Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Grandes cultivos

“En el agro español conviven los sistemas de producción agrícola más avanzados del planeta junto con tecnologías y prácticas de cultivo ancestrales”

Redacción laagriculturadigital.com06/10/2019

EDUARDO MARTINEZ DE UBAGO / GERENTE DE VENTAS DE JOHN DEERE

TIERRAS.- ¿Qué importancia tiene la formación en nuevas tecnologías en el modelo de agricultura presente y futuro? ¿A qué perfiles va dirigido el máster sobre Agricultura 4.0 (https://eniit.es/master-en-agro-4-0/ ) en el que JOHN DEERE participa activamente y por qué se ha lanzado en este momento?

EDUARDO M. DE UBAGO.- La verdad es que la capacitación lo es todo. Hoy las barreras las encontramos mucho más en la transferencia de la tecnología que en la tecnología en sí. El modelo de agricultura presente y futuro necesita más que nunca un esfuerzo de formación y capacitación.

Este máster va dirigido a todas esas personas que ocuparán puestos clave en esta transformación. Ya sea en los niveles de producción incorporando tecnología en las empresas, como en los niveles de distribución de la tecnología -concesionarios y distribuidores-, como en las organizaciones que desarrollamos los productos y los sistemas. El momento es crítico. Todas esas capas que he mencionado están ya luchando por captar este tipo de talento.

TI.- ¿Qué análisis general puede hacer de la situación actual de la agricultura en España? ¿Cuáles son los principales retos que debe afrontar en el corto plazo?

E.M.U.- España es una potencia agrícola en el mundo, líder en cultivos de alto valor, pionera en la implantación de tecnologías y sistemas, con niveles de exportación altísimos y muy responsables de los equilibrios de la balanza de comercio exterior. Las empresas agroalimentarias españolas siguen creciendo cada año y ocupan un lugar cada vez más destacado en la economía global. La demanda de alimentos y la orientación de la dieta hacia alimentos saludables y de alto valor va a reforzar nuestra posición en los mercados. El sector se enfrenta sin duda a desafíos importantes, pero en el medio plazo soplan vientos favorables.

En cuanto a los retos específicos, hay una combinación de aspectos clave que hay que resolver entre los que está la incorporación al sector de talento de alta cualificación, la renovación tecnológica de los sistemas de producción, automatización de los procesos… y para todo eso hay que crear sin duda un entorno atractivo para captar y retener el talento y las nuevas generaciones. El segundo desafío al que hay que dar respuesta es la adaptación al cambio climático. Hay muchas posibilidades para reaccionar a este desafío, pero va a ser necesario impulsar la infraestructura hidrológica y tener una estrategia de Estado a largo plazo.

TI.- ¿En qué sectores de nuestra agricultura cree que es más necesario implementar las herramientas digitales disponibles en estos momentos?

E.M.U.- No hay ningún sector que se escape a la necesidad de producir más (incrementar los rendimientos) con menos (menos costes, más sostenibilidad) y mejor (no solo a nivel de calidad organoléptica y de formulación, sino reforzando aspectos de trazabilidad y seguridad). Todo esto es imposible sin la transformación digital. ¿En qué sectores avanza más rápido? Como siempre, aquellos en los que la tecnología está disponible, donde las exigencias son mayores y donde las inversiones son más asumibles.

TI.- ¿Qué grado de adopción de las nuevas tecnologías se ha alcanzado en el agro español y cuáles son a su juicio las principales barreras que lo dificultan?

E.M.U.- En el agro español conviven hoy los sistemas de producción agrícola más avanzados del planeta junto con tecnologías y prácticas de cultivo ancestrales. La velocidad de despliegue de la tecnología es en muchos casos vertiginosa, con una altísima incorporación de productores; pero también es cierto que la brecha ha aumentado. Es necesario un esfuerzo de transferencia -justo lo que hablábamos antes- para vencer las barreras y salvar esa brecha. La tecnología es afortunadamente muy escalable y hay una transformación al alcance de todos los productores.

TI.- ¿Qué papel deberían jugar los agricultores modelo o referentes en el uso de nuevas tecnologías en todo este proceso?

E.M.U.- Las explotaciones de referencia son absolutamente clave en la transformación tecnológica. Son el referente en el que todos nos miramos y la prueba real del valor de la tecnología. Desde John Deere hemos creado programas especiales para ayudar a los pioneros en este viaje. Son los que marcan el camino, los primeros en resolver los problemas que surgen, los que ayudan a desarrollar los sistemas. Cumplen una misión valiosísima en el sector y hay que estar muy cerca de ellos para apoyarles.

TI.- ¿Las cooperativas pueden ser uno de los grandes canalizadores de toda esta tecnología hacia el sector en su conjunto? ¿De qué forma o a través de qué medidas concretas considera que podrían tener un mayor éxito en esta misión?

E.M.U.- Las cooperativas cumplen una función esencial para hacer accesible la tecnología a todos los agricultores. Tienen la capacidad de conectar a los productores con los proveedores tecnológicos, de hacer las inversiones accesibles buscando sinergias, de abaratar los costes y finalmente cumplen una función de asesoramiento y formación absolutamente clave. Hay muchas formas de ayudarles en esta misión en las que estamos trabajando. Este proyecto en concreto del máster va a la línea de flotación de uno de los aspectos que más demandan: talento cualificado, especializado y preparado para la transformación digital.

TOP PRODUCTS

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS