“Hoy la norma es el pedido urgente y la tecnología debe ayudarnos a cumplir los plazos”

Entrevista a Carlos Barrero, de la oficina técnica de Mac-Model

Esther Güell15/04/2013
Fundada en 1985, Mac-Model es una empresa que trabaja para el sector de moldes, utillajes, matrices y modelos de fundición para automoción, un sector que les permite cubrir casi el 100% de su capacidad de producción. Un negocio familiar que Carlos Barrero y su hermano Juan llevan con tenacidad y con una fórmula que, hasta el momento, les ha dado sus frutos: calidad y rapidez de entrega. Para ello cuentan con una ayuda inestimable, un parque de maquinaria al que en poco más de año y medio se han incorporado dos Gentiger, de la mano de Maquinser.
foto
En la imagen, Carlos Barrero ante la GT-105 que Mac-Model adquirió a Maquinser hace uno año y medio.

Si bien en los ‘buenos tiempos’ trabajaron para sectores variados, hoy en día su producción se dirige principalmente a la fabricación de moldes para automoción. Igualmente, tanto los prototipos como las matrices son para este sector. “El 90% de nuestra producción va destinada a la automoción, que combinamos con la fabricación de moldes para valvulería hidráulica. Y aunque hemos trabajado con muchos materiales, incluso madera, básicamente hoy sólo nos dedicados al acero. Nuestros clientes son empresas de fundición, quienes a su vez trabajan para los fabricantes de automóviles.

Creciendo, pese a todo

“No la hemos notado, incluso hemos crecido”. En épocas donde cada día se lee y oye una mala noticia, sino dos, relacionada con el empleo, oir a empresas confirmar su crecimiento casi suena a música celestial. Sin embargo, nos nos engañemos, nada es fruto del azar y sí del trabajo constante y la búsqueda de nuevas máquinas, tecnologías y recursos que permitan cumplir con las exigencias de los clientes. Hoy, cuando ya no se vende ‘todo’, hay que ganarse más que nunca al cliente. Por ello, cuando decidieron ampliar su parque de maquinaria, y tras valorar varias máquinas posibles, se decantaron por la marca Gentiger, aconsejados por Maquinser. “En un año y poco más hemos incorporado dos máquinas y más personal. Hoy somos 11 personas”, nos explica Carlos.

Dos máquinas que les convencieron por el nivel de acabado que ofrecen: “Hay trabajos que exigen trabajos muy delicados y estas máquinas nos permiten trabajar con detalle”.

Pero también jugó un papel imporante la atención comercial, además de la capacidad, rigidez estructural y precisión de la propia máquina, lo que les llevó a optar por estas Gentiger. Concretamente una GT-105 hace año y medio y una GT-175 más recientemente. “Maquinser nos ofrece un buen sevicio y una respuesta rápida y cuando buscábamos nuevas máquinas éstas nos convencieron en comparación con otras similares en cuanto a precisión y capacidad. No las conocíamos de antes y fue a través del departamentocomercial de Maquinser que nos las ofrecieron. Las pudimos ver en sus instalaciones y lo cierto es que nos terminaron de convencer”.

foto
Mac-Model ocupa actualmente una nave industrial en el polígono de Bufalvent, en Manresa, donde se trasladaron el año 2000.

“Son máquinas fáciles de utilizar que no nos han supuesto un esfuerzo para manejarlas. Además, van equipadas con control Siemens (aunque pueden equiparse con Heidenhain o Fanuc) que ya conocíamos, lo que facilita el mecanizado a pie de máquina, pese a que en Mac-Model trabajamos mediante CAD-CAM —dibujamos la pieza en 3D, programamos el mecanizado en 3D y este programa se envía por red—.

Tras esta experiencia, no tienen inconveniente en ‘repetir’ con Gentiger y Maquinser, distribuidor con el que trabajan desde hace año y medio gracias al primer modelo que adquirieron. Pero la experiencia hasta ahora, y el servicio recibido, les convencen a la hora de plantearse una nueva adquisición. “El trato humano es importante, y la capacidad de los técnicos los valoramos mucho. Es bueno que el técnico sepa de qué habla y que aporte soluciones, además de la velocidad de reacción ante cualquier adversidad”.

Trabajar para el sector automoción supone cumplir con una serie de requisitos y adecuarse al modo de trabajo de las fundiciones con quienes trabajan. En Mac-Model saben, además, que la confidencialidad y la ‘receta secreta’ de cada cliente debe permanecer en la ‘oscuridad’: “La mayoría de fundiciones trabajan para los mismos grupos, sean Volvo, Ford, Seat, etc. con lo que garantizar la confidencialidad de las piezas producidas es una exigencia que debemos cumplir. Por otra parte, estas empresas exigen altos niveles de calidad así que nos auditan para certificar que podemos trabajar para ellas, sin tener la norma ISO. Por ejemplo, contamos con un certificado A de uno de nuestros clientes”.

foto
Detalle del interior de una Gentiger, una máquina con base y columna más rígidas y dimensionadas que en los tradicionales centros de mecanizado de mesa en cruz.
Gentiger solamente fabrica centros de mecanizado destinados al sector del molde, modelos, matrices o mecanizados de precisión, con ello logra una especialización en este sector. No fabrica centros de mecanizados clásicos, es decir, de mesa en cruz, sino que todas sus fabricadas son de tipo semi-pórtico o pórtico, de este modo se consigue una gran precisión y calidad de acabado en las piezas.

Gentiger dota a sus máquinas de cabezales de transmisión Directa (DDS), no instala cabezales con transmisión a correas en ningún modelo. La base y columna de la máquina son mucho más rígidas y dimensionadas que en los tradicionales centros de mecanizado de mesa en cruz, dándo una mayor estabilidad y en definitva precisión a las máquinas.

Gentiger dispone de una amplia gama de modelos que se adaptan a las piezas del cliente, siempre manteniendo la misma filosofía, estuctura de máquina semi-pórtico o pórtico, gran rigidez y alta precisión en el acabado.

foto
Ambos modelos trabajan con controles Siemens, aunque también podrían dotarse con controles Heidenhain o Fanuc.

¿Para cuándo dice que lo quiere?

Carlos Barrero nos explica que la urgencia hoy es su pan de cada día. “Ahora predomina el pedido ‘urgente’. Al no haber stock, cuando se aprueba la realización de una pieza la demandan con urgencia, y eso nos exige una alta equipación técnica para poder cumplir con los plazos extremadamente ajustados con los que trabajamos. Y las Gentiger nos permiten esta velocidad de ejecución”. Los plazos de entrega de Mac-Model, por ejemplo en utillajes, son de 3 a 5 semanas, e incluso menos según la pieza. “Este es uno de nuestros ‘secretos’ para mantener el ritmo de trabajo: calidad y plazo de entrega”.

Mac-Model trabaja casi al 100% de nuestra capacidad. Sin embargo, no se cierran ante la posibilidad de entrar a trabajar en otros sectores ‘de futuro’, aunque lo cierto es que el sector de la automoción los ‘llena’. “Es al que nos dedicamos desde siempre y conocemos al dedillo. Igual que la valvulería, donde los clientes también nos valoran por nuestra experiencia”. En este sentido, recientemente han empezado a trabajar con un importante grupo de matricería, para el sector de la automoción, que ha confiado en ellos por los plazos de entrega y la calidad de acabados.

foto
En Mac-Model son especialistas en la fabricación de moldes, matrices, utillajes y modelos para fundición especialmente para el sector de la automoción.

Empresas o entidades relacionadas

Maquinser, S.A.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Polusólidos 2017Fitmaq 2017 Bilbao

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS