C.R.D.O.P. Aceite Sierra de Segura - Aceite de oliva (suave)

Aceites de oliva con Denominación de Origen Sierra de Segura: de acidez muy baja, no sobrepasa 0,5º

Foto de Aceites de oliva con Denominación de Origen Sierra de Segura
Los aceites de oliva con Denominación de Origen Sierra de Segura proceden de los olivares de la Sierra de Segura, de variedad Picual; cuyas características se fundamenta con el medio natural en el que se producen, olivar de alta montaña entremezclado con pinares. Su color es amarillo verdoso y prevalecen aromas frutados variados (manzana y tomate, preferentemente) y la hierba fresca que se combinan con el amargo y el picante del fruto fresco característico de la variedad picual.

Denominación de Origen Sierra de Segura

Los Aceites de Oliva calificados por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Sierra de Segura son de calidad extrema, virgen extra, con acidez muy baja, no sobrepasa 0,5º, muy por debajo de la acidez permitida para los aceites de oliva vírgenes extra (0,8º).

Es un zumo de fruto completamente natural, sin aditivos ni conservantes. Su alto contenido en Vitamina E y polifenoles, antioxidantes naturales, son los responsables de los atributos de amargor y picor; además de proporcionarle una gran estabilidad que se traduce en una gran resistencia al enranciamiento.

Esta gran resistencia a la oxidación les confiere a los Aceites de la Sierra de Segura, la particularidad de mantener inalterables durante largos periodos las excepcionales características químicas y sensoriales.

Nos encontramos con un producto rico en ácido oleico y sustancias con propiedades antioxidantes que ejercen sobre nuestro organismo acciones tan beneficiosas para la salud como: contribuye a disminuir el nivel de colesterol, ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares, disminuye la acidez gástrica, ayuda a cicatrizar úlceras, regula el tránsito intestinal, reduce el estreñimiento, protege órganos internos como páncreas, hígado, vesícula y tonifica la piel.

Para una correcta conservación del aceite se aconseja mantenerlo en lugar fresco, seco, a temperatura ambiente (15-20 °C) y protegido del aire en recipientes cerrados y de una exposición directa a la luz solar.