Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

Investigadores valencianos trabajan en nuevos tejidos para absorber el ruido en espacios industriales

08/02/2011

8 de febrero de 2011

Reducir la contaminación acústica en zonas industriales cercanas a zonas urbanas a través de tejidos fabricados a partir de materiales textiles reciclados. Este es el objetivo de Noisefreetex, un proyecto europeo coordinado por el Instituto Tecnológico Textil, Aitex, y en el que participan también investigadores del campus de Gandia de la Universitat Politècnica de València, además de Ateval, la empresa Piel S.A. y el Centro de investigación italiano Next Technology Tecnotessile Società di Ricerca Tecnológica.
foto
El proyecto, financiado por la UE, tiene como objetivo optimizar y validar nuevos tejidos fabricados a partir de materiales textiles reciclados, como pueden ser resinas, polvo de la hilatura, recortes, orillas o artículos defectuosos, que sean capaces de reducir la contaminación acústica en las zonas industriales próximas a las zonas urbanas. Estos materiales serán utilizados como elementos de construcción en las paredes, suelos y techos de las instalaciones industriales.
suelen utilizarse para aislamiento industrial, con los que se reducirá también la contaminación procedente del transporte y de la colocación de materiales más pesados.

Una vez obtenidos los nuevos materiales textiles, la segunda fase del proyecto tratará de mejorar las propiedades acústicas de los mismos utilizando diversos procesos de acabado: electrospinning, tratamiento de plasma de la superficie y procesos de revestimiento.

Los resultados de estos nuevos tejidos se validarán a escala de laboratorio pero también tendrán una validación “in situ” mediante la instalación de los prototipos en zonas industriales -se probarán en una instalación industrial real a través de la construcción de paredes, suelos o techos fabricados con estos materiales.

Asimismo, los investigadores analizarán la resistencia al fuego de estos materiales y si cumplen las normativas necesarias para ser utilizados como material de construcción, y llevarán a cabo una evaluación económica, ambiental y técnica de la producción de los nuevos materiales.

Los resultados de este proyecto serán trasladados a empresas, organizaciones y administraciones a través de diversos eventos que se celebrarán en España, Italia y Bruselas.