Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

Grupo Emison - Hornos de fundición y forja

Emison

Horno fundición aluminio: de construcción metálica

Foto de Horno fundición aluminio
El horno es de construcción metálica, electro soldado, a partir de chapas y perfiles de acero laminado en frío, con un tratamiento especial anticorrosivo, de gran robustez, con avanzado diseño y protección con imprimación fosfocromatante y pintura epoxídica de agradables tonos, lo que le confiere una larga vida y un acabado estéticamente agradecido. No se necesita ningún tipo de obra civil para la colocación del horno. La condición de fabricantes les faculta para redimensionar la estructura exterior del horno para adaptarlo mejor al lugar de trabajo en aquellos casos que la disponibilidad de espacio pueda suponer un inconveniente. Todos los equipos cumplen todas las normas exigibles por la CEE El aislamiento se realiza mediante fibras cerámicas de baja masa térmica y gran poder calorífico, cuidadosamente dispuestas en estratos para reducir las pérdidas de calor.

Su perfección permite un ambiente fresco de trabajo y un extraordinario ahorro energético. Existen multitud de alternativas para el calentamiento de los crisoles que contienen los metales a fundir.

Por las características de la serie de hornos que presentamos creemos que la mejor solución es el calentamiento mediante gasóleo, si bien opcionalmente puede construirse con calefacción a gas o por resistencias eléctricas. Algunos modelos sólo pueden construirse de gas o eléctricos. El control de la temperatura está asegurado por un regulador electrónico con visualizador digital y termopar tipo K sumergido en el metal y un regulador con termopar en la cámara de calentamiento. Debe tenerse en cuenta que para alcanzar una temperatura determinada en el metal la temperatura en la cámara formada por las resistencias y el crisol debe ser del orden de unos 100 grados superior. No es conveniente sobrepasar éste margen por acortarse la vida del crisol ni mantener muy estrecho el margen ya que el tiempo de fusión se alarga. En caso de rotura del crisol unos electrodos colocados en la solera del horno detectan el metal fundido y provocan el disparo de una alarma y el paro de las resistencias o el quemador. De fácil interpretación al ser todas sus lecturas digitales. Tienen en todo momento a la vista las temperaturas del metal fundido y de la cámara de resistencias y las horas de trabajo del crisol activándose una alarma al llegar a las previstas en el mantenimiento preventivo. No necesita ningún tipo de atención constante debido a que las alarmas instaladas reclaman la atención en el momento oportuno. En cuanto a las seguridades, cabe destacar el doble termopar, relé y regulador, y mecánicamente, existen unas seguridades para apertura de la tapa En estos tiempos en los que la electrónica y la informática están presentes en todos los ámbitos de la vida cotidiana, es razonable que los hornos sigan esta misma tendencia y se adapten aprovechando todas las ventajas que estos dispositivos pueden aportar, incorporando sistemas inteligentes de medición, registro, información, intervención y gestión, actuando de forma inteligente y simplificando al usuario el manejo de los equipos, automatizándolos, evitando errores de manejo y facilitando el día a día. De poco servirán los más sofisticados sistemas de medición e información si no van acompañados y servidos por productos de la más alta calidad con todas las certificaciones en sus elementos internos adecuados para tener una capacidad de detección y almacenamiento de información que debidamente canalizada puede actuar modificando los parámetros según criterios pre establecidos, y tomando, por tanto, decisiones que afectan al comportamiento del equipo. Evidentemente, no todos los automatismos cumplen éstas premisas, y muchos de los importados de países principalmente asiáticos en expansión no tienen la fiabilidad necesaria. Opcionalmente, todo el conjunto está mandado por un PLC con pantalla táctil que además de los procesos indicados, es capaz de almacenar diferentes programas y realizar subidas y bajadas controladas de temperatura, y de poner en marcha o parar el horno de forma autónoma de acuerdo con los parámetros pre establecidos. También puede almacenar los parámetros del proceso para descargarlos en un USB. Se puede programar la puesta en marcha el día y hora que se quiera, de forma que, al llegar al obrador encontremos el horno a punto de trabajar, sin esperas.

En resumen, el microprocesador programable se encarga del seguimiento y control de la incineración. Sólo es necesario seguir las indicaciones en pantalla para hacer funcionar el horno. La instalación del PLC incremento el precio de cada modelo en 1.121 . Los modelos "A" son hornos de pozo, y para el vaciado el crisol (provisto de pico) debe extraerse mediante unas tenazas o útil apropiado. En los modelos "B" el vaciado se realiza mediante cuchara, y los modelos FB el horno bascula mediante un dispositivo hidráulico, neumático o mecánico.

Fabrican también lingoteras, cazos y otros accesorios. Estos hornos pueden construirse en versión basculante para facilitar el vaciado. El sistema basculante se realiza mediante un grupo hidráulico que acciona un cilindro que es el que se encarga de volcar el horno para su vaciado. Este sistema permite que, en el caso de disponer de varios hornos se utilice un solo grupo, con las consiguientes ventajas económicas.