Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
La Asociación Española de la Carretera alerta sobre el estado de la red viaria tras su último estudio

El déficit para la conservación de las carreteras españolas supera los 6.600 millones de euros

María Fernández Peláez19/05/2016

Los resultados del último informe de la Asociación Española de la Carretera (AEC) sobre ‘Necesidades de Inversión en Conservación’ desvelan que el estado de las carreteras de nuestro país sigue con una tendencia a la baja cada vez más próxima al “muy deficiente”. Según declararon en la presentación de dichos resultados, el déficit supera ya los 6.600 millones de euros por lo que alertaron de la necesidad de actuar urgentemente pues, de no ser así, antes de 2020 será necesario reconstruir buena parte de la red viaria.

Como vienen haciendo desde el año 1985 con el objetivo de conocer el estado de la pavimentación y del equipamiento de las carreteras españolas y de valorar la inversión mínima necesaria para conseguir unos niveles de servicio adecuados, la Asociación Española de la Carretera (AEC) ha presentado los resultados de su último estudio sobre ‘Necesidades de Inversión en Conservación’, realizado en el segundo semestre del pasado ejercicio.

foto
De izda. a dcha.: La subdirectora general técnica de la AEC, Elena de la Peña González; el presidente de la entidad, Juan Lazcano; y el director general de la Asociación, Jacobo Díaz Pineda.

Ante los resultados, unidos a los de los últimos 10 años, la AEC ha lanzado la voz de alarma debido al preocupante estado de las carreteras de nuestro país, el cual ha pasado en este lapso de tiempo del "aprobado ajustado” al "deficiente" y cada vez se sitúa más próximo al "muy deficiente". Desde la Asociación informan que de seguir empeorando el estado de conservación nuestras carreteras, para el año 2020 será imprescindible reconstruir gran parte de la red.

El déficit se ha incrementado un 7% en dos años

Esto conlleva que cuanto más tiempo pase, mayor será la inversión requerida para el mantenimiento del conjunto de las infraestructuras viarias del país, la cual se sitúa a día de hoy, según los datos de la AEC, en 6.617 millones de euros. Esta cifra determina que, en tan sólo dos años (de 2013 a 2015), el déficit que acumula España ha aumentado 7 puntos: un 2% en la red que gestiona el Estado y un 9% en la que administran los gobiernos autonómicos. Si no se actúa de manera urgente, ¿cuántos puntos incrementará en los próximos cuatro años?

El presidente de la AEC, Juan Lazcano, el director general de la Asociación, Jacobo Díaz Pineda y la subdirectora general técnica de la AEC, Elena de la Peña González se encargaron de presentar estos resultados el pasado 5 de mayo en Madrid y de analizar, punto por punto, todos los apartados en los que se basa el estudio:

  • Firmes
  • Señalización vertical de código
  • Señalización horizontal
  • Barreras metálicas
  • Elementos de balizamiento
  • Iluminación
foto
Juan Lazcano durante su intervención.

“El informe revela una cierta mejoría respecto al último estudio en señalización vertical, horizontal y en balizamiento, aunque es una mejoría muy leve”, señaló Lazcano aunque apuntó que la señalización vertical aún se sitúa por debajo del aprobado, la horizontal ha obtenido un aprobado muy ajustado y son los elementos de balizamiento los que aún presentan un buen estado en ambas redes.

¿Qué evalúa exactamente el informe de la AEC?

A continuación, Jacobo Díaz Pineda explicó cómo lleva a cabo la AEC este estudio y qué es exactamente lo que evalúan. Aseguró que el estudio tiene su origen en las Campañas de Inspección Visual de la Red Viaria que la AEC comenzó a realizar en el año 1985. En esta inspección visual, lo que hace la AEC es “catalogar los defectos que se encuentra en cada tramo de la carretera”, afirmó Díaz Pineda haciendo especial hincapié en la fiabilidad y representatividad de la inspección visual.

foto
Jacobo Díaz Pineda en la presentación de los resultados del informe sobre ‘Necesidades de Inversión en Conservación’.

En concreto evalúan, por un lado, la red de carreteras del estado y, por otro, la red de autonomías incluyendo las autonomías forales. Según comentó su director general, la inspección visual de la AEC se basa en 3.000 puntos de manera aleatoria en la cual están 6 profesionales implicados y 10 evaluadores, los cuales suman más de 4.000 horas de trabajo. “Al evaluador se le pide que el tramo sea representativo de la carretera a evaluar (no evaluamos ni rotondas, ni elevaciones, etc.). No hacemos hipótesis sobre si podía estar mejor o peor, nosotros evaluamos lo que vemos. La estimación media de los 3.000 puntos es muy representativa y tiene un nivel de significancia muy alto”, admitió Díaz Pineda.

En el estudio se han evaluado 3 millones de m2 de pavimento; 3.000 señales verticales de código; 900 km de marcas viales; 175 km de barreras metálicas; y 25.000 elementos de balizamiento. “Con el estudio tenemos una cantidad ingente de información fiable y representativa gracias a los numerosos tramos que hemos evaluado”, afirmó Elena de la Peña González, quien explicó punto por punto, los resultados de cada uno de los apartados en los que se basa el estudio.

El pavimento acumula el 94% del déficit total

Uno de los datos más llamativos del estudio es el deterioro acelerado de los pavimentos tanto en la Red de Carreteras del Estado como en la Red Autonómica, obteniendo una calificación media de “deficiente” en ambos casos. “En el estado de los firmes se valoran múltiples defectos que se encuentran en las carreteras. No se ha mejorado, sino empeorado respecto al último estudio del año 2013. La Red de Carreteras del Estado ha empeorado su nota unos 4 puntos y la Red de Carreteras de las Autonomías ha salido peor parada, con una penalización del 11,5% con respecto a la calificación de 2013. Esto significa que necesitamos una mejora de nuestras carreteras”, admitió de la Peña González.

En cuanto al déficit, el pavimento acumula el 94% del total, lo que se traduce en unas necesidades de inversión en reposición y refuerzo de firmes cifradas en 6.217 millones de euros para el conjunto de las carreteras españolas. De ellos, la Red del Estado, de 25.974 kilómetros de longitud, precisa de 1.917 millones, y la Red Autonómica (75.446 kilómetros) de 4.300 millones.

El informe de la entidad otorga a la conservación de los firmes la peor nota de la última década. En el caso de la Red del Estado se registra una pérdida de 38 puntos con respecto a la auditoría realizada en 2005 y, en referencia a las carreteras autonómicas, el pavimento obtiene 71 puntos menos que hace 10 años.

“Si en el período de 7 años que va de 2009 a 2015 se hubiera mantenido la inversión en reposición de firmes alcanzada en 2009, se hubieran destinado alrededor de 3.000 millones de euros a esta partida, que no es sino la cifra necesaria para una adecuada conservación del pavimento. El hecho de no haber actuado a tiempo implica que esta cantidad se haya duplicado en la actualidad, tal y como revela el Informe de la Asociación Española de la Carretera”, señaló Lazcano como explicación del déficit que actualmente acumulan los firmes de las infraestructuras viarias del país.

Calificación ‘deficiente’ para la señalización vertical

Elena de la Peña González aseguró que en el resultado obtenido del informe respecto al estado de la señalización vertical, donde evalúan el estado de cada una de las señales de código, “se ha observado una ligerísima mejora respecto al 2013” aunque se mantiene la calificación de "deficiente" que este tipo de señalización viene arrastrando desde los primeros años de la década del 2000.

Respecto a la Red de Carreteras del Estado, en una escala del 1 al 10, se ha pasado de una calificación de 4,6 en la última auditoría a un 4,8 en este último estudio. En cuanto a las carreteras autonómicas, también se observa esa levísima mejora, en este caso de 4 décimas, obteniendo una nota de 4,5 puntos.

foto
Elena de la Peña González.

El informe revela que, actualmente, es necesario renovar 108.000 señales de código en la Red del Estado, una malla en la que alrededor de 62.000 señales superan la edad de siete años (período de garantía otorgado por los fabricantes para las láminas retrorreflectantes). En la Red Autonómica, por su parte, se precisan cambiar unas 280.000 señales, lo que representa un inversión de 59 millones de euros (35 millones para las vías del Estado). En este caso, la investigación cifra en 154.000 las señales cuyo material retrorreflectante ha superado la fecha de uso recomendada por el fabricante. “Queremos ser optimistas y reconocemos el esfuerzo de las autonomías, pero aún hay que hacer más para mejorar”, admitió la subdirectora general técnica de la Asociación.

Aprobado ajustado para la señalización horizontal

Las marcas viales del conjunto de las carreteras consiguen una nota de un 5,5, tres décimas más que del estudio anterior. En concreto, las carreteras del Estado son las que suben la nota global con un 6,4, aunque las vías regionales no se quedan atrás y se sitúan también en el aprobado con un 5,2. Esto supone que se ha superado el cambio de tendencia que pronosticaba el informe precedente y las carreteras del Estado han recuperado el aprobado alto dentro de la calificación de "aceptable".

Tal y como declaró de la Peña González, aún queda mucho por hacer. Concretamente, el informe concluye que deberían repintarse las marcas viales de 40.000 kilómetros de carreteras en España, un total de 4.350 kilómetros en el caso de la red del Estado, y cerca de 35.500 kilómetros en las vías autonómicas. El coste total de esta actuación asciende a 77 millones de euros (8 y 69 millones, respectivamente). Por regiones, destaca la mejora de Murcia, Castilla-La Mancha, Madrid y Extremadura.

Leve empeoramiento en las barreras de seguridad

Respecto a su estudio precedente, la AEC ha observado un leve empeoramiento de las barreras metálicas en este último informe, lo que significa que tanto las carreteras Estatales como las Autonómicas continúan con la calificación de "deficiente": las primeras se afianzan en el 4,6 y las segundas pasan del 4,6 al 4,3. La AEC estima que con 229 millones de euros de inversión (un 21% más que en 2013) contribuirían a mejorar este elemento. Una cifra que se distribuye en 75 millones para las barreras de la Red del Estado y 154 millones para las instaladas en la Red de las Comunidades Autónomas. Resulta llamativo que en la comparativa por regiones ninguna consigue el aprobado en la auditoría de la AEC.

foto
xxxx

“El indicador territorial del estado de balizamiento es uno de los puntos más optimistas”

Con estas palabras explicó de la Peña González el estado de balizamiento, el único elemento del equipamiento vial que goza –como tradicionalmente- de buena salud en ambas redes. Esto ha sido así siempre excepto el año 2013, que supuso un punto de de inflexión en esta tendencia, cuando hitos de arista, captafaros, paneles direccionales y balizas experimentaron un leve descenso en sus habituales buenas calificaciones. Este hecho ha quedado en un mero acontecimiento, pues los últimos datos puntúan con un 7,7 al balizamiento de la Red del Estado, y con un 6,8 el de las carreteras autonómicas.

Datos y evolución negativa respecto a la iluminación

Según apunta el estudio de la AEC, realizado en colaboración con la Asociación Nacional de Fabricantes de Iluminación (Anfalum), tan sólo el 11% de las luminarias en funcionamiento registran rangos adecuados de iluminancia, un dato cuanto menos preocupante ya que este tipo de equipamiento resulta imprescindible para la seguridad en la circulación vial nocturna.

El informe analiza los parámetros medios de iluminancia (cantidad de luz que llega al pavimento) y uniformidad (homogeneidad de dicha luz). En este sentido, concluye que el 89% de las luminarias, en el primer caso, y el 50% en el segundo, registran rangos no adecuados. Del 89% de las luminarias que registran rangos inadecuados de iluminancia, el 11% lo son por exceso (afectando a la eficiencia energética) y el 78% por defecto (repercutiendo en la seguridad del tráfico).

Por su parte, la falta de uniformidad en la iluminación, que también supone un factor de riesgo al generarse oscuridad entre áreas iluminadas (claroscuros), se detecta en la mitad de las luminarias en funcionamiento. En la inspección realizada en 2012, los porcentajes de iluminancia y uniformidad incorrectas respecto del total de luminarias en funcionamiento se situaban en el 59% y el 24% respectivamente. Y en 2014, en el 82% y el 39%.

“Debemos hacer algo con las políticas de iluminación porque estamos obteniendo datos muy negativos y una evolución también muy negativa”, manifestó Elena de la Peña González y concluyó recordando la necesidad de cambiar las partidas presupuestarias que hay o “desgraciadamente en el año 2020 nos encontraremos en una situación muy preocupante respecto al estado de nuestras carreteras”.

Empresas o entidades relacionadas

Asociación Española de la Carretera

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con las condiciones de uso.

TOP PRODUCTS

Emsa

Molinos de impacto Mobifox

Emsa

Maropsa

Doble tratamiento superficial

Maropsa

Emsa

Molinos de impacto Mobifox

Emsa

HJM

Cargadoras de ruedas compactas

HJM

ENLACES DESTACADOS

Trafic - IFEMA - Feria de MadridMunicipalia - Fira de LleidaAminer

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

Sí, Lean sí es para mí

El mayor potencial que se desprende de la implantación del Lean a nuestras organizaciones es el efecto catalizador, transformador e iluminador que consigue

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS