Posicionamos su web SEO / SEM
Basado en la nanofiltración mediante membranas tubulares

Nuevo sistema de filtración de agua para la indústria farmacéutica

Unidad PCI Membrane Systems de ITT01/04/2004
Cuando la fábrica de productos farmacéuticos que Schering Plough (Avondale) Company tiene en Irlanda empezó a buscar una nueva manera de obtener agua de proceso para su fábrica y de suministrar agua de alimentación a un sistema de purificación de agua, se interesó por la novedosa aplicación que la división Sanitaire de ITT Industries había creado a partir de su tecnología de filtración “Fyne”, que elimina el color y la presencia de otros precursores del trihalometano de las aguas fluviales ricas en materia orgánica.
foto
Schering-Plough (Avondale) Company es una filial en Irlanda de Schering-Plough Corporation, una próspera multinacional dedicada a la fabricación de productos sanitarios y farmacéuticos.

La fábrica, instalada en el condado de Rathdrum, en Irlanda, inició su actividad en 1961, da trabajo a 380 personas y produce principios farmacéuticos activos (Api, en sus siglas en inglés) mediante un proceso gradual de síntesis química. El producto más importante que se fabrica actualmente en estas instalaciones es la loratadina, el principio activo del antihistamínico Clarityne.

El agua es uno de los elementos más importantes para la obtención de principios activos y cuanto más pura sea, mejor. En las instalaciones de Rathdrum, el agua se obtiene de un río cercano. Se requería un sistema más eficaz de eliminación del color y otros precursores del trihalometano del agua fluvial, rica en materia orgánica, para poder utilizar el producto tratado como agua de proceso y de alimentación de la planta.

El departamento “PCI Membrane Systems”, perteneciente a la división sanitaire de ITT Industries, propuso un original sistema de filtrado mediante membranas para eliminar la materia orgánica del agua superficial procedente del río. En la actualidad, este proceso de filtración por membranas, conocido como “Fyne”, es el que se utiliza para la obtención de agua en la planta farmacéutica; es la primera aplicación de este tipo de tecnología fuera del sector de abastecimiento de agua a poblaciones.

Funcionamiento

El método Fyne se basa en la nanofiltración por membranas para retener la materia orgánica disuelta (principalmente los ácidos húmico y fúlvico) que, tras la cloración, da lugar a la aparición de subproductos de la desinfección no deseados, tales como el trihalometano y el ácido haloacético. El sistema de membranas reduce considerablemente los niveles no deseados de hierro y otros metales, que también se encuentran en este tipo de aguas superficiales. Además, la membrana atrapa los agentes patógenos, los microbios y los virus presentes en el agua.

Este tipo de sistema es muy sencillo y lo suficientemente automático como para funcionar de manera autónoma sin que sea necesario intervenir más que una vez a la semana para llevar a cabo tareas de mantenimiento rutinarias. Si se dispone de una línea telefónica externa, es posible tener un control remoto permanente del sistema.

Primeras aplicaciones

El método de filtración Fyne se utilizó por primera vez en la limpieza de aguas superficiales para el abastecimiento a la población de Escocia. Desde entonces, este proceso se ha extendido considerablemente, sobre todo a pequeños sistemas de potabilización de agua superficial en Canadá y Alaska. También se ha instalado con éxito en varias comunidades indias de la Columbia Británica y Nueva Escocia. Las pruebas y la verificación del sistema se han llevado a cabo de acuerdo con el programa de verificación de plantas compactas de tratamiento de agua de la agencia estadounidense del medio ambiente (U.S. Environmental Protection Agency Packaged Water Treatment Plant Verification Program) en las instalaciones situadas en Barrow, Alaska. También se han instalado otras plantas en algunas comunidades aisladas de Alaska.

La planta de proceso Fyne, instalada en la fábrica de Schering-Plough (Avondale) Company, que viene a sustituir al método de tratamiento de agua tradicional, se basa en la nanofiltración mediante membranas tubulares y posee una capacidad de tratamiento de 480 metros cúbicos al día.

Las plantas de filtrado Fyne se entregan en contenedores climatizados y ventilados de 40 pies (12 metros), desde los que pueden entrar en funcionamiento. También incluyen un tanque de lavado de membranas, tanques de contacto y dosificación de cloro y depósitos de agua. Los sistemas tubulares Fyne son excepcionalmente resistentes.

David Pearson, de la unidad PCI de Sanitaire, afirma que “el extraordinario registro de fiabilidad de las plantas de filtrado Fyne, junto con la posibilidad de supervisar su funcionamiento a través de una conexión telefónica remota, se traduce en una mínima necesidad de personal”.

A esto hay que añadir que, gracias a las reducidas dimensiones de la planta, los trabajos de construcción que conlleva su instalación son mínimos. Por otra parte, las membranas tubulares pueden limpiarse mecánicamente, utilizando una técnica de bolas de espuma que reduce al mínimo el consumo de productos químicos y el vertido de residuos.

Schering Plough (Avondale) Company seleccionó el sistema de filtrado Fyne a través de un concurso. Durante el proceso de diseño, definición y adjudicación contó con el asesoramiento experto de Honeyman Water Ltd. Según Pearson, “la elección refleja la confianza de Schering Plough y Honeyman en la capacidad de PCI Water de ofrecer una solución técnica óptima en términos de conveniencia y coste”.

Vea también...

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosSmagua 2017

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS