Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

Los HECHOS en mayúsculas

15/09/2004
A lo largo de nuestras vidas hay cosas que hacemos en minúsculas y otras a las que otorgamos la suficiente relevancia como para darles unas mayúsculas. La mayoría de los movimientos cotidianos los explicaríamos probablemente en minúsculas, pero aquella gesta sobre la bicicleta coronando una cresta mítica, aquella confrontación hijos contra padres en la que los padres dimos su merecido a los hasta entonces altivos hijos... Incluso aquella acción profesional que generó una insólita llamada por teléfono de un superior felicitando por el buen trabajo realizado. Hombre, todas estas últimas, y algunas más, las escribiremos en mayúsculas. Son HECHOS, no meros hechos. Pero los HECHOS no siempre actúan directamente sobre nuestras vidas, al menos no en lo tangible. Hay HECHOS de gran relevancia internacional que, sin embargo, difícilmente repercutirán sobre nosotros, sobre todo si estamos hechos de metal frío, aunque probablemente torturen la sensibilidad de los hechos de otra pasta.

Otros HECHOS constituyen sólo hechos para una gran mayoría. ¿Un ejemplo? Bien, es un HECHO que la situación actual de la máquina-herramienta no es la mejor de nuestra historia. Pero esto mismo es tan sólo un hecho para el común de los mortales, inconscientes ellos de que esta situación alcanza la categoría de síntoma de una enfermedad endémica en el mundo occidental. Peor aún, el citado HECHO puede constituir una alarma que avisa de la existencia de un supraHECHO, el HECHO de los HECHOS, que no es otro que la consideración de esta situación débil como una crisis distinta a las anteriores de los ciclos económicos. Las cosas difícilmente volverán al ciclo ascendente por sí solas. El “manufacturing”, entendido como hasta ahora, es una batalla en camino de ser perdida, porque se trasladará allá donde encuentre unos mejores costes. Pero nos queda un tronco flotante al que agarrarnos: la decidida apuesta por la INNOVACIÓN. No, no esa de la que siempre hablamos, una de verdad, con mayúsculas. O invertimos e INNOVAMOS, o será un HECHO que tendremos que apostar por vivir del turismo, de los museos o de las fiestas regionales.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con las condiciones de uso.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Polusólidos 2017Fitmaq 2017 Bilbao

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS