“El de la automoción es un sector corcho, sus ventas suben o bajan de acuerdo a lo que ocurra en la economía del país”, señala Juan Antonio Sánchez, presidente de Ganvam

Radiografía al mercado español del vehículo industrial

David Muñoz11/09/2013

Desde el año 2007 y hasta el 31 de diciembre de 2012 las ventas de vehículos industriales nuevos en España cayeron un 72%, pasándose de las 324.000 unidades que se matricularon en el año que marcó el inicio de la crisis a las 91.400 con las que se cerró el último ejercicio. En lo que llevamos de año, la situación no parece invertir su tendencia negativa, si bien es cierto que en el acumulado del año, de enero a agosto de 2013, el descenso parece haberse ralentizado (-0,5%) y hay subsegmentos, como el de las furgonetas, que en los últimos meses ya registra tasas positivas.

Analizamos con Juan Antonio Sánchez, presidente de Ganvam, Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, Reparación y Recambios, la situación del mercado y las claves de por dónde puede venir su reactivación.

Desde diferentes ámbitos se ha considerado tradicionalmente el sector del transporte como un importante termómetro de la actividad económica de un país, por lo que la evolución de las ventas de vehículos industriales suele ser un claro reflejo de la situación que atraviesa ese país. En este sentido, los datos que maneja la asociación Ganvam, hablan de una caída de mercado, en apenas cinco años, que ronda las 233.000 unidades, es decir un 72% menos de volumen, pasándose de los 324.000 vehículos industriales que se matricularon en todo el 2007, a los 91.400 con los que se cerró el 2012, incluyendo en el estudio derivados de turismos, pickup, furgonetas, vehículos comerciales (menos de 3,5 t), camiones (+ de 3,5 t) y autobuses.

foto

Juan Antonio Sánchez, presidente de Ganvam.

De enero a agosto de este 2013, según el último estudio de matriculaciones por mercados de IEA (Instituto de Estudios de Automoción), la evolución de las ventas también ha sido negativa, aunque con un claro contraste entre los subsegmentos de vehículos comerciales de menos de 3,5 t (19.525 unidades, con una bajada interanual del 7,52%), vehículos industriales (6.818 unidades, -14,43%) y autobuses (1.070 unidades, -15,01%), respecto a los derivados de turismos, furgonetas y pick-up que, tras crecer durante cinco meses consecutivos, presentan una diferencia positiva respecto al mismo periodo del año pasado del +7,95% (35.084 unidades).

“El subsector de derivados, furgonetas y pick-up parece haber tocado ya fondo”, señala Juan Antonio Sánchez, presidente de Ganvam. “Tras acumular un descenso del 67% desde 2007, este año suma ya cinco meses consecutivos de crecimiento en las ventas. Y esto es, sin duda, un buen antecedente porque supone que hay una serie de trabajos que se están reactivando y que requieren de nuevos vehículos para continuar con el negocio”. Estos trabajos están en buena parte relacionados con el turismo, con empresas de restauración, hoteles, etc. que se han visto en la necesidad de renovar o ampliar sus flotas para hacer frente al incremento de clientes.

“Para el resto de vehículos industriales, me temo que aún no se ha tocado fondo – añade Juan Antonio Sánchez -, siguen en una situación de emergencia, como consecuencia, sobre todo, de la mala situación que atraviesa la construcción en nuestro país y la actividad industrial en general”.

Búsqueda de financiación

Una de las principales causas de la caída en las ventas de vehículos industriales reside en las dificultades de encontrar financiación para las operaciones de compra-venta. En muchas ocasiones existe la necesidad de adquirir un nuevo vehículo pero no hay opciones para financiar esa transacción. “Si hablas con las entidades financieras, ellas aseguran que sí hay dinero disponible para financiar estas operaciones. Pero el problema no es la cantidad. El problema reside en el listón que están poniendo para poder acceder a esa financiación, sobre todo si se tiene en cuenta que la gran mayoría de las operaciones en vehículo industrial requieren de este tipo de apoyo financiero”, asegura el presidente de Ganvam.

Mercado 2013 % Var
Turismos 438.733 -3,15%
Todoterrenos 62.524 -6,98%
Derivados, furgonetas y pickup 35.084 7,95%
Veh. comerciales <=3,5 T 19.525 -7,52%
Veh. industriales >3,5 T 6.818 -14,43%
Autobuses 1.070 -15,01%

 

Matriculaciones por mercados enero-agosto 2013. Fuente: IEA (Instituto de Estudios de Automoción).

En cuanto a las iniciativas que ha venido lanzando recientemente la Administración para reactivar el mercado de la automoción (Planes Pive, Plan PIMA Aire….), lo cierto es que el gran beneficiado de estas ayudas es el sector de los turismos, ya que el número de operaciones de vehículo industrial que se han aprovechado de ellas sigue siendo muy limitado (salvo en el caso de los vehículos comerciales). Suelen ser vehículos de mayor importe, sobre todo camiones de gran tonelaje, donde estas ayudas económicas apenas tienen incidencia.

Por tanto, el gran esfuerzo financiero, como reconoce Juan Antonio Sánchez, está viniendo del lado de los fabricantes que, a través de sus propias entidades financieras, están poniendo todo de su parte para facilitar el cierre de estas operaciones.

En cuanto a una posible recuperación del mercado a corto/medio plazo, el presidente de Ganvam señala que “se están produciendo una serie de hechos que son positivos e incuestionables, pero hablamos de datos macroeconómicos (exportación, evolución del turismo, ingreso de capitales, prima de riesgo, etc.) que tardarán unos meses en fructificar en la microeconomía, en la economía de la calle, en el día a día. Pero si se mantiene esta tendencia creo que en unos cuantos meses podríamos estar hablando ya de una reactivación del mercado. El sector del automóvil en general, incluyendo turismos y vehículos industriales, es un sector que yo denomino ‘corcho’, que sube o baja en función de lo que ocurra en la economía. Está claramente condicionado por la evolución de la curva económica del país. Si ésta es positiva, las ventas subirán automáticamente porque la gente, después de la casa, necesita un coche, y si tiene un negocio, necesita un vehículo para realizar el transporte”.

Envejecimiento de la flota

La caída en las ventas de vehículos industriales nuevos está conllevando un progresivo envejecimiento del parque que circula por nuestras carreteras, hasta el punto que según los datos de DGT que maneja Ganvam, más del 50% de los camiones que se mueven actualmente por nuestro país tienen 12,5 años o más de vida, cifra que se eleva hasta los 13,5 años en el caso de las furgonetas. Este incremento en la edad media del parque de estos vehículos supone un grave riesgo tanto en materia de seguridad vial como en clave medioambiental, como confirma Juan Antonio Sánchez: “Un vehículo fabricado hace diez años no se parece prácticamente en nada a otro que salga ahora de la planta de producción, son numerosas las innovaciones que se han incorporado en la industria en esta última década, incluidas las relativas a seguridad activa y pasiva. Le voy a dar un dato que aunque corresponde al sector de los turismos, es perfectamente trasladable al vehículo industrial: el 57% de los accidentes mortales que se produjeron en agosto de 2013 en nuestras carreteras correspondieron a vehículos con 10 o más años de antigüedad”.

foto

Juan Antonio Sánchez destaca el importante peso que sigue teniendo en el mercado español de la automoción el vehículo usado.

Ante esta preocupante situación, la Dirección General de Tráfico, en colaboración con las asociaciones más representativas del sector, han configurado una situación deseable para el año 2016 que permita reducir la edad medida de los camiones en España a 6 años, y la de las furgonetas a 6-7 años, tomando para ello diferentes medidas de control y estímulo.

Vehículo usado

En el progresivo envejecimiento de la flota de vehículos industriales también tiene mucho que ver el importante peso que sigue teniendo en nuestro país el mercado de segunda mano. De acuerdo a los datos de Ganvam, en el acumulado del año, entre enero y agosto de 2013, las ventas de vehículos industriales usados alcanzaron las 218.532 unidades, con un incremento en el mes de agosto del 6,5%. Por segmentos, en todos los casos se alcanzaron destacados crecimientos, siendo el subsector de los autobuses y el de los industriales de entre 3,5 t y 6 t los que mejores resultados obtuvieron.

“El problema del vehículo usado, tanto en turismo como en industrial, es que se están reintroduciendo en el mercado vehículos con más de diez años de vida, con graves perjuicios en materia de contaminación y accidentalidad. Es evidente que la crisis lleva a mucha gente, que necesita un vehículo para su trabajo y que no tiene recursos suficientes para comprar uno nuevo, a adquirir unidades usadas”, concluye Juan Antonio Sánchez.

Agosto, un mes positivo para los vehículos comerciales

En el mes de agosto, los datos por canales correspondientes a vehículos comerciales de hasta 3,5 toneladas, han mostrado signos positivos en general. El canal ‘Rent-a-car’ ha experimentado un aumento del 26% (530 matriculaciones) con un ascenso en el acumulado del año del 4,6% y 12.200 unidades. El canal ‘Autónomos’ creció en agosto un 12% (casi 2.000 unidades) ascendiendo en el total del año un 11% (16.000 unidades). El canal ‘Empresa’ también se incrementó en agosto un 12% (2.750 unidades), aunque en el acumulado del año experimenta una caída del 4,2%.

Empresas o entidades relacionadas

Ganvam - Asociación Nacional de Vendedores de vehículos a Motor, reparación y recambios

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con las condiciones de uso.