Tras 40 años de historia, la empresa sigue siendo un negocio familiar

Hydrauliek Morreels apuesta por un buen equipamiento para suministrar a Caterpillar Belgium

Redacción MU29/11/2007

Según Hydrauliek Morreels, un fabricante belga de cilindros y válvulas de control hidráulicas, el secreto que se esconde tras sus largas relaciones con la empresa americana de equipos para minería y construcción Caterpillar consiste en su elección por las máquinas-herramientas. Cuenta con siete máquinas-herramientas CNC de Haas que la empresa ha ido comprando desde 2002.

Hydrauliek Morreels fue creada en 1968 por el matrimonio Lucien y Marie-Odile Morreels y se encuentra establecida en Ronse, a unos 70 kilómetros al oeste de Bruselas, cerca de la frontera francesa. Tras vivir con bajos sueldos y largas horas de trabajo como empleado de una empresa local, Lucien decidió comprar una máquina-herramienta y aprender por sí mismo el modo en el que se podrían mejorar sus resultados. Casi 40 años después, Morreels sigue siendo un negocio familiar, con su hijo Hendrik encargado de la organización de los talleres y su hermano mayor Filip como director técnico. Tanto Lucien como Marie-Odile siguen participando activamente en el funcionamiento de la empresa.

Caterpillar Belgium S.A. por su parte cuenta con más de 4.400 empleados locales, cargadores de construcción, excavadores hidráulicos y motores diésel, al igual que con componentes como los cilindros hidráulicos, las válvulas, los engranajes, los ejes y los husillos. Para probar sus válvulas, el departamento de I+D compró bancos de pruebas de diagnóstico realizados por Hydrauliek Morreels. Hoy en día, Morreels realiza sus bancos de pruebas de varios tamaños para distintos clientes: En total, unos 2.000 al año, generando casi el 60 por ciento del volumen de negocios de la empresa.

“No hay muchas fábricas que tengan el mismo tamaño de la fábrica Caterpillar en Gosselies (Bélgica)” dice Hendrik. “Caterpillar es nuestro mayor cliente, y por ello, debemos asegurarnos de ofrecerle un servicio incomparable, utilizando la tecnología de producción más rentable que se encuentre disponible.”

Morreels se refiere especialmente a las siete máquinas-herramientas CNC de Haas que la empresa ha ido comprando desde 2002. Al igual que los equipos de desplazamiento por tierra de Caterpillar, las máquinas de Haas se utilizan en todo el mundo, pero proceden de los Estados Unidos.

foto

Valor estadounidense

A pesar que en 2002 la maquinaria de Haas era desconocida para Morreels, pronto apostaron por la calidad y la competitividad de los productos norteamericanos. Así, la empresa compró en un primer momento un torno SL-30 de gran diámetro y posteriormente un centro de mecanizado horizontal HS-1R. A éstos le siguió en poco tiempo otro torno SL-30 de gran diámetro (con mecanizado activo), otro centro de mecanizado horizontal HS-1, un torno SL-20, un torno SL-40 de bancada larga, una fresadora Toolroom, que constituye una de las máquinas pequeñas más recientes y más conocidas de Haas, y por último, un centro de mecanizado vertical VF-2.

El SL-40 de Haas en Morreels crea piezas de gran diámetro, alcanzando algunos los 750 milímetros. Además, el SL-40 también se utiliza para realizar orificios profundos en trabajos destinados al gigante de la industria del acero Arcelor. El orificio de 14 milímetros se realiza en el vástago del cilindro, a una profundidad de 960 milímetros, con una desviación máxima de tan sólo 0,1 milímetros, permitida en la parte inferior del orificio. El orificio se utiliza para instalar un sensor de posición linear, necesario para sincronizar varios cilindros.

Cada día se realizan hasta 40 orificios. La duración del ciclo es de aproximadamente 15 minutos, a una velocidad de cortado de 1.400 revoluciones por minuto y un avance de 0,03 milímetros/vuelta en materiales como el acero inoxidable AISI431 y el acero de aleación 42CrMol.

“Solíamos subcontratar esta función concreta, y a continuación, nos dimos cuenta de que podíamos hacerla por nosotros mismos utilizando el SL-40, así que nos lo llevamos para trabajar en nuestras fábricas. De este modo, podemos controlar la calidad y aumentamos nuestra flexibilidad,” afirma Hendrik.

Los centros de mecanizado horizontal de Haas se están utilizando para la producción de múltiples partes de cilindros y bloques para varios clientes, mientras que la fresadora Toolroom se utiliza principalmente para el trabajo de la segunda etapa como el mecanizado de las hendiduras de las llaves hexagonales en los vástagos de los cilindros.

“Las máquinas de Haas han permitido que Morreels pueda ofrecer una mayor flexibilidad y una entrega más rápida a nuestros clientes,” concluye Hendrik. “Ahora tenemos muchas oportunidades que no existían antes de que comprásemos la máquina, como por ejemplo, podemos cortar piezas mucho más grandes. En la época de la consolidación industrial, en la que no se necesitan muchos proveedores, junto a la amenaza permanente que supone la deslocalización, la tecnología de Haas nos ayuda a permanecer competitivos.”

foto
foto
foto
foto

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Polusólidos 2017Fitmaq 2017 Bilbao

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS