Posicionamos su web SEO / SEM

Reus triplicará su suelo industrial urbanizado en los próximos 6 años

03/01/2007
Prevé generar una media de 60 hectáreas de suelo industrial.
foto
La localidad de Reus prevé generar una media de 60 hectáreas de suelo industrial y empresarial urbanizado en los próximos seis años hasta conseguir en el 2011 la cifra de 600 hectáreas desarrolladas marcadas por el Pla General d’Ordenació Urbana (PGOU) aprobado en febrero de 1999. Esto significa que en este periodo Reus habrá multiplicado por tres el suelo industrial urbanizado, que, en la actualidad, es de 175,51 hectáreas. O lo que es lo mismo, que en dos años y medio, Reus habrá generado el mismo suelo industrial que en toda su historia y que en seis años se podrán ubicar en el municipio el triple de empresas que actualmente se encuentran instaladas en los diferentes polígonos industriales.

De hecho, desde la entrada en vigor del Pla General d’Ordenació Urbana (PGOU) el 1999, ya se han generado 101,96 hectáreas urbanizadas, un 40% más de las que había antes, 73,55.

Las cuatro grandes áreas donde se está desarrollando más suelo industrial son la zona Agro-Reus (Área industrial más consolidada de la ciudad que limita con la vía del tren y la variante de la N-420. Cuenta con 73,27 hectáreas en fase de desarrollo), la zona Nord-Este (60,6 hectáreas repartidas entre la carretera de Montblanc, la variante este y la autovía de Tarragona), la zona TecnoParc (130,8 hectáreas situadas entre las autovías de Tarragona, la N-340 y la carretera de Cambrils), y la zona Sud (172,7 hectáreas entre la autopista y la antigua N-340).

Por otro lado, ya se ha inaugurado la urbanización de las primeras 42 hectáreas de la Central Integral de Mercaderies (CIM) del Camp, situadas en el término municipal de Reus, que está destinada a ser la segunda plataforma logística de Catalunya después del Puerto de Barcelona y que, según un estudio elaborado por la Universidad Autónoma de Barcelona por encargo del Departament de Política Territorial i Obres Públiques de la Generalitat, esta primera fase de la CIM creará casi 3.500 puestos de trabajo y tendrá un impacto económico sobre el territorio valorado en 149 millones de euros.