Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

Relación entre las infecciones mamarias, las células somáticas y el descenso de producción

Redacción oviespana.com01/12/2016

La sanidad mamaria es sinónimo de sostenibilidad. Por el contrario, las infecciones mamarias son una quiebra de rentabilidad para una explotación de ovino, debido a las pérdidas de producción lechera, los gastos veterinarios, los descartes de leche, las penalizaciones en el precio por alta bacteriología y recuento celular, incrementos en la tasa de reposición y déficit genético.

De esta premisa partió la ponencia ofrecida por Carlos Gonzalo Abascal, profesor del Departamento de Producción Animal de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de León, en el pasado curso de formación de la raza Assaf que se celebró en Coreses (Zamora).

El investigador explicó que las células somáticas son glóbulos blancos que llegan al lugar de la infección y en ocasiones se produce un equilibrio dinámico entre las bacterias patógenas y las células somáticas, lo que provoca las mamitis subclínicas.

Gonzalo Abascal ofreció algunos datos reveladores sobre la influencia de la sanidad mamaria en la producción de leche. Así, en un estudio realizado en ovejas de raza Assaf en el pasado año 2015, se llegó a la conclusión de que un recuento de células somáticas alrededor de los dos millones significa una reducción porcentual aproximada del 20%, lo que puede suponer 100 litros por oveja y año. A nivel de rebaño, el ponente desveló que una explotación con 1,5 millones de células y 500 ovejas en ordeño ingresaba alrededor de 27.000 euros menos al año, teniendo en cuenta el descenso de producción y las penalizaciones o primas no recibidas en el precio de la leche. “En Castilla y León, más del 60% de las explotaciones de ovino están por encima de 1,1 millones”, puntualizó Gonzalo Abascal, para dar una idea de la magnitud de esta problemática.

Programa de control

Un objetivo de cualquier programa de control debe ser conocer los patógenos mamarios concretos de cada rebaño, reducir las infecciones existentes en la explotación y evitar que aparezcan nuevas infecciones. Gonzalo Abascal considera que se deben analizar la leche de tanque y las ovejas con células somáticas altas. El mejor método es aplicar una buena política de desvieje y utilizar cánulas antibióticas en el secado.

Algunas normas básicas para un programa de control son las siguientes:

- Orden del ordeño. Deben pasar por la sala de ordeño en primer lugar las ovejas primíparas, para evitar contagios. Posteriormente las de alta producción, las de baja producción, y en último lugar debería pasar un lote de ovejas con un alto recuento de células somáticas.

- Sellado de pezones. Es importante sellar el canal del pezón para evitar que los patógenos provoquen infecciones.

- Rutina de ordeño. Evitar las fluctuaciones de vacío, regulando el caudal y la reserva de la bomba, tener un número adecuado de ordeñadores, evitar entradas de aire y cerrar el vacío antes de retirar las pezoneras.

- Revisión de las máquinas de ordeño. Realizar un buen mantenimiento, poniendo especial atención en la pulsación.

- Higiene extrema en la explotación.

- Vacunaciones contra los patógenos que puedan estar presentes en la granja.

Un ejemplo de programa de control es el desarrollado por el Consorcio de Promoción del Ovino, en colaboración con la Facultad de Veterinaria de la Universidad de León. Se han conseguido reducir las células somáticas y la bacteriología, pasando de penalizaciones a bonificaciones en el precio. “Los rebaños que aplican el programa de calidad de mamitis han subido el 5% la producción de leche en nueve meses. Los que no lo han hecho, han bajado el 5%. Por lo tanto, hay un diferencial del 10%”, apuntó Gonzalo Abascal.

Conclusiones

Para poner punto final a su intervención, el ponente ofreció una serie de conclusiones:

- La sanidad mamaria es un aspecto previo a la selección.

- Existe un amplio margen de mejora en las explotaciones.

- El camino a seguir está claro, que son los programas de control de mamitis, pero el grado de mejora depende del esfuerzo de cada ganadero.

ENLACES DESTACADOS

Ovino

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

Las CC AA opinan sobre la nueva PAC (III): Castilla y León

Juan Pedro Medina, director general de la PAC en Castilla y León: "Es necesario incentivar al joven agricultor que se inicia en la actividad a través de un cambio en la percepción que la sociedad en su conjunto tiene del sector agrario"

Las CC AA opinan sobre la nueva PAC (II): Cataluña

Teresa Jordà, Consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación: "Un punto clave de la PAC son los derechos históricos, en los que pienso que debería haber un amplio consenso para eliminarlos"

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS