Nace la UPIC, Unión de Polígonos Industriales de Catalunya

Esther Güell / Montse Buil18/07/2005

Impulsada por las cámaras de comercio, supone de creación de una entidad única para el fomento de la promoción industrial.

En el mes de julio de 2005 tuvo lugar el acto de presentación de la UPIC (“Unió de Polígonos Industrials de Catalunya), de la mano del Excelentísimo sr. Miquel Valls, presidente del Consell General de Cambres de Catalunya, Josep Miquel Aced, presidente de la entidad, y el Honorable Joaquim Nadal, Conseller de Política Territorial y Obras Públicas de la Generalitat, quien cerró el acto.

La UPIC nace de la necesidad de crear una unidad coordinada de todos los polígonos existentes actualmente en Catalunya, cifrados en unos 500 (a pesar que en número de áreas industriales es mucho más alto) e impulsada conjuntamente por las camaras de comerció catalanas, y formada finalmente por las cinco cámaras de comercio, el Consell General de Cambres de Catalunya y 12 asociaciones de polígonos ya existentes. Según sus impulsores, en los polígonos donde existe una asociación, el estado de conservación del mismo es mucho mejormás elevada que en el resto, una evidencia que impulsó a diseñar y desarrollar la UPIC.
Según Miquel Valls, la UPIC se crea para que “Catalunya sea una nación industrial”, constituyendo una gran asociación que deberá mejorar y facilitar el correcto funcionamiento de los polígonos industriales.

En general, los principales problemas detectados en los polígonos son, además del alto coste de los terrenos, unas infraestructuras deficientes, una movilidad inadecuada, la señalización prácticamente nula, una seguridad precaria, trabas administrativas, costes administrativos en alza sin contrapartidas (por ejemplo, no se corresponden las tasas impuestas con los servicios ofrecidos) y duplicidad de servicios privados por falta de servicios públicos.

Así, los ejes básicos del UPIC serán conseguir que todos los polígonos cuenten con un interlocutor único que represente las problemáticas comunes y propias de los distintos enclaves industriales. Asimismo, ofrecerá servicios orientados a las necesidades de las entidades, como el asesoramiento jurídico, información y secretariado. Asimismo, pPara desarrollar sus objetivos, la UPIC ha establecido cinco prioridades de actuación, como son: estado de conservación, medio ambiente, movilidad, seguridad y territorio. En el primer caso, la falta de servicios da muy mala imagen de lo polígonos, lejos de la idea de sociedad avanzada que sería deseable, por lo que la UPIC propone desde fomentar convenios de colaboración entre las asociaciones de polígonos hasta difundir el asociacionismo en el mismos polígonos e incentivar la creación de centrales de compras y servicios entre las entidades asociadas a la UPIC. En lo que se refiere al medio ambiente, su propuesta pasa por diseñar líneas de actuación que favorezcan la mejora medioambiental, manteniendo contactos constantes con las autoridades de este campo y simplificando el sistema de concesión de licencias. En cuanto a la movilidad, la UPIC pretende mejorar el transporte tanto de personas como mercancías, mejorar las señalizaciones y los accesos y buscar una combinación inteligente de los diferentes medios de transporte según el territorio.

Por lo que respecta al tema del territorio, desde la UPIC se considera que la mayoría de los municipios que quieran ser considerados “núcleos de desarrollo económico” deberán haber hecho una reserva suficiente de suelo donde poder desarrollar la actividad industrial. Además, los precios del suelo industrial, la falta de éste y cierta especulación actúan como factores negativos que no ayudan ni al crecimiento ni al desarrollo industrial, sino que provocan la deslocalización hacia otras áreas más atractivas. En este sentido pues, es necesario dotar a los polígonos de servicios comunitarios que atraigan la ubicación de nuevas industrias, dotándolos de instalaciones de agua, telefonía, etc., necesarios para su desarrollo. La UPIC también propone otras medidas como elaborar un censo de polígonos industriales que facilite la información sobre calidad, características y estado actual, velando además por un urbanismo ordenado del espacio.

En conclusión, la UPIC quiere ser “la unión de todos aquellos que defienden, en el territorio, las mejores condiciones para poder desarrollar la actividad industrial, de la forma más eficiente, más sostenible y más adecuada para la Cataluña industrial del s.XXI”.

foto

El Conseller Joaquim Nadal por su parte fue el encargado de cerrar la conferencia y en su intervención comentó que la creación de la UPIC era necesaria para aprovechar sinergias que de otro modo se pierden. En este sentido, apuntó que para conseguir la unión de los polígonos catalanes es necesario que cada uno de ellos se una en relación con la administración pública más próxima, en alusión a los ayuntamientos. En su opinión, “no existe Estado del Bienestar si no existe una economía productiva”, apuntando que el nacimiento de la UPIC supone un nuevo modelo industrial en Cataluña; “la voluntad del Govern es definir unas lineas claras allí donde existen sectores industriales punteros”. En este sentido, apuntó que el Institut Català del Sòl (INCASOL) creó ya un programa para 2005-2008 donde se contempla la creación de 1.480 nuevas hectáreas de suelo industrial, con una inversión de unos 1.000 millones de euros. Los criterios a seguir son reforzar la localización estratégica en 20 polígonos y realizar actuaciones más dispersas en el territorio.
Asimismo, recordó que la Ley de Urbanismo modificada a finales de diciembre de 2004 incluye la movilidad y accesibilidad como condiciones indispensables para la creación de un nuevo polígono industrial. Hasta el momento, se están realizando 28 actuaciones de carácter experimental donde se potencia el uso del transporte público.

Ante la cuestión del precio del suelo industrial, Nadal apuntó que el objetivo es hacer converger la demanda de polígonos con la localización de éstos, pero mientras la demanda no se reduzca, y siga siendo un refugio para el dinero, el precio no se reducirá. Aún así, apuntó que intervenir en la rebaja del precio del suelo industrial no es una prioridad del Govern, dado que nos encontramos dentro de una economía de mercado.

foto

Empresas o entidades relacionadas

Cambra Oficial de Comerç, Indústria i Navegació de Barcelona