Linde Material Handling Ibérica, S.A. - Carretillas especiales

Linde H100, H120, H140, H150,H160, H180 Serie 359

Carretillas elevadoras diésel de gran tonelaje: capacidades de 10.000 a 18.000 kg

Foto de Carretillas elevadoras diésel de gran tonelaje
Control perfecto de la carga y excelente maniobrabilidad en espacios reducidos. Linde ha conseguido estos beneficios ubicando la cabina en una posición avanzada y optimizada, permitiendo una máxima visibilidad de las puntas de las horquillas y de la carga a través del mástil. También ha sido optimizada la visibilidad alrededor de la máquina desde el puesto del operario, gracias a la colocación de generosos paneles acristalados en las partes superior, trasera y laterales.

Asimismo, el parabrisas curvado proporciona, conjuntamente con las lunas laterales, una visibilidad ininterrumpida del entorno de la máquina.

El sistema de transmisión hidrostática en perfecta sincronización asegura una alta precisión operativa que proporciona la máxima productividad para cada situación de trabajo. El sistema de transmisión libre de escalonamientos garantiza una aceleración continuada hasta la velocidad máxima libre de sacudidas, proporcionando un funcionamiento suave y fluido. La gran precisión de funcionamiento del sistema hidrostático permite al operario tomar las cargas de forma precisa, minimizando así los daños.

La cabina está montada sobre un bastidor abatible que descansa sobre amortiguadores de goma de alta densidad. De este modo, se consiguen minimizar no sólo las vibraciones procedentes del sistema de motor y transmisión, sino también las vibraciones producidas en los procesos de manipulación de carga, proporcionando al operario un puesto de conducción confortable. El asiento del conductor está provisto de suspensión neumática, lo que proporciona una amortiguación adicional para un mayor confort.

La probada eficacia de la transmisión hidrostática combinada con la unidad propulsora confieren un alto nivel de fiabilidad al sistema de tracción. El mástil y el dispositivo de elevación han sido sometidos a exhaustivas pruebas para garantizar su resistencia y seguridad de funcionamiento, y asegurar una larga vida útil del conjunto y de cada uno de sus componentes.

El sistema de transmisión hidrostática de reconocida reputación, asegura una máxima velocidad y precisión en el trabajo. Las características operativas del sistema de doble pedal y los mandos hidráulicos del sistema Linde Load Control garantizan que el operario invierta el mínimo esfuerzo y realice el menor número de movimientos para conducir la máquina, lo que se traduce en un ahorro de tiempo, una reducción del cansancio del operario y un aumento de la productividad.