Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

Cada tipo de plantación requiere de unas operaciones de cultivo en función del objetivo

Opciones peculiares de los implementos agrícolas a la mecanización del cultivo del almendro en seto (Parte I)

Profesor Mariano Suárez de Cepeda. ETSIAM-UCLM

11/07/2022

En cuanto al laboreo, los aperos utilizados para este tipo de operaciones están sobradamente descritos en otros artículos que sobre cultivo del almendro superintensivo existen. Se consideran en este artículo las innovaciones que alguno de los implementos agrícolas para el cultivo del almendro en seto puedan presentar en sus características, elementos y funcionamiento.

Introducción

Técnicas de cultivo son las distintas labores y procedimientos que se planifican y se llevan a cabo a lo largo de todo el ciclo de un cultivo con el fin de obtener una mayor y mejor cosecha. Según el marco y densidad de planta, disponibilidad de agua y condiciones de cultivo se tienen plantaciones tradicionales, intensivas, superintensivas, secano, regadío, convencional y ecológico. Otras denominaciones se encuentran en la literatura como son vaso tradicional, vaso intensivo, eje y muro frutal.

El cultivo superintensivo, según la estructura en seto, se caracteriza por un marco de plantación de 3-3,5 x 1-1,2 m (+ 2.000 plantas/ha), sin espaldera y con un tutor por árbol, que permite mantener un volumen de copa y manejo adecuado para maximizar la fructificación, la intercepción y la penetración de la luz y conseguir un seto continuo con numerosas ramificaciones en el menor tiempo posible.

Caracterizar el sector del cultivo del almendro en España es complicado dada la diversidad de estadísticas y la carencia de información diferenciada entre distintos modelos productivos. Sirva de referencia que según el Anuario de Estadística Agraria (2020) del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, la producción de almendro es de 512.000 ha en secano y 87.000 ha en regadío. Si tomamos como referencia la Encuesta sobre Superficies y Rendimientos de cultivos (2020), se cultivan 721.796 y 139.399 has en secano y regadío, respectivamente.

foto

Foto 1. El almendro es un cultivo de alto valor atractivo para muchos productores.

En las nuevas plantaciones intensivas de almendro se debe de considerar frente a cualquier otro sistema, que:

  • Son mayores los requerimientos de las inversiones iniciales, costes de cultivo, necesidades de recursos y dificultad en el manejo.
  • Es más sensible a las variaciones de precios, competencia por el incremento exagerado de superficies, limitación de la disponibilidad del agua, y falta de experiencia del cultivo.
  • Las oportunidades sobre la precocidad, dependencia de los factores climáticos, estabilidad en los rendimientos, y reducción de la mano de obra por cada unidad de CO2 emitida.
  • Las expectativas son buenas si se considera el potencial productivo y el margen de crecimiento que se puede admitir hasta saturar la demanda.

Para conocer una aproximación, al tipo de cubiertas del suelo, que condiciona las técnicas de cultivo del almendro en seto, se expone la que proporciona la Encuesta sobre Superficies y Rendimientos de cultivos (2020), para frutales en hueso, valorándose de tal manera que: laboreo tradicional (8%), laboreo mínimo (25%), cubierta vegetal espontánea (45%), cubierta vegetal sembrada (1%), cubierta inerte (1%), sin mantenimiento (5%), no laboreo (14%) y sin información (1%).

Cada tipo de plantación en función del objetivo requiere de unas operaciones de cultivo cuya base común son: manejo del suelo, abonado, poda, usos de los restos de poda, tratamientos fitosanitarios y recolección. Cada operación de cultivo está caracterizada por el sistema que se escoge para llevarla a efecto, y por medio de la maquinaria que es necesaria utilizar para poderlas realizar.

Tractor recomendado

Las explotaciones de almendro en seto van a requerir como se ha comentado anteriormente una serie de operaciones que en la mayoría de las ocasiones van a requerir un tractor.

Se puede estimar si se considera como operación principal el laboreo con cultivador con elementos interfilas, un tractor aproximado de unos 120 CV, para las anchuras de las calles. Este valor se obtiene por medio de un análisis de regresión de las potencias recomendadas por los fabricantes, realizado por el propio autor. Si se considera el desbroce de los restos de poda, como operación de máximos requerimientos energéticos, y según las fichas técnicas del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación se recomienda, que:

  • Potencia demandada de entre 40 y 100 kW (60 y 140 CV), si las desbrozadoras de eje vertical tienen un peso de 300 a 500 kg, y una anchura de trabajo de 1,50 a 2,50 m.
  • Tractores con potencias entre 70 y 120 kW (90 y 160 CV), si las anchuras comerciales de las desbrozadoras y picadoras de paja de eje horizontal están entre 1.20 y 3.00 m, y tienen un peso de 1.000 a 2.000 kg.
foto

Foto 2. La potencia del tractor recomendado puede variar según los requerimientos de las operaciones.

La actualización de tecnologías a los tractores, sopesando alguna de las características siguientes:

  • Sistemas de doble dirección que permite giros con menor espacio de curva, como son el dualsteer, por poner un ejemplo.
  • Sistemas de gestión de potencia, y fundamentalmente en control de aperos a toma de fuerza, como de operaciones en cabeceras.
  • Sistemas de inflado de los neumáticos a distancia.
  • Sistemas de doble tracción híbrida, mecánica en el eje trasero y con dos motores eléctricos independientes en el eje delantero.
  • Sistemas de cambio automático de geometría del vehículo en tiempo real.

Todo ello como algunos ejemplos de las nuevas tecnologías que se pueden encontrar.

Laboreo

Los tipos de operaciones del suelo en el sistema de almendro en seto, se pueden clasificar en:

  • Laboreo mecánico integral, considerando la operación de la calle e interfila con medios mecánicos.
  • Laboreo mecánico parcial, considerando el laboreo de la calle, y realizando tratamiento herbicida a la interfila.
  • No laboreo. En este tipo de opción se pueden considerar varias alternativas. Primera, el tratamiento mecánico por corte. Segunda, dejar la calle con cubierta vegetal, se corte o no, y realizar laboreo mecánico en la interfila. Tercera, dejar la calle con cubierta vegetal y realizar tratamiento herbicida a la interfila. Y cuarta, tratamiento herbicida integral.

Los aperos utilizados para este tipo de operaciones están sobradamente descritos en otros artículos que sobre cultivo del almendro superintensivo existen. Se consideran en este artículo, las innovaciones que alguno de los implementos agrícolas para el cultivo del almendro en seto puedan presentar en sus características, elementos y funcionamiento.

Se puede encontrar un servicio digital para evaluar la capacidad del suelo para circular sobre él y evitar así daños innecesarios. Se determina la capacidad de conducción del suelo, pudiéndolo evaluar y su capacidad de carga para diversas máquinas agrícolas. Para utilizar este sistema, es necesario introducir con antelación algunos datos característicos del tractor y el apero mediante una interfaz de aplicación. Así mismo, se deben de ingresar las áreas de campo donde se va a trabajar. Finalmente, con los datos sobre la maquinaria, la estructura del suelo, su humedad y el clima, es posible calcular convenientemente la capacidad de conducción del área agrícola (Foto 3).

foto

Foto 3. Sistema de capacidad de suelo para circulación RAUCH TerraService.

Hay ajustes de profundidad y nivelación de aperos controlados directamente desde la cabina del tractor mediante el terminal ISOBUS. Además, el ajuste de profundidad se combina con el control dinámico de tracción sobre la marcha para ahorrar combustible.

El cultivador integra en su estructura de trabajo sensores de carga y de tensión. Es capaz de detectar el patinaje de la tracción, transmitir carga al eje trasero hasta optimizar la tracción consiguiendo mayor eficiencia de tiro y ahorro de combustible. Al acumular desviaciones anormales se activa un aviso al tractorista o incluso se eleva la máquina como sistema de seguridad.

Sistemas de ajustes no manuales de cultivadores intercepas. El sistema mide la distancia de la fila e interviene corrigiendo automáticamente la posición del grupo intercepas por medio del mecanismo hidráulico de desplazamiento lateral.

El sistema detecta la distancia entre el cabezal turbo y la planta cuando la sobrepasa y corrige de manera automática la posición a través del mecanismo de desplazamiento lateral, acercando o alejando el grupo de trabajo según la necesidad. En caso de que el palpador no esté en contacto con las plantas y por lo tanto no pueda evaluar la distancia óptima, realizará un desplazamiento de 2-3 cm en tres plantas consecutivas hasta que toque la planta (Foto 4).

foto

Foto 4. Sistema EasyRide para cultivadores intercepas TURBO.

Hay sistemas automáticos de control de aperos en plantaciones frutales para distinto tipos de operaciones con mecanismos de control y actuación, que pueden ser aplicados a distintos aperos con funcionalidad intercepas. Un láser detecta el contorno del suelo, las plantas, las estacas, etc. Un giroscopio captura la posición 3D del tractor. La información del sistema se transfiere mediante la interfaz ISOBUS. El tractor ejecuta comandos de dirección y conduce automáticamente en el medio de las filas de plantas. La información del sistema se transmite a dispositivos entre ejes. Los aperos de trabajo izquierda y derecha se controlan de forma independiente en altura y anchura, y la posición del apero óptimo para poder aproximar a las cepas de manera precisa (Foto 5).

foto

Foto 5. Sistema automático de control de aperos de viña para la eliminación de malas hierbas de Fendt y Braun.

Abonado

Destacar la incorporación de tecnología de aplicación variable a abonadoras convencionales para desarrollar abonadoras de precisión digital para cultivos leñosos, a partir de mapas satelitales y a través de software que aplican fertilizante de forma variable y localizada según necesidades detectadas en cada zona de parcela.

La diferenciación viene por la aplicación variable de forma digital de cultivos leñosos, como vid o árboles frutales, para dotar a los equipos de características específicas (Foto 6).

foto

Foto 6. Abonadora de precisión digital para cultivos leñosos JYMPA.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.

Suscríbase a nuestra Newsletter - Ver ejemplo

Contraseña

Marcar todos

Autorizo el envío de newsletters y avisos informativos personalizados de interempresas.net

Autorizo el envío de comunicaciones de terceros vía interempresas.net

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Protección de Datos

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Jornadas Interempresas/Tierras Congresos: Iº congreso gestión sostenible  del sueloSant Miquel: 29/09 al 02/10-2022Jornadas Interempresas/Tierras Congresos: cereales

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS