Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Feria Virtual
Construcción (Maquinaria y Equipos)

Geobrugg Ibérica, S.A.U. - Otros equipos para construcción y obra pública

Minax 80/4

Mallas de protección: solución para los perfiles de túneles sometidos a solicitaciones, sujetos al riesgo del estallido de rocas y colapso

Foto de Mallas de protección
Minax 80/4 es la solución perfecta para los perfiles de túneles sometidos a solicitaciones, sujetos al riesgo del estallido de rocas y colapso, para reemplazar el hormigón proyectado, con o sin fibra de refuerzo, así como la malla ordinaria reforzada con cables. En particular para las superficies sujetas a cargas dinámicas, ofrece una relación coste-rendimiento muy atractivo.

Ensayos realizados por la Escuela de Minas del Occidente en Australia (WASM) han demostrado que la malla Minax de alta resistencia a tracción compuesta de alambre de al menos 1,770 N/ mm 2, es capaz de soportar cargas estáticas y dinámicas muchísimo mayores que las mallas de refuerzo convencionales. Esto también permite absorber mayor cantidad de energía en el caso del estallido de rocas.

Beneficios:

Alambre de alta resistencia: excelente protección estática/ dinámica: No hay daños durante la voladura y mucho mejor comportamiento en comparación con malla reforzada, malla normal de alambre o malla de electro-soldada.

Rigidez balanceada: para una protección perfecta del túnel: la flexibilidad de la malla permite un buen contacto superficial (adose) y tensión óptima de malla. Deformaciones mínimas, tras eventos de estallido de bloques o trabajos de voladura.

Malla de estructura romboidal: para un fácil manejo y almacenamiento: Instalación manual y mecanizada, permite el desenrollado con cualquier tecnología mecanizada.

Ligera: para la instalación rápida: Muy ligera en relación con su capacidad resistente, debido al alambre de alta resistencia. Esto hace que la instalación manual o mecánica sea fácil y mejore la seguridad y salud en el trabajo.

Extremos anudados: con ello se garantiza que la máxima estabilidad se mantiene hasta los bordes: eliminando la necesidad de la superposición, el número óptimo de anclajes a la roca, además garantiza la manipulación segura sin bordes afilados.