La debilidad de la demanda afecta a toda la industria, pero algunos sectores presentan un futuro prometedor

Los fabricantes de máquina-herramienta buscan sus oportunidades

Ibon Linacisoro16/04/2009
Las máquinas-herramienta posibilitan la fabricación de todas las demás máquinas, incluyendo a ellas mismas. Como explica la asociación AFM en uno de sus documentos, desde los aviones, al reloj de pulsera que llevamos en la muñeca, pasando por el ordenador y el teléfono móvil, casi todos los objetos con los que nos topamos cada día son posibles gracias a las máquinas-herramienta. Encontrar, por lo tanto, sectores emergentes que destaquen por un incremento en el consumo de este tipo de máquinas no es fácil y menos aún en estos tiempos de crisis. El sector eólico, el aeronáutico y no digamos el del automóvil, han perdido fuelle, pero otros como el del ferrocarril mantienen su necesidad de compra de máquinas.

El sector español de fabricantes de máquina-herramienta produce más de 2.000 modelos distintos de máquinas, que abarcan las necesidades y procesos de distintos clientes, sectores y aplicaciones. Suministran a los sectores de automoción, aeronáutica y aeroespacial, energía eólica y generación de energía, moldes y matrices, ferrocarril, electrodomésticos, construcción de bienes de equipo y subcontratación metalmecánica, entre otros.

En MetalUnivers-Interempresas ya informamos anteriormente sobre la situación del sector eólico, uno de los que en los últimos tiempos estaba tirando de la demanda. Hoy, a mediados de 2009, la realidad ha variado y este sector considerado como uno de los emergentes, en el sentido de que estaba creciendo y, por lo tanto, comprando máquinas, ha cambiado. Las empresas auxiliares del sector eólico a nivel estatal prevén una caída del 42% en la facturación para 2009 y un descenso del 35% del empleo con respecto a 2008, según una encuesta elaborada por la Cámara de Gipuzkoa. El 92% de las empresas encuestadas han experimentado una disminución de sus ventas totales en el primer trimestre de 2009 y el 8% restante, han permanecido estables. La cartera de pedidos actual supone una media de 91 días de periodo de trabajo asegurado; sin embargo, más del 30% tiene menos de 30 días asegurados y un 13% no tiene ninguno.

Entre los factores que, según las empresas, impiden que su cartera de pedidos registre una tendencia creciente en 2009, están: la debilidad de la demanda (para el 100% de los encuestados), las dificultades de financiación o tesorería (para el 25%), la competencia de las importaciones (8%) y la escasez de manos de obra especializada (4%).

Esfuerzo español en sector eólico

España se encuentra en la tercera posición del ranking a nivel mundial en términos de potencia instalada acumulada y la energía eólica cubrió el 11,5% de la demanda eléctrica en 2008. Sin embargo, ese mismo año se redujo considerablemente el ritmo de instalación. Alemania era el país líder en megavatios acumulados de origen eólico hasta 2007, siendo reemplazado por EE UU en 2008. China, por un lado, (que sigue a España en el ranking) y la India por otro, están incrementando considerablemente la actividad de este sector, por lo que son ya mercados de referencia. Merece la pena destacar que en la situación de crisis mundial a la que nos enfrentamos la energía eólica está en las agendas gubernamentales de EE UU y China como uno de los activos fundamentales para reactivar la economía y el empleo.

El ferrocarril invierte

El sector del ferrocarril español también ha estado necesitando máquinas-herramienta y grandes suministradores de máquinas, como Danobat, incluso han creado su propia división enfocada a este sector, con inversiones importantes como la de Danobat Railway Systems en la localidad guipuzcoana de Bergara, desde donde ofrece líneas llave en mano y equipamiento para la fabricación de componentes del ferrocarril.

En el origen de esta demanda de máquinas por parte del ferrocarril está la transformación que se está llevando a cabo en España para la modernización integral del sistema ferroviario que, como señalan en MAFEX (Asociación Española de Fabricantes Exportadores de Material, Equipos y Servicios Ferroviarios) “no tiene parangón en la historia reciente de las inversiones en obras públicas. Se trata de una reforma estructural que ha recibido el apoyo de la sociedad entera, del Gobierno, Parlamento y ciudadanos, que han confiado en la alta velocidad como apuesta estratégica y dinamizadora del ferrocarril”.

Algunos datos hablan por sí solos. Renfe habrá recibido a final de este año 184 nuevos ferrocarriles de viajeros, la mayor renovación de flota desde 1964, cuando se sustituyeron las locomotoras de vapor por la tracción eléctrica o diesel.

Además de estos trenes, que forman parte de un pedido de 378 (una inversión de 4.096 millones de euros) se recibirán 50 locomotoras (se han encargado 100, por 249,5 millones) y 220 vagones para mercancías. En 2010, la flota de Renfe será la más nueva de toda Europa.

Como es obvio, este esfuerzo inversor por parte de Renfe tiene sus consecuencias en la máquina-herramienta. En este sentido es importante mencionar que Renfe se ha comprometido a que el 20% de la fabricación de sus adquisiciones se realice en los talleres de Integria (su unidad industrial) en Valladolid, Málaga y Madrid, a través de sociedades coparticipadas con la industria privada.

La factoría de la capital castellana fabricará 248 coches para trenes AVE, cercanías y media distancia en colaboración con Siemens, CAF y Alstom.

Renfe y Talgo, en el corredor de alta velocidad Chicago-Milwaukee-Minneapolis

El gobernador de Wisconsin James Doyle ha visitado la red del AVE español y ha pedido que Renfe y Talgo se impliquen en la construcción del corredor de alta velocidad Chicago-Milwaukee-Minneapolis, uno de los once proyectos ferroviarios incluidos por Obama en el plan de rescate económico de EE UU.

El político estadounidense aprovechó su viaje para negociar la participación de las empresas Renfe Operadora y Patentes Talgo en sus ambiciosos planes ferroviarios. El Congreso de los Estados Unidos ha dado su visto bueno al multimillonario plan de reactivación de la economía que ha elaborado el presidente Barack Obama en el que la promoción de obras ferroviarias es uno de los pilares de actuación.

Un ferrocarril en deuda

Cualquiera que haya viajado por los principales países europeos en tren sabe que el ferrocarril español está en deuda con el ciudadano.

Como claves que ilustran esta modernización necesaria del ferrocarril se pueden citar, en primer lugar, la construcción de una nueva infraestructura de más calidad, la red de altas prestaciones (en ancho de vía internacional y velocidades hasta 350 km/h). En segundo lugar, la reforma ferroviaria española se apoya también en un nuevo marco normativo coordinado con la regulación europea sobre la materia. En tercer lugar, la introducción de nuevos mecanismos de financiación, llevada a cabo mediante la Ley reguladora del Contrato de Concesión de Obras Públicas, añade nuevas oportunidades aplicables al desarrollo del ferrocarril.

Brasil invita a empresas españolas a participar en su desarrollo

Las oportunidades para los fabricantes de máquina-herramienta no están sólo dentro de nuestras fronteras. Es más, los fabricantes españoles exportaron en 2008 el 69,7% de su producción, una constante del sector en los últimos años. Mirando hacia esta aldea global, las posibilidades de venta de máquinas son numerosas. Un ejemplo: en marzo de 2009 el ministro de Planificación de Brasil, Paulo Bernardo, invitó a las empresas españolas a presentarse a la licitación de las obras de construcción del tren de alta velocidad brasileño, cuyo inicio se prevé para 2010. Tras entrevistarse con la entonces ministra española de Fomento, Magdalena Álvarez, el ministro brasileño mantuvo reuniones con presidentes de varias empresas españolas, como INECO y ADIF, que expresaron su interés en la línea de alta velocidad brasileña.

El Gobierno Federal de Brasil propone dos trenes de alta velocidad como parte del plan nacional de transportes, cuyos estudios están a punto de concluir y cuyas obras se prevén que comiencen en 2009.

En abril también visitó España el Ministro de Minas y Energía de Brasil, Edison Lobão, quien indicó que “Brasil tiene un parque generador modesto pero con grandes perspectivas de crecimiento” entre las que destaca el proyecto de instalación de 140.000 MW eólicos. Anunció en el evento que “el Gobierno de Brasil promoverá una subasta de energía generada por el viento” aunque no detalló la potencia de dicha subasta. Asimismo, invitó al tejido empresarial español a participar en ella. Lobão explicó la situación de la industria eólica en Brasil en la que “actualmente existen dos fabricantes de aerogeneradores, pero hay otros que están interesados en promover fábricas”.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Fitmaq 2017 BilbaoPolusólidos 2017

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS