Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Tecnologías de la información y comunicación
La realidad del sector

Principales tendencias en el ámbito de las TIC

Redacción Interempresas22/12/2017

Un estudio de Madison y Ametic sobre el sector TIC analiza este mercado para identificar las principales tendencias (cloud computing, big data e IoT a la cabeza), de cara a obtener información de primera mano útil y eficaz para la toma de decisiones por parte de los principales agentes del sector.

Realizado a través de la consulta a expertos representativos de los subsectores de servicios y consultoría TI, soluciones de equipamiento tecnológico, software y cloud computing, el informe analiza, de manera agregada e individualizada las principales tendencias del sector, identificando los conceptos más mencionados y ordenándolos por orden de relevancia o mención indicada por los expertos.

El estudio apunta que el crecimiento del sector se debe a causas relacionadas con la mejora de la actividad económica como son la baja inflación y menores tipos de interés y el crecimiento económico y que, además, porque las empresas están asumiendo que las tecnologías de la Información permiten, por medio de la automatización, una reducción de costes e incremento de la rentabilidad. Asimismo, se está dando una apuesta de las empresas por soluciones de equipamiento orientadas a entornos de movilidad, y la evolución a servicios basados en cloud.

foto

Las razones por sectores

  • Servicios TI: Creció el 5,2% en 2016 debido a la necesidad de emprender la trasformación digital por parte de las empresas y por la apuesta de las empresas por reducir costes y por la eficiencia operacional en los procesos productivos.
  • Hardware: Decreció el 3,4% en 2016. Tras el crecimiento en 2015, debido a la necesidad de renovar un parque que había quedado obsoleto tras los años de crisis económica, en 2016 se invirtió la tendencia. Las razones del decrecimiento son el alargamiento de la vida útil del equipamiento TI, así como las tareas de mantenimiento (servicios TI). El movimiento hacia soluciones basadas en cloud, así como las crecientes funcionalidades y capacidades de otros dispositivos no puramente del ámbito de las TI (Smartphones).
  • Software: Creció el 3,6% en 2016. Venta de aplicaciones y servicios de software en la nube. La apuesta por la competitividad ha implicado el auge del Business Intelligence. A las adquisiciones relacionadas con la regularización de licenciamientos de software tras las reformas normativas.

Cambios en la estructura empresarial

Las principales líneas de evolución del sector de las Tecnologías de la Información, teniendo en cuenta la información documental analizada y los testimonios de los expertos consultados, son:

  • El crecimiento continuará en los próximos años. En concreto, las actividades que más crecerán son las relacionadas con el software y los servicios TI.
  • En cuanto al segmento del hardware, una parte de los expertos indica que en el futuro su peso será menor, dado que este segmento estará cubierto por un mayor uso de los servicios cloud y la caída en el mercado de los PC.
  • Se prevén cambios en la estructura empresarial del sector TI, evolucionando ésta en un doble sentido. Por un lado, se espera un crecimiento de las grandes empresas (cada vez de mayor tamaño), que absorberán a parte de las pymes existentes, pero por otro se seguirá asistiendo a la aparición y desarrollo de pymes y microempresas cada vez más especializadas.
  • La competencia será cada vez mayor, pero a la vez surgirán oportunidades de la aparición de nuevos mercados. En este sentido, es previsible la entrada de mayor competencia extranjera, pero a la vez, la situación geopolítica mundial abre opciones de expansión por parte de las empresas nacionales.
  • El desarrollo creciente de las tecnologías de la información abrirá nuevas oportunidades de inversión para el sector.
foto

Las actividades que experimentarán un mayor desarrollo en los próximos años son el loud computing, big data e internet de las cosas.

  • La demanda de servicios de cloud computing (Soluciones SaaS, IaaS y PaaS) y de análisis de la gran cantidad de datos (big data/ analytics) seguirá creciendo, gracias en parte a la transformación digital que están acometiendo las empresas y AAPP.
  • El desarrollo de herramientas orientadas al Internet de las Cosas será cada vez mayor.
  • La ciberseguridad seguirá representando una parte importante del sector, ya que es necesario garantizarla para que se puedan desarrollar el resto de actividades.
  • Actividades relacionadas con la inteligencia artificial (machine learning, computación cognitiva, robótica) tendrán cada vez más presencia.
  • La transformación digital de las empresas y las AAPP provocará un aumento de los servicios de consultoría que encarrilen correctamente este cambio. En muchos casos, las compañías que presten estos servicios serán microempresas con gran especialización.

Principales tendencias

Las principales tendencias detectadas, en la mayoría de los casos son realidades en la actualidad, no obstante, su desarrollo se acelerará en el futuro. La transformación digital se está convirtiendo en una estrategia empresarial fundamental; ya no se trata de proyectos o iniciativas puntuales, sino de empresas ‘nativas digitales’. Esta transformación conllevará el impulso o aceleración de las principales tendencias existentes en el sector. Las tendencias identificadas están interrelacionadas entre sí. No se trata de cambios aislados, sino que cada una es parte fundamental para el desarrollo del resto. Todas las tendencias detectadas necesitan de los servicios cloud como plataforma, y deben contar con el respaldo de la ciberseguridad.

Cloud computing

Junto a big data, internet de las cosas, inteligencia artificial y ciberseguridad, cloud computing es la actividad donde se ha obtenido un mayor consenso, entre los expertos participantes en el estudio, respecto a considerarlo como tendencia: el 47,1% lo ha indicado espontáneamente. La necesidad de almacenamiento provocada por la transformación digital de las empresas y la sociedad en general, está convirtiendo a los servicios cloud en protagonistas. Los servicios cloud actúan como palanca para el desarrollo de otras actividades como el IoT, el big data o la inteligencia artificial, ya que los utilizan como base donde crecer.

En este sentido, varios de los expertos encuestados consideran que cloud, no solo será una actividad en crecimiento, sino que servirá de palanca para el crecimiento del sector en general. Los servicios cloud están creciendo en mayor medida y en algunos casos sustituyendo a cierto hardware y software ‘on premise’. Según la Encuesta sobre el uso de TIC y comercio electrónico en las empresas (INE) este último año se ha producido un aumento importante en el porcentaje de empresas que adquirieron algún servicio cloud computing. No obstante, queda todavía un amplio margen de desarrollo, ya que solo el 19,3% de las empresas utiliza este tipo de tecnología. Incluso entre las empresas de mayor tamaño, solo el 45,7% las utiliza. En este sentido, existe una oportunidad para el desarrollo.

Los principales retos existentes en relación con el cloud son:

• Distribución: Los servicios en la nube se irán concentrando en un número reducido de plataformas, sin embargo, estas necesitarán de distribuidores que realicen labores de integración, seguridad, gestión de datos y adaptación a las necesidades de cada empresa. Lo que representa una oportunidad de cambio para las empresas de hardware ‘on premise’.

• Especialización: Los servicios cloud se irán adaptando cada vez más a las necesidades de cada sector.

• Servicios más estandarizados: a la vez que se tienen que ofrecer servicios cada vez más especializados, tiene que existir una oferta crecientemente estandarizada para facilitar el acceso a las empresas de menor tamaño.

• La inteligencia artificial y la tecnología cognitiva estarán cada vez más basadas en la tecnología cloud.

• Avanzar en la seguridad, y en mejorar en su percepción, es fundamental para el desarrollo de los servicios cloud. A pesar de que estos servicios son en general más seguros en cuanto a la custodia de la información por parte de los proveedores que cuando es el propio usuario el encargado de incorporar medidas de seguridad de sus datos, la percepción de inseguridad es uno de los principales obstáculos con los que se encuentra el cloud computing. Según el ONTSI, el mayor riesgo percibido por los usuarios es el robo o uso de información personal (43,6% lo indica).

• Interconectada: plataforma más orientada a IoT y a otras tendencias que requieran conectividad.

foto

Big data como tendencia

Se denomina big data a la gestión y análisis de grandes volúmenes de datos provenientes de diferentes fuentes, canales y sistemas digitales mediante tecnologías escalables de computación y almacenamiento de nueva generación.

El 47,1% de los expertos participantes en el estudio mencionó el big data como una de las actividades que más crecerán dentro del sector de las Tecnologías de la Información.

  • Por el crecimiento en el número de dispositivos interconectados (IoT) capaces de producir un gran volumen de datos de alto valor, junto con la aparición del cloud capaz de almacenarlos, que permiten y hacen necesaria la utilización de esta nueva tecnología para generar información de valor y conocimiento a partir de ellos.
  • Por la amplia variedad de ventajas que ofrece esta tecnología, tales como el incremento de la productividad, el aumento del nivel de información, la identificación nuevos mercados o un mejor conocimiento del consumidor. En definitiva, por el aumento de la cantidad de información disponible para la toma de decisiones.

Según la Encuesta sobre el uso de TIC y comercio electrónico en las empresas (INE), en 2016 el 8,5% de las empresas españolas de más de diez empleados utilizaron big data. Por tamaño, entre las más grandes el porcentaje es mayor. Según la misma fuente (INE), el 33,1% de las empresas de más de 10 empleados que utilizaron big data, lo hicieron a través de proveedores externos, frente a un 82,6% que lo hicieron con sus propios empleados y soluciones.

El desarrollo del big data dependerá fuertemente de otras tres tendencias: el cloud computing, IoT y la ciberseguridad. El continuo desarrollo de la informática en la nube, junto con el crecimiento del número de dispositivos interconectados (IoT), actuarán como palanca, favoreciendo la adopción del big data por cada vez más organizaciones.

Sin embargo, la ciberseguridad será considerada un reto para el big data, ya que deberá avanzar al mismo ritmo que estas tendencias, cubriendo las vulnerabilidades que puedan surgir en su desarrollo.

Por otro lado, el desarrollo de metodologías de análisis es fundamental para el desarrollo de esta tecnología. El elevado volumen de datos que se genera en la actualidad requiere de un tratamiento por parte de personal y proveedores especializados. En este sentido, es necesario profundizar en las metodologías de análisis.

Las herramientas tradicionales están preparadas para trabajar con datos estructurados. La variedad de tipos de datos hace necesaria la aparición de un nuevo software mejorado y de personal cualificado que lo maneje.

foto

Internet de las Cosas (IoT)

Hace referencia a la conexión y comunicación de objetos de todo tipo a través de Internet.

El 41,2% de los expertos de la comunidad online mencionó al IoT como una de las actividades que más crecerán dentro del sector.

Las ventajas que reporta son inmensas. La posibilidad de interconectar objetos entre ellos, así como de conectarlos a Internet, aparte de generar un importante volumen de datos e información, va a permitir en los próximos años la mejora en la calidad de vida de nuestra sociedad.

El valor del Internet de las Cosas recae en la información producida, que será utilizada en el desarrollo de nuevos proyectos, modelos de negocio, ayuda en la toma de decisiones, así como en la automatización de procesos.

Algunos datos que corroboran la importancia de esta tendencia:

  • Según la GSM Association, las conexiones móviles crecerán al menos en un 25,0% anualmente entre los años 2015 y 2020.
  • Según Business Insider, en 2020 habrá 34.000 millones de dispositivos conectados. (En 2015 existían 10.000 millones).

Áreas de Aplicación del IoT

Medio ambiente:

  • Lucha contra delitos medioambientales.
  • Recolección de indicadores ambientales.

Hogar

  • Electrodomésticos inteligentes.
  • Control y automatización de los sistemas del hogar.
  • Monitorización del estado de la casa.

Agricultura y Ganadería

  • Control de la producción, utilización de sensores que informan sobre las condiciones ambientales.

Automotores

  • Mantenimiento de las máquinas (sensores que controlan el estado de las máquinas).

Salud

  • Control y tratamientos más eficaces
  • Cuidado a personas mayores (dispositivos que monitoricen signos vitales y alerten a médicos)

Industria y comercio

  • Optimizar la cadena de producción.
  • Mejorar los mecanismos de distribución, inventario y abastecimiento.
  • Análisis del comportamiento del consumidor.
  • Publicidad adaptada al consumidor.

Ciudades (Smart cities)

  • Control y monitorización del tráfico.
  • Inspección de edificios y estructuras.
  • Administración de servicios gestionados por las autoridades de la ciudad (alumbrado, sistemas de riego, basuras...)
foto

La aplicación del IoT como OT (Operational Technology) se observa claramente en la Industria 4.0, donde converge con el big data, la realidad aumentada y otras tendencias ya mencionadas.

Operational Technology es el hardware y software que detecta o causa un cambio a través de la monitorización directa y/o control de dispositivos físicos, procesos y eventos en la empresa.

Los principales retos a los que se enfrenta IoT son:

  • Garantizar la seguridad y la privacidad de los datos.
  • La adaptación a los distintos sectores.

De cara a los próximos años, se prevé un desarrollo importante de IoT, siendo los siguientes algunos de los campos donde tendrá un gran impacto:

  • Las mejoras en agricultura podrían incrementar fuertemente la producción.
  • En el campo de la meteorología, el IoT permitirá predecir desastres naturales con mayor antelación y precisión.
  • En el campo de salud, aumentará la utilización de dispositivos que mejoren las condiciones de vida de enfermos crónicos y ancianos.

Inteligencia artificial

La inteligencia artificial tiene como objetivo emular el comportamiento humano (aprendizaje, capacidad para concluir, comprensión, desarrollo del lenguaje y la comunicación con personas...) y mejorarlo (computación cognitiva).

El 23,5% de los expertos de la comunidad online mencionó la inteligencia artificial, u otras actividades englobadas dentro de esta, como una de las actividades que más crecerán dentro del sector TIC.

Las tecnologías basadas en la inteligencia artificial se están aplicando a la predicción de comportamientos en contextos conocidos. Estos análisis predictivos se utilizan en una gran variedad de áreas como se ve:

  • Marketing: 48,0%
  • Operaciones: 44,0%
  • TI: 40,0%
  • Ventas: 38%
  • Finanzas y contabilidad: 30,0%
  • Otros: 27,0%
  • RRHH: 15,0%
foto

En el mercado del software cabe destacar:

  • Procesamiento del Lenguaje Natural (NLP)
  • Reconocimiento de voz
  • Reconocimiento de objetos
  • Desarrollo de sistemas que permitan reducir los atascos en carretera
  • Asistentes Virtuales
  • En el entorno industrial reducción de las reparaciones programadas, los costes de mantenimiento y los fallos en el funcionamiento utilizando técnicas de análisis predictivo.

La digitalización de actividades ha incrementado la cantidad de datos desestructurados y de temprana caducidad, surge así un reto para la inteligencia artificial. Se hace necesaria la creación de sistemas inteligentes capaces de obtener valor de esos datos y ofrecer otros puntos de vista. Por esta razón, se están desarrollando aplicaciones capaces de tomar decisiones como lo haría la inteligencia humana y de entender los datos en su contexto (computación cognitiva). La computación cognitiva se centra en conseguir que las máquinas aprendan de experiencias pasadas (Machine Learning).

Los principales retos a los que se enfrenta el desarrollo de la inteligencia artificial son:

  • Incrementar la inversión de recursos para el desarrollo.
  • Garantizar la integridad y privacidad de los datos.
  • Dar a conocer la utilidad e importancia para la sociedad de las tecnologías basadas en la inteligencia artificial.
  • Aumentar la inversión en profesionales suficientemente cualificados.
  • Desarrollo de herramientas de análisis para obtener información y conocimiento a partir de datos desestructurados.

"El desarrollo del big data dependerá fuertemente de otras tres tendencias: el cloud computing, IoT y la ciberseguridad. El continuo desarrollo de la informática en la nube, junto con el crecimiento del número de dispositivos interconectados, actuarán como palanca, favoreciendo la adopción del big data por cada vez más organizaciones"

Empresas o entidades relacionadas

Asociación Multisectorial de Empresas de La Electrónica, Las Tecnologías de La Información y La Comunicación, de Las Telecomunicaciones y De Los Contenidos Digitales (Antes Asimelec)

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.