Posicionamos su web SEO / SEM
Aeronáutica - Automoción

Aluminio en defensa del metal

Redacción MU15/04/2002
A veces tiene más sentido desarrollar y refinar los materiales básicos existentes que inventar completamente otros nuevos. Los métodos productivos están ya de sobre probados con los materiales tradicionales. A lo largo del tiempo, estos métodos han sido mejorados tanto desde el punto de vista técnico como económico. Se dispone de información suficiente sobre el comportamiento a largo plazo de estos materiales y existe también un régimen de aseguramiento de la calidad.
foto
Algunos se han atrevido a presentar estructuras en materiales plásticos.

Los especialistas están constantemente trabajando para desarrollar los llamados materiales de ingeniería. Éstos han sido diseñados para aplicaciones muy específicas y, como tales, combinan propiedades que son imposibles o muy difíciles de conseguir mediante los materiales convencionales. En muchos casos, ofrecen a los diseñadores e ingenieros la posibilidad de diseñar y elaborar productos por vías nuevas.
Pero una cosa está clara. No es necesario reinventar la rueda cada vez que un fabricante necesita un material para una aplicación poco habitual o muy exigente desde el punto de vista de las prestaciones. Muchos materiales convencionales poseen propiedades de resistencia o prestaciones que, simplemente, todavía no han sido explotadas. Un buen ejemplo de esto son las aleaciones de aluminio, responsables en buena medida de algunos de los éxitos logrados por la industria en los últimos años. Ya se sabe que el fabricante de coches Audi produce cada vez más modelos con la carrocería de aluminio. Pero el uso de este material en el automóvil sobrepasa con mucho este ámbito. Son cada vez más los componentes funcionales que se someten a elevadas tensiones que se realizan con aluminio.
La industria se expande con rapidez y en el año 2000, los miembros de la asociación que agrupa a la industria del aluminio, la GDA, experimentaron un incremento del 10 por ciento con respecto al año anterior. Según esta misma asociación, el 41% de la producción de sus empresas miembro se dirige al sector de transportes.
No son sólo los diseños revolucionarios los que recurren al aluminio por su brillo, resistencia y facilidad de reciclado. Cuando se diseñaron las primeras carrocerías, los ingenieros tuvieron que desarrollar nuevas técnicas de sujeción y de producción. Pero otras aplicaciones no eran tan complejas. Los componentes forjados del chasis de aluminio, por ejemplo, pueden ser utilizados para reemplazar piezas convencionales de fundición gracias a su alta resistencia y la calidad del proceso de fabricación. Las técnicas de soldadura mejoradas permiten la configuración de montajes complejos que aportan ventajas económicas y técnicas sobre otros materiales.

foto
El aluminio se viene utilizando en el automóvil desde hace algún tiempo.
Las técnicas de soldadura mejoradas permiten la configuración de montajes complejos que aportan ventajas económicas y técnicas sobre otros materiales
foto
El aluminio reduce notablemente el peso total del coche.
Muchos materiales convencionales poseen propiedades de resistencia o prestaciones que, simplemente, todavía no han sido explotadas

Solucionar problemas en la industria

Los nuevos desarrollos suelen limitarse a menudo a la industria del automóvil y sus proveedores, donde la necesidad de innovar es particularmente fuerte. Pero otras industrias, como la de la ingeniería mecánica, se añadirán pronto a la corriente. Muchas empresas diseñan y producen componentes de aluminio y submontajes de gran complejidad y elevadísima resistencia. Esto resulta en una reducción muy significativa de peso y un mayor nivel de integración funcional, requiriendo menos piezas por montaje y por lo tanto proporcionando grandes ahorros en tiempo y costes. Este tipo de factores cada vez son más apreciados por los fabricantes de todos los sectores, tanto de la ingeniería mecánica o la ingeniería de plantas, como de la industria de las aplicaciones.
El aluminio es especialmente eficaz cuando sus propiedades son explotadas al máximo. Y esto se logra con la colaboración de los fabricantes del producto y los especialistas en metalurgia y en procesos. Todo ello demuestra que los metales todavía tienen un papel importante que jugar en el progreso de la tecnología.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Polusólidos 2017Fitmaq 2017 Bilbao

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS