Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

Ininsa - Invernaderos e ingeniería, S.A. - Almacenes y naves desmontables

Ininsa

Naves para uso almacén agrícola: con configuraciones especiales

Foto de Naves para uso almacén agrícola

Ininsa ha ampliado su gama de invernaderos con estructuras pensadas para uso como almacén. Estas estructuras han sido especialmente desarrolladas por su propio Departamento de I+D, y calculadas siguiendo las especificaciones del Código Técnico de la Edificación (CTE).

Se trata de estructuras creadas a partir de sus invernaderos modelo multicapilla, a las cuales se colocan cubiertas tipo rígidas (ya sea de placa ondulada de PVC ó policarbonato, chapa metálica galvanizada y/o pre-lacada, y panel sándwich). Estas estructuras se pueden realizar en varios anchos de nave, según el espacio disponible y las necesidades del cliente: desde 6,4 hasta 10 y 12 m de ancho por cada nave. La altura bajo canalón de estas estructuras puede ser muy variable, adoptándose a las necesidades de cada cliente. Se pueden colocar ventilaciones cenitales, laterales ó frontales, así como también ventanas de pequeñas dimensiones en las medias lunas superiores de los frontales, pudiéndose accionar todas ellas de modo manual ó motorizarse para su funcionamiento automático.

En cuanto a las puertas, éstas estructuras están pensadas para que se puedan colocar todo tipo de puertas en función de las necesidades del cliente: puertas tipo correderas estándar (de 1 ó de 2 hojas), puertas de grandes dimensiones tipo basculantes ple-leva con portón peatonal ó sin él, puertas tipo seccionales automáticas ó manuales especialmente diseñadas para muelles de carga ó zonas de trafico constante de carga y descarga, etc.

Las características más importantes de estas estructuras es que se pueden solicitar con dos configuraciones constructivas especiales:

- Estructura de doble arco en el techo: Esto es muy aconsejable para aquellos casos en los que se necesita tener una mayor altura libre en el interior de las naves para almacenar ó paletizar productos. Se consigue sustituyendo los arcos simples de la estructura estándar por una viga formada por un doble arco, la cual permite eliminar todos los refuerzos estructurales estándar situados bajo las curvas (tirantes horizontales, tirantillos verticales, y tirantes diagonales) para conseguir una mayor altura libre en el interior de las naves.

- Estructura con vigas de celosía: Se utiliza en aquellos casos en los que se necesita tener un espacio interior lo más diáfano posible, muy útil para zonas con gran trafico de carretillas, vehículos de carga, etc. Se consigue colocando vigas de celosía bajo las canales (pasando de tener pilares interiores separados cada 4 ó 5 m a tenerlos cada 8 ó 10 m) para conseguir mayores distancias entre los pilares interiores.

Estas dos opciones se pueden combinar, consiguiendo estructuras con doble arco y con vigas de celosía interiores.

Las estructuras se pueden instalar con pilares empotrados y cimentados en zapatas aisladas, con pilares atornillados sobre anclajes previamente cimentados en zapatas, ó bien con pilares atornillados a solera corrida existente mediante tornillería especial (sin necesidad de apertura de hoyos).