Kimberly-Klark Professional inicia en el País Vasco su proyecto mundial 'The Healthy Workplace Project'

23/04/2013

23 de abril de 2013

Crear lugares de trabajo excepcionales es el nuevo propósito mundial de Kimberly-Klark Professional. Para ello, ha diseñado la plataforma The Healthy Workplace Project, un proyecto global puesto en marcha por la multinacional ahora en País Vasco para fomentar buenas prácticas de higiene en el puesto de trabajo y lograr la motivación de los empleados cuidando su bienestar físico y mental. Hasta el momento, las medidas han logrado reducir el impacto de las “enfermedades típicas de oficina” en compañías de diferentes países, frenando el contagio de virus e incluso reduciendo el estrés de los trabajadores.
El plan se acaba de poner en marcha, y ya son numerosas las empresas andaluzas interesadas en adoptar programas para el mayor bienestar de sus empleados. “Hemos elegido País Vasco para impulsar el proyecto, ya que es una comunidad con una actividad empresarial muy dinámica. Actuar a nivel autonómico resulta más efectivo, al poder colaborar con las instituciones regionales para lograr que se establezca como un estándar el mantener, e incluso aumentar, la inversión de las empresas en higiene, limpieza y salud”. afirma Adriana Di Ippolito, responsable de Trade Marketing de Kimberly-Clark Professional Iberia, “hay compañías que, con la crisis, recortan gastos en estas parcelas, y al final esta decisión repercute de manera negativa en el bienestar de los empleados y provoca gastos elevadísimos que superan el dinero ahorrado. Es fundamental que los organismos de las autonomías apoyen la importancia de promover la productividad en las empresas a través del bienestar de los trabajadores”.
El proyecto, que se desarrolla simultáneamente en los cinco continentes, tiene como fin último crear espacios de trabajo saludables que contribuyan a reducir el absentismo laboral y motivar a los empleados y a la vez cuidar de su bienestar y aumentar su compromiso con la empresa.
Contempla tres ámbitos de actuación. El primero se orienta a identificar y explicar el problema. El segundo pone los medios, desarrollos de nuevos hábitos y uso de barreras que cortan la cadena transmisión de los gérmenes, para evitarlo. Finalmente, se contemplan diferentes acciones de comunicación y materiales divulgativos para crear una cultura saludable en el puesto de trabajo.
La implementación de este programa ofrece una serie de test que permiten identificar y mostrar a los trabajadores los “puntos de foco” en el lugar de trabajo, midiendo los niveles de “concentración de microorganismos”, en su mayoría gérmenes y virus en diferentes lugares de la oficina: puertas, barandillas, fotocopiadoras, teclados, etc.

TOP PRODUCTS

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS