Posicionamos su web SEO / SEM

Renishaw Ibérica, S.A.U. - Sondas, sensores, palpadores y detectores dimensionales

Renishaw OMP40

Sonda ultracompacta: para máquinas pequeñas y máquinas de alta velocidad

Foto de Sonda ultracompacta
La sonda OMP40 de Renishaw supone un importante desarrollo que otorga los beneficios del ajuste automático de pieza y medición durante el ciclo, a los centros de mecanizado pequeños y máquinas de alta velocidad.

Los usuarios de máquinas equipadas con OMP40 pueden ahora conseguir los ya probados beneficios de utilizar sondas, incluyendo la reducción de hasta un 90 por ciento en tiempos de ajuste, la reducción n de piezas desechables causadas por errores de ajuste y un control de proceso mejorado.

La OMP40 utiliza la ya conocida tecnología de Renishaw, pero la miniaturización de la electrónica ha permitido el desarrollo de una sonda ultracompacta, cuyo tamaño es de tan sólo 40 mm de diámetro y una longitud de 50 mm, sin reducir por ello su precisión.

La OMP40 opera con el conocido sistema de transmisión óptica de Renishaw y supone un desarrollo más de la extensa gama de productos para centros de mecanizado, como las sondas MP10, MP12 y MP700 de transmisión óptica.

La OMP40 se ha diseñado específicamente para satisfacer la demanda de utilizar sondas en centros de mecanizado pequeños y en la creciente familia de máquinas de alta velocidad equipadas con husillos para conos pequeños y HSK. Por ello, la longitud de la OMP40 es similar a la longitud de las herramientas, posibilitando el uso de sondas en este tipo de máquinas por primera vez.

La OMP40 utiliza un sistema de transmisión óptica de 360° con un rango de operación de hasta 3 metros, permitiendo su funcionamiento en cualquier orientación de husillo. El resultado es una instalación y ajuste simplificados en máquinas herramienta pequeñas, resultando apropiada para máquinas sin equipo de sonda.

En cualquier sistema de sonda con transmisión óptica, la duración de la batería es importante, y la OMP40 puede jactarse de su autonomía.

Con un uso normal, la duración de la batería puede llegar a ser de 6 meses, minimizando el mantenimiento y los tiempos de paro.

Los parámetros de uso son programables por el usuario haciendo que resulte sencillo optimizar la OMP40 para determinadas aplicaciones de máquina. La sonda sigue un único método de programación lógico, permitiendo a los usuarios programar las opciones sin necesidad de abrir el interface, eliminando así, el riesgo de dañarlo debido a la entrada de la taladrina o de alguna viruta.

Sellada para resistir en ambientes de máquina hostiles y siendo muy resistente a la toma de puntos falsos inducidos por golpes o vibraciones, la OMP40 es totalmente compatible con los sistemas ópticos existentes de Renishaw y puede usarse con alta velocidad y con rutinas de un sólo toque o con doble toque.