Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
Efecto óptico muy atractivo en un área de 1.000 metros de longitud

Las paredes de la nueva Terminal 2 del aeropuerto de Múnich

Redacción PU15/04/2004
La nueva Terminal 2 del aeropuerto de Múnich, inaugurada en el verano del 2003, es un proyecto de Flughafen München GmbH (FMG) y Lufthansa, que previamente colaboraron para proveer los fondos y asumir la responsabilidad empresarial para el funcionamiento de la terminal. La planificación y la construcción fueron realizadas por la empresa Flughafen München Baugesellschaft GmbH. Como esta terminal será utilizada exclusivamente por Lufthansa y las compañías aliadas de ésta, los colores y los materiales seleccionados para la arquitectura, así como toda la información visual y los elementos de orientación, se ajustan a un diseño de gran uniformidad conceptual, acorde con el diseño corporativo de Lufthansa y FMG. Un detalle llamativo es el revestimiento de las paredes interiores de la Terminal con placas Trespa Virtuon de color azul oscuro que dan al edificio del muelle largo una riqueza espacial y profunda.
foto
Con esta nueva terminal, el München Airport Centre (inaugurado en los años 90) es ahora el centro geométrico y óptico del aeropuerto. La Terminal 1 se encuentra al oeste del aeropuerto y al este la amplia y nueva terminal de salida. En esta terminal central de aproximadamente 140 x 170 m, está integrada la infraestructura de las facilidades terrestres para la salida de los pasajeros en la terminal 2: desde los mostradores de venta de billetes hasta los mostradores de facturación y el control de los pasajeros y del equipaje de mano.

Por el lado del aeropuerto, el edificio del muelle linda con un terreno de 980 x 30 m donde están situadas las facilidades de cátering, de espera y tiendas, pero también es el punto de partida para 24 puentes por donde los pasajeros llegan a los aviones o a los autobuses de aeropuerto. Estos puentes están conectados con las dos plantas de salida y la planta de llegada que comunican con las 114 puertas de embarque que tienen capacidad para gestionar 25 millones de pasajeros por año. Los esfuerzos se han orientado a ofrecer a los pasajeros un servicio atractivo en un entorno fantástico. El diseño arquitectónico desempeña un papel importante en la creación de este efecto, especialmente por su claridad y transparencia. Las paredes de cristal en la terminal de facturación y en el edificio del muelle no sólo aseguran una óptima penetración de la luz y ofrecen un amplio campo de visión sobre el aeropuerto, sino que también permiten una buena orientación, la cual, además, es apoyada por los colores y el diseño de todos los elementos de señalización e información. También las paredes interiores no transparentes, por ejemplo en el edificio del muelle, convergen de forma fluida en la construcción de la totalidad.

Núcleos de servicio como elementos ópticos de referencia

Los tres niveles públicos del muelle ocupan un área de casi 1 kilómetro de largo por 30 metros de ancho. Las fachadas de cristal de ambas muros longitudinales generan una sensación de grandeza, transparencia y claridad. En este ambiente blanco y claro, los arquitectos Koch + Partner de Múnich han diseñado los elementos de hormigón del esqueleto, que también sirven de núcleo de servicio, en contraste con los elementos transparentes, creando de esta forma una sensación de profundidad en el muelle. El revestimiento de los núcleos cúbicos de servicio identifica las dos funciones que tienen: incorporan tanto las facilidades técnicas como las escaleras de emergencia.

Las paredes de escayola de los aseos están revestidas con placas de cristal con estampado en blanco y luz de fondo verde claro.

Sin embargo, el acabado de los núcleos de las escaleras de emergencia consta de placas Trespa Virtuon de color azul oscuro, acorde con el color corporativo de Lufthansa. Estas placas para aplicaciones en el interior, extremadamente resistentes a los impactos, al rayado y a la decoloración, son el resultado de un proceso industrial consistente en aplicación combinada de calor y presión y están fabricadas con resinas sintéticas termoendurecibles reforzadas por fibras de madera y endurecimiento por descarga de electrones que ofrece a las superficies decorativas, resistentes al impacto, una estructura molecular absolutamente no porosa y extremadamente lisa. Es casi imposible que la suciedad se adhiera a este material y es absolutamente imposible que las impurezas penetren en la superficie. La resistencia a la suciedad y la facilidad de limpieza es una ventaja esencial en áreas públicas, tales como las áreas del muelle de la Terminal 2.

Además de su amplia gama de colores y la facilidad de limpieza, la excelente resistencia a la llama fuego fue el tercer motivo decisivo para que los arquitectos Koch + Partner optaran por estas placas. La placa Trespa Virtuon fijada sobre una subestructura de hormigón está clasificada como difícilmente inflamable B1 según DIN 4102. En caso de un incendio, no emite sustancias tóxicas, no contribuye a la formación de humos y sólo arde en el interior de la llama (no gotas ardientes).

Perfección hasta en el detalle más mínimo

Las placas Virtuon, especialmente diseñadas para aplicaciones en el interior, se colocan mediante sistema de fijación vista, semi-vista u oculta. En Múnich, se ha utilizado un sistema de fijación mecánica oculta sobre raíles, que ofrece buena resistencia al desprendimiento por tracción. La perfección estética y de ensamblaje de las placas en el aeropuerto es reforzada por las juntas horizontales sobre perfiles de acero de alta calidad, y las esquinas biseladas construidas con acero plano. Los materiales y los colores de las puertas de los locales para el servicio técnico están en perfecta armonía con el resto del interior.

Las puertas hacia las escaleras de emergencia son de cristal. En caso de emergencia, también los pasajeros que no conozcan el área podrán localizar fácilmente las salidas de emergencia.

En el espacio aparentemente infinito del muelle, los núcleos de servicio constituyen una interacción atractiva entre las superficies de color azul oscuro y de verde cristal, aumentando su valor de reconocimiento. Las superficies de cristal con sus placas cuadradas y rectangulares colocadas verticalmente identifican los aseos; Las medianeras oscuras con sus placas orientadas horizontalmente marcan las áreas no públicas. Los materiales usados en las paredes, paralelamente con la funcionalidad de sus colores, proporcionan al espacio alargado un ritmo a escala con la perspectiva humana.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosAndaltec

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS