Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

La transferencia de embriones es una opción a tener en cuenta en ovino y caprino vistos los resultados en vacuno

Redacción oviespana.com30/06/2017
La transferencia de embriones es una opción a tener en cuenta en ovino y caprino vistos los resultados en vacuno

La transferencia embrionaria es un procedimiento donde un embrión es colectado (lavado) o recuperado de los cuernos uterinos de una hembra donante y luego transferido al útero de otra receptora durante la duración de la gestación. El procedimiento comienza sobre-estimulando a la donante administrando dosis de hormona folículo estimulante (FSH) dos veces por día por 4 días consecutivos, lo que resultara en la super-ovulación de la hembra.

Se dice que la primera trasferencia exitosa fue de un embrión de conejo en 1890, con ello se entendió que otro vientre de la misma raza podría continuar con el procedimiento de gestación.

En vacuno el procedimiento es en estos momentos muy habitual en todas las razas puras, tanto en las de carne como las de leche, abriendo además la posibilidad del sexado. Una buena vaca donante puede producir 80-100 embriones en un año.

El procedimiento resulta todavía caro y es preciso que lo realicen profesionales capacitados para garantizar resultados adecuados. A los ganaderos les preocupa sobre todo el coste, la garantía en el sexados, las garantías de sanidad de los animales y la seguridad de la preñez.

En este último aspecto, en el caso del vacuno las probabilidades de preñez en estos momentos son en los embriones congelados de alrededor del 50% y mejoran en un 10% con embriones frescos. En las experiencias in vitro los porcentajes se reducen más, por debajo del 30%.

En el caso del ovino y el caprino españoles, los casos que se producen son sobre todo de tipo experimental. Apenas existe un mercado abierto con oferta privada estable. Hay algunas experiencias que podrían impulsar su desarrollo en las razas lecheras Assaf y Manchega. En caprino, también existe la posibilidad de obtener embriones de las razas Florida, Manchega y Murciano-Granadina. Acrimur ha desarrollado recientemente exportaciones de embriones de esta última raza a la República Dominicana. También el centro de genética Ovigen está planteando la potenciación de esta técnica para impulsar la difusión genética con mayor rapidez y en ámbitos más amplios.

En el mundo hay experiencias muy interesantes en los principales países productores de ovino para carne o para lana, desde Australia o Nueva Zelanda, a Uruguay, Argentina, Chile o México. En este último país el Gobierno está impulsando un programa para impulsar el uso de inseminación y transferencia de embriones para mejorar los niveles de producción medios en las granjas. Hay razas con una amplia experiencia, como Merino, Corriedale, Dohne, Pelibuey, Suffolk, Hampshire, Texel...

Se necesita de todas formas regular y estandarizar los procedimientos que se aplican en esta tecnología en los diferentes países y regular con más precisión el mercado y los movimientos internacionales para garantizar su desarrollo. Sólo así se podrán garantizar las inversiones que puedan realizar los centros públicos o la iniciativa privada en este mercado y solo así se podrá garantizar a los ganaderos una inversión rentable.