Roan valora el mercado nacional industrial

29/05/2007

Con un análisis sobre el pasado ejercicio, apunta hacia dónde se dirige el presente año

foto
En su informe Valoraciones 2006. Tendencias 2007, la consultora analiza la situación actual en zonas como Madrid, Barcelona o Zaragoza y recoge sus experiencias en 2006. Una de las principales conclusiones del análisis es que, desde el punto de vista inmobiliario, el mercado sigue vivo, pero con un ritmo más sereno.

Por zonas, Zaragoza destaca por su situación geográfica privilegiada, con una excelente comunicación, tanto por carretera como ferrocarril, con el resto de España, y por el desarrollo inmobiliario que se está produciendo, en parte como consecuencia de la Exposición Universal que la ciudad organiza para 2008.

El impulso inmobiliario es especialmente importante en el sector industrial, donde los proyectos de la plataforma Pla-za, el Parque Empresarial Empresarium y el Parque Tecnológico de Reciclado lideran el mercado. A la oferta se puede sumar, además, el polígono Centrovía, ubicado en la población de La Muela, próxima a Zaragoza. Asimismo, Roan apunta también un incremento de la oferta y la demanda en la periferia de la ciudad, mientras que en los polígonos existentes aprecian una tendencia generalizada a la subida del precio de suelo y de la nave industrial.

Omar Raslán, Director de Terciario de Aragón y La Rioja, analiza en un artículo el boom que supone la Expo en la compra de suelo. En este sentido, apunta que, actualmente, la “venta se rige por cinco variables: el exceso de oferta en naves; la falta de demanda; la ausencia de suelo en la capital; el suelo promovido por estamentos oficiales; y la subida de precios un 10 por ciento en 2006”. El exceso de oferta que apunta se debe, principalmente, por la gran cantidad de promotores que compraron suelo a precio competitivo en los nuevos polígonos desarrollados (Pla-za, Empresarium o Centrovía), mientras que, a la vez, la demanda actual es muy limitada. Asimismo, falta suelo en la capital propiamente, si bien apunta que “cuando haya una nueva revisión del plan general de ordenación urbana, volverá a existir suelo industrial”, hasta entonces el suelo recalificado está casi todo vendido y, en los polígonos antes mencionados, casi no queda. Además, otro factor a analizar es que el suelo industrial en los pueblos cercanos está, principalmente, promovido por entidades oficiales, lo que supone un precio no competitivo (“casi regalado” para que las empresas se instalen y generar puestos de trabajo), y la subida, respecto al 2005, de un 10 por ciento, una subida mínima en 2006 debido a la fuerte competencia.

En cuanto a Barcelona y Madrid, el informe apunta que el mercado industrial se está focalizando cada vez más, y desde hace tiempo, en su periferia. Así, el eje vertical del Baix Llobregat y la AP-7 son las zonas más demandadas por la pequeña y mediana empresa. En su artículo, Carlos Raurell, Director de Industrial de Catalunya, destaca que los planes urbanísticos de Barcelona, tanto en la Zona Franca como Poble Nou, hacen que la demanda de metros cuadrados fuera del área metropolitana haya crecido, y siga creciendo en 2007. Según apunta, “se puede decir que hay un déficit de oferta, sobre todo en venta, para hacer frente a la fuerte demanda provocada por la obligación de abandonar lo que hasta hoy eran sectores industriales cerca de la zona urbana”. Precisamente esto ha propiciado que los precios en 2006 incrementaran considerablemente en la primera corona de Barcelona, y las previsiones apuntan que en 2007 lo sigan haciendo. Además, se apunta que la logística tiende a buscar ubicaciones en otras provincias, como Tarragona y Girona, donde el precio de suelo es más asequible sin perder situación estratégica. Aún así, afirma que “hay que ser optimistas ante el horizonte que se avecina en el sector industrial”.

Por otra parte, Gabriel Soler, Director Nacional de Industrial, hace un análisis general sobre la oferta y la demanda en la Comunidad de Madrid, con dos características a valorar: las zonas de potencial desarrollo (oferta) y las ubicaciones preferidas por los empresarios (demanda).

Por zonas, la sudeste destaca como gran reserva de suelo, con casi la mitad de su superficie total u un montante absoluto de más de 700 millones de metros cuadrados brutos. La zona nordeste es la segunda zona por potencial de desarrollo, con un 35,2 por ciento de su superficie todavía reclasificable. En cambio, el sur metropolitano aún no dispone de un gran potencial (un 22 por ciento recasificable). Además, las ubicaciones preferidas por los empresarios (18 por ciento) son Municipio de Madrid y el Sur Metropolitano.

En cuanto a la demanda, la Comunidad de Madrid se caracteriza por desarrollar una gran actividad empresarial en el sector servicios, con un 86,94 por ciento de las empresas. Finalmente, respecto a las zonas demandantes de suelo, Soler indica que hay cuatro grandes usos a diferenciar: suelo para logística y almacenaje; suelo para naves y plantas industriales; suelo para centros comerciales; y suelo para edificios de oficinas.