Aeca y Albasolar acercan la fotovoltaica a 10.775 estudiantes franceses

11/12/2012
Albasolar, distribuidor especializado en energía solar fotovoltaica al profesional, suministró al Grupo Aeca, especializado en proyectos de medio ambiente y energía, material para 1,4 MW instalados en los tejados de 52 escuelas francesas.

Las instalaciones de las 52 escuelas tienen como particularidad contar con 3.700 microinversores Enecsys para 7.263 paneles fotovoltaicos y la flexibilidad de su adaptación en el tejado de cada escuela con una superficie total de 19.030 m2, diferenciados en teja, pizarra y chapa. Esto constituye la primera fase del proyecto, en la segunda se tiene previsto hacer la instalación de 70 escuelas más.

Aeca escogió los microinversores Enecys como el equipo que mejor se ajustaba a la normativa de seguridad francesa que imposibilitaba hasta ahora extinguir el incendio con agua en residencias con instalaciones fotovoltaicas. La legislación exige desalojar el recinto pero prohibía intervenir ante el riesgo de agravar el incendio.

En concreto, el cuerpo de bomberos de la región de la Vendée, acorde con la legislación, visualizó como un gran avance en la extinción de incendios el uso de los microinversores Enecsys, debido a su eficaz sistema de seguridad que les permite arrojar agua sin peligro.

foto
Dicha seguridad está garantizada por el microinversor mediante el sistema de parada automática que se produce desde el panel solar en caso de desconexión de la red eléctrica o de elevación significativa de la temperatura. Al anularse la generación de electricidad desde el microinversor, situado detrás del mismo panel, se elimina el peligro de estar en contacto con la corriente o voltaje. Es decir, el cableado de bajada por el tejado no implica ningún peligro. “En un sistema convencional, aunque se desconectase el inversor desde el monitor principal, el cableado hasta llegar a él, tendría voltaje, lo que supondría un alto riesgo en caso de incendio”, comenta Alberto Sanromán, director general de Albasolar.

“Ante riesgo de incendio, al no disponer de ningún tipo de corriente o voltaje en el cableado desde los paneles a la conexión con la red eléctrica, es posible arrojar agua sobre el tejado sin ningún peligro”, añade Ramón Nicolau, cofounder & CEO del Grupo Aeca. “En cada una de las instalaciones, los microinversores garantizan la seguridad de los instaladores, personal de mantenimiento, bomberos y, sobre todo, de los niños que asisten a las escuelas donde han sido ubicados los equipos fotovoltaicos”, concluye Nicolau.

Aeca realizará una serie de acciones formativas y culturales destinadas a los estudiantes de los colegios donde se encuentran ubicadas las instalaciones fotovoltaicas con el fin de concienciar sobre los beneficios de las Energías Renovables. La instalación, que producirá en torno a 1.403.232\1kW\2hora/año, evitará la emisión de 1.300 toneladas de CO2 a la atmósfera y proveerá de energía equivalente al consumo de 3.600 familias de la región francesa de la Vendée. Dicha producción será supervisada de forma online gracias al sistema de monitorización que acompaña a los microinversores Enecsys.