mes, lo que mejora los tiempos de respuesta y el control de stock, además de mantener las mercancías en régimen suspensivo a la hora de pagar impuestos. Pero la ventaja más llamativa por la que una correcta planificación logística es más que deseable deriva del ahorro de 50% del los avales por pago de IVA a la importación. Para que una empresa pueda disponer de su mercancía debe abonar los impuestos (IVA y aranceles) o bien afianzar dichos impuestos con una garantía bancaria que cubra el despacho de la misma. La reducción de los avales por pago de IVA es una ventaja que concede la aduana española a las empresas certificadas OEA que además cuentan con las simplificaciones aduaneras. Para una compañía que por ejemplo cuente con mercancía estocada en su depósito aduanero por valor de 1.000.000 euros, a cuyo sector se aplique un 18% de IVA, el total inmovilizado en garantía bancaria ascendería a 180.000 euros.

Con la reducción de avales por pago de IVA al 50% se liberarían 90.000 euros antes dedicados a garantías bancarias. Por un lado la empresa puede mantener su stock e incluso incrementarlo disponiendo de menos recursos financieros. Por otro lado dichos recursos pueden redirigirse a departamentos dónde sean más necesarios en una situación marcada por la adversidad en términos de financiación para las empresas españolas. Ante esta perspectiva es recomendable para todo tipo de empresas que se dediquen al comercio internacional y quieran mejorar su competitividad beneficiarse del Certificado de Operador Económico Autorizado y del acceso a las simplificaciones que conlleva.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Fitmaq 2017 BilbaoPolusólidos 2017

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS