Disfrutar del sonido y del confort en las orejas

01/01/2000

Muchos piensan tal vez que los auriculares de los audífonos son fáciles de diseñar pero la verdad es que lo que hoy se les exige a los auriculares modernos puede plantear considerables problemas.

No hay más que preguntárselo a la empresa Evans Industries (Ohio, EE.UU.) especializada desde hace muchos años en auriculares y audífonos. Esta empresa estadounidense se dedica a la conversión y fabricación de finas películas y produce una de las más variadas selecciones de auriculares del mundo - 60 tipos diferentes. Algunos de estos modernos auriculares, como el nuevo auricular con gel de silicio, son tan complejos que sólo se pueden fabricar utilizando un material de alto rendimiento como los poliuretanos termoplásticos marca Stevens.

"Hoy día los audífonos se emplean en toda clase de situaciones y cada una de ellas tiene sus exigencias," dice John Ebert, Director de Ventas de la empresa Evans Industries. "En el caso de la aviación civil o militar, el auricular tiene que obturar herméticamente el oído aislándolo de todo ruido exterior para garantizar una comunicación perfecta y, con ello, un máximo de seguridad. Pues bien, hemos podido comprobar que para este tipo de aplicaciones que necesitan una larga vida útil, los Uretanos Stevens nos ofrecen ese extra de rendimiento que nos hace falta."

Muchos auriculares son de corta duración y sólo sirven para reducir el ruido. Suelen fabricarse con película de vinilo con protección de espuma porque tienen que ser baratos, funcionales, prescindibles y fáciles de reemplazar. Otros, como los que utilizan los pilotos militares o comerciales, tienen que durar hasta cinco años y resistir temperaturas extremas de calor y frío así como largos contactos con aceites de la piel, sustancia particularmente agresiva. Estos auriculares suelen utilizar poliuretanos termoplásticos para la cobertura que va sobre un forro de espuma aislante para darles la duración y resistencia que necesitan.

"Los auriculares de los pilotos sufren mucho," añade Ebert. "Los olvidan en el avión donde tienen que aguantar temperaturas extremas. Tienen que ser fuertes y resistentes a sustancias como los aceites de la piel y tienen que permanecer blandos, suaves y agradables de soportar durante horas y horas a lo largo de varios años. Los poliuretanos termoplásticos son, en realidad, el único material que permanece flexible y seguro en estas condiciones. Los auriculares cubiertos con vinilo, por ejemplo, se endurecen y fragmentan

La empresa Evans Industries fabrica unos auriculares rellenos con gel de silicio, producto de la máxima calidad posible hoy día, que consigue el mayor nivel de reducción de ruidos que se pueda alcanzar, por no mencionar la comodidad y el estilo. Esa maravilla se empezó a producir en los últimos cinco años superando con su relleno de gel los productos anteriores que se rellenavan con agua. Además ofrece una comodidad insuperable, porque puede, por ejemplo, ajustarse a la geometría de las gafas y a los contornos de la oreja. Todo ello presentando en un diseño de una originalidad sorprendente que es un triunfo de un proceso de fabricación sin igual hoy día.

"Aquí lo esencial es el rendimiento y la comodidad y, por ello, el material en el se mete el gel tiene que ser absolutamente seguro," dice Ebert. "Lo decisivo es la durabilidad y la resistencia a la flexión y al reventamiento. Además, no hay que olvidar que el gel tiene que estar lo más cerca posible de la piel de la cabeza por lo que necesitamos un material extrafino. El Uretano Stevens nos ofrece un material que reúne todas esas condiciones que necesitamos."

La empresa Evans comienza la producción de sus auriculares rellenos de gel trabajando con una lámina de 10 mil (.01"/0.25mm) de Uretano Stevens transparente o negro y lo transforma en vacío en un molde hueco. En este proceso la lámina se adelgaza hasta solamente 5 mil (.005"/0.125mm). Después se rellena el uretano con gel de silicio a temperatura ambiente y se sella térmicamente a 15 mil (.015"/0.375mm) con refuerzo de uretano para completar la operación. "A 5 mil, la lámina tiene que ser extraordinariamente resistente como para poder contener el gel sin correr riesgo alguno de desgarrarse ni de reventar con el uso y el abuso a que están sometidos normalmente los auriculares," dice Ebert. "El poliuretano termoplástico es la única posibilidad existente dada la resistencia y durabilidad que necesitamos en un producto como éste que tiene una superficie superfina. Además, esos poliuretanos termoplásticos no sufren nada con el gel de silicio, el cual penetra fácilmente materiales como el vinilo."

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosAndaltec

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS