Una colaboración necesaria

01/11/1995

Cuando en octubre de 1990 fuimos convocados a una reunión, en la cual debían participar también otras entidades relacionadas con el sector de los plásticos y representantes de la Universidad Politécnica de Cataluña para abordar la cuestión de la formación de plásticos, no lo dudamos un instante: confirmamos nuestra presencia.
Por aquellas fechas, en Ascamm estábamos muy ocupados con el proyecto de nuestro Centro Tecnológico, que exigía aportaciones económicas de nuestras empresas asociadas y dedicación de nuestros ejecutivos. Sabíamos pues que, tanto por disponibilidad como por representatividad, nos correspondería desempeñar un papel secundario ya que, tal como estaba ocurriendo, eran las asociaciones de trnasformadores las que debían asumir el protagonismo.
Pero debíamos estar allí. Y ello por tres razones principales. Primero, como moldistas estamos totalmente implicados en el proceso de transformación y no podíamnos quedarnos al margen de un proyecto que tenía como objetivo principal la formación de técnicos de grado medio especialistas en plásticos. Segundo, la experiencia adquirida en la realización del Centro Tecnológico de Ascamm podía ser útil para el Centro Catalán del Plástico. Y, en definitiva, porque estamos convencidos de que la colaboración entre entidades y organismos es la mejor forma de adecuar las respectivas ofertas a las necesidades de los colectivos a los que se representa y presta servicio.
El sector de los plásticos, fuertemente arraigado en Cataluña donde además de un gran número de empresas transformadoras cuenta también, de forma muy significativa, con producción de materias primas, fabricación de maquinaria y construcción de moldes, necesita de los servicios del Centro Catalán del Plástico para cubrir principalmente sus necesidades formativas.
Así lo entendieron los industriales del sector que, a través de sus entidades representantivas se erigieron, juntamente con la Universidad Politécnica de Cataluña, en promotores del proyecto que contó desde sus inicios con la colaboración del Departamento de Industria de la Generalitat de Catalunya y del Ayuntamiento de Terrassa, sin cuyo concurso las dificultades hubieran sido mucho mayores.
Deseamos que los técnicos que se formarán en el CCP puedan llegar a cubrir las necesidades que tiene nuestro país de disponer de gente preparada para mejorar la competitividad de nuestras empresas, gente dispuesta a trabajar duro para rentabilizarlas, jóvenes con espíritu creativo para desarrollar y llevar a la práctica lo que habrán estudiado.
Conociendo la juventud de hoy por nuestro éxito en Ascamm, auguro resultados positivos a la labor de formación que llevará a término el CCP, lo que redundará en importantes mejoras empresariales de nuestro país.

Pere Marés
Presidente de Ascamm

Empresas o entidades relacionadas

Centre Català del Plàstic

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

ExposólidosAndaltecVI Seminario Internacional - Biopolímeros y Composites Sostenibles - 1-2 Marzo 2017 Valencia

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS