SMA tiene el autoconsumo energético en el punto de mira

17/04/2013

17 de abril de 2013

A día de hoy ya son una realidad las instalaciones solares fotovoltaicas para el autoconsumo en viviendas o empresas. Su sistema es muy sencillo y al estar conectadas a la red eléctrica, no requieren de baterías ni generan ruidos ni emisiones de humo. Su mantenimiento es mínimo y su fiabilidad está garantizada por el fabricante de los paneles durante 25 años.

A continuación explicamos dos casos recientes de éxito sobre autoconsumo en España. En esta ocasión SMA ha estado presente de la mano de SUD Energies Renovables como empresa instaladora y Krannich Solar como distribuidora de los equipos y materiales necesarios.

El primer caso es una granja avícola localizada en Solsona (Lérida). Los propietarios observaron que los consumos de la granja eran muy altos debido a las máquinas de climatización y alimentación de las aves, por lo que decidieron apostar por energía fotovoltaica. Hoy por hoy, el coste de producción de energía solar es ya inferior al precio de compra de la electricidad que viene directamente de la red. Gracias a este precio más competitivo, la granja avícola ya ha conseguido ahorrar una media mensual aproximada del 30% de su factura eléctrica.

foto
Instalación de autoconsumo en granja avícola.
Centrándonos en los datos técnicos de la instalación, ésta tiene una potencia nominal de 3,6 kW y una potencia pico de 4,32 kWp. Contiene 18 placas solares Hanwha Solar SF220, situadas sobre una cubierta de 30 metros cuadrados.

La producción anual estimada es de 6.034,45 kWh/año. En cuanto a los inversores fotovoltaicos, se han utilizado 3 SMA Sunny Boy 1200. Estos equipos son adecuados para una sencilla toma a tierra del generador. Su seccionador de carga de CC (ESS integrado) facilita la instalación y reduce al mismo tiempo los costes de montaje. Los Sunny Boy 1200 están equipados con el sistema de seguimiento del punto de máxima potencia (MPP) OptiTrac, que encuentra siempre el punto de trabajo óptimo, incluso cuando las condiciones meteorológicas son cambiantes, transformando de forma fiable la energía fotovoltaica en rendimiento fotovoltaico.

El segundo caso es una vivienda particular de Sant Just Desvern (Barcelona). El propietario ha conseguido también un ahorro aproximado del 30% en su factura eléctrica. La potencia nominal de la instalación es de 1,2 kW y su potencia pico, de 1,33 kWp. Se compone de 4 placas solares Sunpower SPR-333NE, sobre una cubierta de 12 m2. Su producción anual estimada es de 1.657 kWh/año. El inversor utilizado es un SMA Sunny Boy 1200 y para la monitorización de la planta se ha elegido la Sunny WebBox, una potente central de comunicaciones para instalaciones fotovoltaicas de tamaño mediano y grande que monitoriza, diagnostica a distancia, almacena datos y los visualiza. Ello permite informarse del estado de la instalación en todo momento. Si se produce un fallo, laWebBox informa inmediatamente por correo electrónico o SMS. Los datos de medición pueden incluso transmitirse a Sunny Portal a través de un módem GSM desde lugares remotos en los que no hay una conexión telefónica o ADSL disponible.