Clapé presenta su nueva parque logístico de Barcelona, AP7 Llinars Park

20/10/2006
foto
AP7 Llinars Park, ubicado en el término municipal de Llinars del Vallés (Vallés Oriental), a escasos 25 minutos de Barcelona, con 2 kilómetros de fachada a la autopista AP7, y con entrada y salida directa a las principales vías de comunicación, es el nuevo parque logístico de Clapé en Barcelona. El nuevo complejo destaca por sus cerca de 400.000 m2 de suelo, el cuidado diseño y la estética homogénea de todos sus edificios industriales, los acabados de gran calidad, así como por las instalaciones y servicios que ofrece a sus usuarios, dentro del mismo parque o en sus inmediaciones: hotel, restauración, área de servicio, tienda de conveniencia, quiosco, Service Center, seguridad, centro deportivo, oficina bancaria, etc.

El parque dispone de un área especialmente pensada y diseñada para empresas logísticas y de almacenaje, en régimen de venta o alquiler, con plataformas logísticas de hasta 30.000 m2 compartimentables según las necesidades de los clientes, en módulos a partir de 500 m2. Todas las plataformas disponen de una gran diafanidad con tramas de pilares de hasta 40 metros, alturas libres de 10,5 metros, 1 muelle de carga cada 1.000 m2 de almacén y amplias playas de maniobra para camiones. AP7 Llinars Park contará también con un área pensada para actividades industriales donde se ha diseñado una zona específica de vivero de empresas que permita el nacimiento de nuevos negocios, y una zona donde será posible la implantación de Grandes Corporaciones que precisen más de 20.000 m2. Está previsto que empresas del sector de la electrónica, farmacéutico, cosmético, automoción, alimentación y bienes de equipo se implanten en el parque.

El Grupo Clapé inició este pasado mes de mayo las obras de urbanización del parque. Con una inversión prevista de 106,14 millones de euros, se espera que a mediados del 2009 el parque esté totalmente consolidado, trabajando en el mismo, más de 3.000 profesionales.

foto
Por otro lado, conocedores de la problemática que supone la realización de las obras de adecuación interior (instalación eléctrica, voz-datos, contraincendios, seguridad, distribución interior, pavimentos, mamparería, licencia ambiental, etc.), Clapé ha decidido potenciar su división “Adapta”, centrada en ofrecer únicamente a sus clientes la posibilidad de entregar el edificio totalmente acondicionado (“llaves en mano”), factor determinante que les permite acortar los plazos de entrega, optar a materiales de mejor calidad al mismo precio y dedicarse a lo que realmente saben hacer, gestionar su negocio.