Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

Mecánica Moderna, S.A. (MECMOD) - Autómatas programables (PLC)

Delta Serie DVP-S

Microautómatas programables: cuatro modelos para cubrir cualquier necesidad

Foto de Microautómatas programables

Delta, representada en España y Portugal por Mecánica Moderna, ha desarrollado la serie DVP-S de microautómatas programables.

Con unas dimensiones de sólo 90 x 60 x 25.2 (similar a una cajetilla de tabaco) y un peso de unos 100 g, el bloque de CPU DVP-SS incorpora 8 entradas digitales y 6 salidas (por transistor o por relé) y dos puertos serie (RS232 + RS485 Modbus), pudiendo ser ampliado mediante bloques de expansión adicionales de E/S digitales o analógicas o de lectura de sondas de temperatura.

Además de las instrucciones típicas de cualquier PLC industrial, el lenguaje de programación incluye funciones tan útiles y potentes como control PID, conversiones entre BCD y binario, modulación PWM, salidas de pulsos con rampas de aceleración y deceleración (para motores), y operaciones con coma flotante incluyendo raíces cuadradas y funciones trigonométricas.

Para una potencia y versatilidad aun mayores, la CPU DVP-SA dispone además de dos potenciómetros incorporados para referencias analógicas, reloj de tiempo real, bus de campo PLC LINK, control de temperatura “fuzzy logic”, conversión de códigos Gray, y el doble de capacidad de programa.

El tercer miembro de la familia, la CPU DVP-SX, incluye 2 entradas analógicas, dos salidas analógicas y un display numérico de 2 dígitos.

Para aplicaciones de posicionamiento o control de motores, la elección ideal es la CPU DVP-SC, con la capacidad de la serie SA pero con entradas y salidas rápidas de hasta 100 kHz.

El gestor de proyectos WPLSoft, de libre distribución, permite programar los PLCs de la serie DVP-S tanto en lista de instrucciones (IL), como en diagrama de contactos o escalera “ladder” (LD), como en diagrama de estados (SFC).

La serie DVP-S de microautómatas constituye la elección idónea para aquellas aplicaciones especialmente críticas en ocupación de espacio, y en general en todas aquellas que requieran un PLC potente pero a la vez compacto y económico.

Todos los equipos industriales de Delta cumplen con las directivas medioambientales europeas WEEE y RoHS.